Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Ser o no ser   -   Sección:   Opinión

El emperador está contento

Manuel Alcántara
Redacción
sábado, 26 de marzo de 2005, 00:00 h (CET)
Dos años después de la invasión de Irak, el presidente Bush se muestra satisfecho y dice que el mundo, ese lugar inhóspito, «está más seguro». El balance no parece favorable. Las armas de destrucción masiva que almacenaba el cruel sátrapa no aparecieron por ninguna parte, a pesar de buscarlas por todas. Lo impidió el hecho de que no existieran. Un contratiempo, ya que esos ilusorios polvorines fueron la excusa para organizar la matanza. La apoyaron los súbditos más distantes, creyendo que iba a ser un paseo militar.

No ha sido así. El conflicto bélico ha salido por un pico y una pala para enterrar a los muertos: 200.000 millones de dólares y más de 1.500 soldados. Los mutilados no se cuentan. Tampoco, por supuesto, los iraquíes difuntos que seguimos llamando de la 'resistencia', ya que no es políticamente correcto llamarles patriotas. A muchos no les cayó bien que hubiera tanques internacionales por sus calles. ¿Qué importa? El emperador está contento y Sadam espera que le dé el día del juicio.

En su opinión, que es la única que importa, «la libertad está echando raíces» junto a las malvas que crían los que abandonaron bruscamente este inseguro planeta. Lástima que no todo el mundo acompañe en su alegría a Bush. Cuando decidió iniciar la terrible guerra tenía el respaldo del 70% de los estadounidenses y en el segundo aniversario son poco más de la mitad. Naciones interesadamente adictas retiraron sus tropas y en la más fiel, Inglaterra, hubo el sábado una colosal manifestación exigiendo que vuelvan sus soldados, preferiblemente con vida. La inglesa más guapa no va a sonreír al más fiero de los vencedores.

Dos años después de la liberación, la opinión pública mundial se pregunta a cuánto va a salir cada demócrata iraquí y cada barril de petróleo, pero sobre todo quiere que ya no haya más aniversarios. Dos son el doble de los que debieron ser.

Noticias relacionadas

Iglesias se hace con el control del gobierno español

“Los líderes adictos al poder son fáciles de detectar…La forma de vivir de estos líderes es siempre en estado de alerta y a la defensiva, en una serie de maniobras competitivas” Amy Leaverton

El martirio de los días para algunos

El talento hay que transformarlo en genio, y tampoco tenemos otro modo de hacerlo, que injertando decencia en la labor

Aciago y embarazoso 12-O para Pedro Sánchez

J. Cruz, Málaga

La semántica y la fonética

V. Rodríguez, Zaragoza

Aforados y "aforahorcados"

A. Morillo, Badajoz
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris