Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Segunda División   -   Sección:  

El Alavés arrebata el tercer puesto al Eibar y se coloca en posiciones de ascenso a Primera División

El Recreativo unico perseguidor del ascenso
Redacción
miércoles, 27 de abril de 2005, 22:54 h (CET)
El Alavés se impuso en el derbi vasco a su vecino el Eibar y consigue de esta forma entrar entre los tres primeros clasificados de la Segunda. El Celta arrancó los puntos de Elche en un encuentro que se le antojaba difícil pero que gracias a la mala puntería de los ilicitanos deja al conjunto vigués más líder. El empate del Cádiz deja un poco más claro el tercer aspirante al ascenso sobretodo tras la derrota del Recreativo en Tenerife.

Jerónimo Torno Valero / Diariosigloxxi.com
El Elche perdió un encuentro que nunca mereció ganar el líder de la categoría ya que los franjiverdes fueron superiores en todo momento al conjunto celeste aunque pecaron de falta de puntería frente al arco contrario lo que les valió una derrota que les vale para dar el definitivo adiós al ascenso. Los celestes por su parte se llevan un valioso botín del Martínez Valero y ya cuentan las jornadas para volver a la Primera División. El partido no pudo empezar peor para los de homrbes de Josu Uribe, ya que en el primer minuto, cuando los jugadores no se habían colocado en el terreno de juego, Angel sacó un centro desde la derecha que Vryzas, solo ante Caballero, cabeceó a placer para marcar. El Elche empezó a mover el balón y a llegar con cierto peligro al portal gallego, y en una de esas llegadas Nino se plantó ante el portero vigués después de irse de su marcador, Sergio, pero Pinto le aguantó y le sacó el balón cuando se cantaba el gol en la grada. El Elche siguió intentándolo y Txiki probó fortuna desde lejos, pero Pinto volvió a emplearse a fondo, despejando de puños, para abortar el ataque franjiverde. Azkoitia, por su parte, tuvo una nueva ocasión a los veintiséis minutos, pero tropezó otra vez con el portero vigués. Tres minutos más tarde Moisés fue objeto de un agarrón en el área del Celta, cuando entraba al remate de un centro de Ismael por la izquierda, pero el colegiado no lo vio. La ocasiones siguieron sucediéndose nuevamente ante Pinto pero sin acierto por parte local.A los 36 minutos el árbitro del encuentro anuló un gol en propia puerta marcado por Sergio, por fuera de juego posicional de Moisés. Su actuación fue muy discutida por los locales. Raúl Ivars pudo empatar un partido que el Elche tenía dominado, en los instantes finales, pero cruzó en exceso cuando lo tenía todo hecho para marcar. El Celta, en la segunda parte, no se acercó a la portería de Caballero, que fue un mero espectador más. A pesar de las ocasiones creadas sólo vale el gol del Celta que anula cualquier posibilidad de ascenso del Elche antes los resultados que se dieron en la jornada y que colocan al conjunto ilicitano a diez puntos del ascenso tras encadenar una mala racha de resultados en el peor momento de la competición.

El Cádiz por su parte, sumó su tercer empate consecutivo, al no pasar del 0-0 en su visita al Polideportivo Ejido, pero pese a ello mantiene una jornada más la segunda plaza en la clasificación, mientras que el conjunto almeriense se afianza en la zona media de la tabla. En la primera parte, no hubo muchas ocasiones para abrir el marcador y todas llegaron con transiciones rápidas ante las dificultades del viento por parte del Ejido. El conjunto visitante, pese a estos avisos del equipo que entrena Pepe Mel, mantuvo sus ganas de ir hacia la portería rival y creó otras oportunidad de marcar, como una de Oli, aunque su remate fue demasiado cruzado. En la segunda parte, el partido se mantuvo con la misma intensidad de la primera y con la misma línea de juego, con dos equipos que alternaron el control del balón y las aproximaciones a las áreas, aunque el que dirige el uruguayo Víctor Espárrago lo hizo con las ideas algo mas claras. Pese a ello, el partido avanzó hacia su final, sin que ninguno de los dos equipos tuvieran la precisión suficiente de rematar bien sus acciones. En esta última fase del encuentro, el conjunto almeriense fue el que apretó más, aunque finalmente el tanto no llegó y el empate fue el resultado que pareció dejar contentos a ambos.

El Eibar se dejó remontar un partido que pronto se le puso de cara y que, sin embargo, no supo ganar frente a un Alavés al que le bastó con aprovechar dos graves errores defensivos para llevarse los puntos de Ipurúa y también la tercera plaza de la clasificación a costa del anfitrión. El derbi vasco respondió a lo esperado, en cuanto a tensión e intensidad, y los aficionados que acudieron en masa para arropar al equipo local ya estallaron de júbilo a los seis minutos, porque Silva agradeció el despeje desafortunado del meta argentino Bonano para cabecear el balón a la red visitante. El tempranero gol dio alas a los de José Luis Mendilibar, que a base de presión y de adelantar mucho la defensa dejaba casi sin opciones a los de Vitoria. El Eibar contrarrestaba con anticipación los pases interiores que buscaba de continuo un Alavés en el que sorprendió la alineación del recién llegado David Sánchez, formando tándem en el centro del campo junto al senegalés Pape Sarr. La mejor virtud de los de Chuchi Cos fue no desesperarse y esperar su oportunidad, que llegó en el minuto 41, en un despeje del ex-alavesista Karmona que tropezó en Bodipo y permitió al delantero guineano plantarse en solitario ante Iraizoz, al que batió por bajo. Quedaba un cuarto de hora para el final y el Eibar se volcó en tareas ofensivas para evitar una derrota que, a la postre, no pudo evitar, porque aunque Llorente anotó en el minuto 84, el colegiado invalidó el tanto por una acción previa. El pitido final certificó la cuarta derrota de los armeros en Ipurúa, que conlleva verse desplazado de los puestos de ascenso por un Alavés que ahora sigue la estela de Celta y Cádiz.

Recreativo, único perseguidor
El Tenerife obtuvo de forma cómoda y merecida un importante triunfo ante un Recreativo de Huelva al que impide meterse entre los tres primeros, y con el que, prácticamente, le garantiza la permanencia. La consecución del gol a cargo de Vázquez cuando sólo se llevaban once minutos de juego contribuyó decisivamente para que su equipo no sólo se asentase sobre el terreno de juego, sino que, además, dejó prácticamente aturdido a un conjunto andaluz incapaz de hilvanar una sola jugada. Tanta insistencia local por incrementar la ventaja dio sus frutos en el minutos 38, cuando Gavilán se interna por la banda izquierda y asiste para que Keko cabeceara a la red ante un atónito Luque. Con esta clara ventaja en el marcador se llegó al descanso, para reanudarse con unos bríos algo más ambiciosos por parte andaluza, puesto que con la entrada de tres de sus reservas, sobre todo con el argentino Gastón Casas, su ataque subió muchos enteros, aunque con muy poco eficiencia en los metros finales. En la recta final y con los onubenses volcados sobre la portería tinerfeña y con su retaguardia totalmente desguarnecida, llegaron dos ocasiones de Keko, primero con un disparo que atajó Luque, y luego con un cabezazo que se fue fuera, y así concluyó un choque con un triunfo que mitiga su inquieta situación extradeportiva.

El Xerez, con una alineación de circunstancias con lesionados y sancionados, no pudo pasar del empate en un partido aburrido y cumplió así ocho partidos sin ganar. La iniciativa fue de los andaluces ante un Lleida sin carácter ofensivo. El partido fue insulso. En la segunda mitad, la misma tónica. El Xerez llevó el mando. Del Pino mandó un balón a Camuñas que de cabeza hizo lucirse a Rangel. Ninguno fue capaz de crear ocasiones. Lekic estuvo a punto de abrir el marcador, en un balón que le sacó el portero visitante. Cruxat tuvo la última ocasión para el Lleida. Empate justo ante las protestas del público.

El Salamanca se acerca al descenso
El Salamanca agudiza aún más su crisis de resultados tras perder ante el filial del Málaga, en un partido en el que los jugadores unionistas apenas crearon ocasiones de gol. En los primeros cuarenta y cinco minutos del encuentro se vio muy poco fútbol y fue el Salamanca el que primero lo intento. El resto de las ocasiones de peligro durante esta primera mitad fueron en exclusiva para el Málaga B, aunque ninguna de ellas comportó demasiado. El filial malagueño comenzó la segunda mitad con aires renovados y poco a poco fue haciéndose dueño de la situación manejando el balón y el espacio casi a su antojo. El Salamanca trató de reaccionar pero lo hizo de una forma muy débil, aunque el signo del partido pudo haber cambiado si Zé Tó hubiera conseguido marcar en una jugada por la banda izquierda en la que su disparo a bocajarro se fue alto. En el minuto 56, un desafortunado despeje de Lupidio dejó el balón en el centro del área y en situación muy propicia para que Alberto consiguiera el primer tanto del encuentro. El equipo local trató de contrarrestar esta ventaja, pero las facilidades en defensa no fueron desaprovechadas por el Málaga B que en el minuto 66 volvía a marcar gracias a un rápido contragolpe que culmina Jesús Gámez con un disparo ajustado. En el último minuto del partido, Aurelio maquilló el marcador con un gol que llegó tras el saque de una falta y en un lanzamiento desde fuera del área ante el que nada pudo hacer Goitia.

Terrassa y Ciudad no salen del túnel
El Terrassa sigue una jornada más en zona de descenso, tras empatar a un gol con el Almería en un partido con pocas ocasiones y que el equipo almeriense igualó ya en tiempo añadido. Los primeros cuarenta y cinco minutos el fútbol brilló por su ausencia. En la segunda mitad la entrada de Juan Carlos en sustitución de Quique Martín dio una mayor profundidad al equipo y fue precisamente este jugador el protagonista de la jugada que propició el primer gol del partido al ser objeto de una pena máxima que el mismo se encargó de ejecutar y materializar. El Terrassa pudo sentenciar en dos acciones de Besora a las que respondió con dos grandes acciones el portero visitante. En los últimos minutos al Terrassa le pesó la responsabilidad de la victoria y ya en tiempo añadido, en una falta, Rebosio envió la pelota al fondo de la portería local después de que rebotara en un jugador y descolocara al portero Morales.

El Sporting de Gijón aprovechó la inoperancia ofensiva del Ciudad de Murcia para llevarse una victoria que le permite sumar tres puntos. La derrota supone para el Ciudad regresar a los puestos de descenso, tras media docena de semanas y con ello poner fin a una buena racha que no supo aprovechar ante un Sporting bastante conformista, pero que supo aprovechar sus pocas ocasiones de gol; mientras que los locales desperdiciaron las suyas siendo la más clara el penalti que falló el goleador Güiza. El conjunto rojillo no supo plasmar su dominio en el campo para reflejarlo en el marcador, pues desperdició numerosas oportunidades ante los asturianos que hicieron lo mínimo en los primeros compases del partido dejando que fueran los murcianos los que llevaran la responsabilidad.

El Murcia escapa del descenso y entierra las pocas opciones que aún tenía el Real Valladolid de subir a primera división tras ganar en Zorrilla en un partido nefasto de los vallisoletanos, en el que las gradas se quedaron prácticamente vacías ante la decepción de los aficionados locales, plenamente conscientes de que esta temporada ya no tiene ningún aliciente para ellos. El equipo murciano, pese a las notables bajas en defensa se fue asentando con el paso de los minutos ante un Valladolid muy flojo en ataque. Fuerte en la presión, el equipo de Casuco mantuvo siempre el orden, aunque el técnico lorquino diseñó una alineación sin banda derecha en medio campo. Sin disparos a puerta, el partido transcurrió por la senda del sopor. En la reanudación, fue el Murcia el equipo que dio más sensación de aplomo ante un Real Valladolid muy vulnerable atrás e inocuo en ataque, donde ha ido perdiendo jugadores hasta quedarse absolutamente en cuadro. Marcos Alonso intentó equilibrar el equipo con la entrada de Xavi Moré y Robles pero tampoco eso le sirvió al Valladolid para gobernar el medio campo, así que el Murcia enseñó los dientes en dos arrancadas de Iván Alonso antes de que Acciari y el propio Iván Alonso enterraran definitivamente las esperanzas de ascenso del Real Valladolid con sendos goles que dieron un merecido triunfo al Real Murcia.

Córdoba desahuciado, Pontevedra esperanzado
El Rácing de Ferrol sumó su cuarta victoria consecutiva en el Arcángel, con la que se acerca a la permanencia, al tiempo que da al traste con las esperanzas de salvación de un Córdoba que venía de ganar en casa del líder Celta, pero al que le pudo la presión y la obligatoriedad de tener que llevar la iniciativa. La ansiedad blanquiverde se puso de manifiesto desde el primer minuto, en los que el Córdoba evidenció sus problemas a la hora de crear ocasiones cuando juega ante su afición. Por su parte, el Rácing de Ferrol supo aprovecharse de esa necesidad local, simplemente mostrándose ordenado, por lo que dedicó a cerrar espacios y esperar una contra con el máximo goleador de la liga, Mario Bermejo. Se llegó al descanso, con un Córdoba que buscó más el gol, pero que acabó los primeros 45 minutos como los empezó, bastante obtuso en la creación. Así que Juan Carlos Rodríguez introdujo modificaciones al inicio de la segunda parte, al meter a un delantero como Sérvulo por el argentino Montenegro. Pero la mejoría no sólo no llegó, sino que el panorama empeoró cuando el francés Vosahlo marcaba en el minuto 53 de cabeza a la salida de un córner. Los problemas volvieron a crecer para los cordobesistas, porque ahora con el marcador a favor los gallegos jugaban más tranquilos y los locales mucho más acelerados, lo que incluso hacía pensar en que estuviera más cerca el segundo gol visitante que el empate, aunque éste pudo llegar en el min. 70, en la primera ocasión clara de todo el partido para los locales, que desperdició en boca de gol al rematar alto. De cualquier manera, y pese a jugar con cuatro teóricos delanteros, el Córdoba vio esfumarse cualquier opción de empate cuando el cordobés Curro Vacas marcaba a catorce minutos del final tras un garrafal fallo de Saja, que despejó mal fuera de su área, y el ex-cordobesita marcó a puerta vacía desde cuarenta metros, tanto que no celebró y por el que pidió perdón, pero sentenció el partido, aunque a tres minutos del final Anderson acortó distancias.

El Pontevedra parece dispuesto a pelear hasta el último minuto por la permanencia, como volvió a demostrar con su victoria por 3-1 ante el Gimnástic, en un encuentro en el que tan sólo la falta de acierto de los locales, impidió a los de Argibay sentenciar el choque con más anterioridad. Alvés, no desaprovechó un magistral centro de Capdevila para poner de cabeza a los quince minutos el 1-0 en el marcador. El gol espoleó a los locales, que en los siguientes minutos dispusieron de claras ocasiones. El gol no tardaría. Nada más iniciarse la segunda mitad, por medio de una espectacular tijereta del brasileño Charles, que llevó la euforia a las gradas de Pasaron, que tan sólo tres minutos más tarde, en el 51, se llenarían de inquietud con el tanto de Angulo, que puso de cabeza el 2-1 para los visitantes. Intranquilidad que también se vio reflejada en la actitud de los jugadores del Pontevedra, que poco a poco fueron cediendo terreno a un Nástic cada vez más crecido, aunque incapaz de marcar el tanto del empate, todo lo contrario que los gallegos, que oxigenados por los cambios, marcaron el 3-1 definitivo, tras una jugada personal de Rubén Reyes, que Cuellar introdujo involuntariamente en su portería.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris