Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La vida desde dentro   -   Sección:   Opinión

Resistentes

Santiago González
Redacción
domingo, 13 de marzo de 2005, 23:31 h (CET)
Una de las características más sorprendentes de la construcción nacional es que los maestros albañiles nos la están levantando con materiales retroactivos. Un suponer, los profesores que hoy defienden su puesto de trabajo con su encierro en el instituto de Bertendona entraron en el sistema docente años antes del decreto que exigía el conocimiento del euskera.

La causa de los 157 profesores vizcaínos, sin embargo, va por mejor camino. Esta semana se les han sumado otros 54 alaveses. Dos de los tres sindicatos que apoyaron el decreto de Edukazión (ELA y STEE-EILAS) se mostraron dispuestos a buscar una salida a este asunto, el Ararteko les ha expresado su apoyo, el presidente del PNV ha dicho que se trata de «personas válidas», al tiempo que se ha declarado partidario «de buscar soluciones para aprovechar al máximo los recursos humanos en la Administración».

Propósitos electorales
Es verdad que se han manifestado en su contra 30 miembros de Euskal Herrian Euskaraz, pero váyase por los 200 que se manifestaron en su apoyo el mismo día. Todavía hay más: Javi Madrazo se acaba de apuntar a la defensa de su estabilidad laboral y este muchacho jamás da puntada sin hilo, nunca se apunta al equipo de los perdedores. Ha sido el último en salir en defensa de los docentes y acusa a los dos primeros, socialistas y populares, de actuar con propósitos electorales. Lo dice el único consejero en la historia del Gobierno vasco que empotra su foto de candidato en los folletos institucionales de su Departamento y que anuncia el sorteo de 1.118 pisos, aunque todavía no sepa cuándo se va a hacer el sorteo y falten más de dos años para que los pisos existan realmente.

El lehendakari, que va a hacer su discurso de campaña sobre la base de la negociación, ponía una nota de ambigüedad en su respuesta al secretario de Enseñanza de CCOO, al decir que «el Gobierno actuará en correspondencia», sin explicar si piensa negociar o va a notificarles el despido por carta. «Juanjo, consejos vendo y para mí no tengo», le habría dicho su aitite en una circunstancia como ésta.

Noticias relacionadas

hasta qué punto falla la vigilancia

Este artículo de opinión es el segundo de cuatro para analizar el fenómeno de los refranes

Cataluña intenta desprestigiar a España

¿Hasta qué punto falla la vigilancia?

Quebrantos delictivos

Si diluimos las normas, diluimos las leyes y diluimos los razonamientos; nos evaporamos como personas

Amnistía Internacional y los tres de Altsasu

La Doctrina Aznar

La dignidad de una generación

La generación de nuestros mayores es la que vuelve a alzar su voz para vergüenza de quienes callan
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris