Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Motos y circulación

Florencio Serrano (Madrid)
Redacción
sábado, 9 de abril de 2005, 22:57 h (CET)
Le escribo en referencia al artículo publicado hoy en su medio 'Las motos son invisibles', de Gregorio Morales.

Vivo en Madrid y como padre de familia utilizo el coche para desplazamientos que involucran a todos los miembros de la misma, pero para circular por Madrid utilizo la motocicleta por entender que con ello, no solo lo puedo hacer mejor (Jamás he inflingido una sola norma del código de circulación con mi moto, y la vengo utilizando desde hace más de 20 años), si no que tambien contamino menos, contribuyo de mejor forma a mejorar el tráfico en nuestra ciudad y consumo menos combustible, por no mencionar otras ventajas que tiene la motocicleta frente a cualquier otro medio de transporte alternativo.

Tambien, como usted comprenderá, soy viandante y usuario de las aceras de nuestra cuidad. Pero volviendo al tema, quisiera informarle al señor Gregorio Morales que el impuesto de circulación que pago por mi moto viene siendo un promedio de 125 € al año, que cada vez que la dejo en un parking pago religiosamente los valores correspondientes, que si cogo una autopista de peaje, jamás me han perdonado el pago del mismo... Con esto quiero decir que, como motociclista que soy, pago los mismos impuestos que este señor, que jamás he sido invisible ante nadie, a excepción de un conductor de coche que inflingiendo la ley, cambio de carril sin previo aviso para evitar la retención de coches que tenía frente a él, golpeándome y tirándome al suelo, lo que me provocó graves heridas. "Ciegos" como este señor, que solo ven lo que quieren ver, sin ninguna duda influyen a que los motociclistas seamos "invisibles" para muchos de estos "responsables" ciudadanos que por más chalecos reflectantes que nos pongamos, jamás nos verán, porque no se puede ver lo que no hay intención de ver...

No voy a negar que hay un puñado de adolescentes que hacen un uso inadecuado de la motocicleta y que efectivamente, inflingen muchas de las normas de circulación, pero de eso a afirmar con tanta contundencia como lo hace el señor Gregorio Morales que "las motos son invisibles ante la ley" y que poco más o menos, somos unos delincuentes, me parece que es lo mismo que decir que todos los que viven en el barrio de Chueca de Madrid son homosexuales, por ubicarse en esta zona una serie de bares de esta opción sexual. O lo mismo que si yo afirmara ahora, que todas las opiniones que se vierten en su medio, son una absoluta mamarrachada por medirlas con la misma vara que mido a la opinión de este señor.

Le agradezco su atención.
Noticias relacionadas

La conciencia, un instrumento muy útil para la vida

Cuando el ser humano fallece, la energía que ha estado emitiendo no se destruye

Maduro, Sánchez y el desmadre separatista

“Sé consciente de la diferencia entre análisis amigable y crítica destructiva. Observa si el propósito de tus palabras es ayudar, desahogarte o hacer daño” Napoleón Hill

Arte sacro

El arte sacro sirve para neutralizar la gravedad de la idolatría

La amenaza de una proposición de ley

La ideología de género es un ataque a nuestras mismas raíces

Campaña independentista en Cataluña

Ya ha comenzado el pasado jueves la campaña por el sí a la independencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris