Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La vida desde dentro   -   Sección:   Opinión

Nueva oferta

Santiago González
Redacción
domingo, 6 de marzo de 2005, 01:33 h (CET)
Uno de los misterios más complejos del mercado de la vivienda en Bilbao es que desde hace ya algún tiempo los pisos de lujo no se venden, pese a lo cual, se siguen construyendo como si tal cosa. La cuestión de la vivienda no tiene enmienda, que dice aproximadamente el acervo popular y los precios de los pisos no bajan, pese a que la gestión de la vivienda lleve ya cuatro años en manos de Javi Madrazo, ese hombre providencial. ¿Pero vosotros ya sabéis con quién estáis tratando, quién es aquí el consejero de Vivienda?, les pregunta la función de demanda a los precios y éstos sin darse por enterados, en las nubes.

Ahora, como si la gente con posibles no tuviese en qué gastarse el dinero y la oferta de pisos de lujo escaseara, ha acudido en su recate el gremio de constructores, que va a sumar una nueva modalidad a la ya variada oferta de vivienda de esta villa. Se trata del apartahotel, horrenda palabreja de significado transparente; no hace falta consultar el Corominas para buscarle la etimología. Será un edificio de siete plantas que se levantará en Licenciado Poza, frente a la plaza Bizkaia y albergará 35 apartamentos de lujo de entre 45 y 74 metros cuadrados, cuyos precios oscilarán entre 300.000 euros los más pequeños y 500.000 los grandes, es un decir.

El asunto está pensado para gente mayor y con posibles. No hay 'apartpensiones' ni 'aparthostales'. Pensionistas de la margen izquierda y excedentes de reconversión, abstenerse. Además del precio del apartahotel, hay que añadir los gastos, 300 euros mensuales, y el garaje, que se pone entre nueve y once millones de las antiguas pesetas por plaza y ya metidos en danza habrá que comprarse un coche que no desmerezca del hueco que le tenemos asignado. Comprenderán que estaríamos haciendo el ridículo si nos gastamos 60.000 euros en comprar una plaza de garaje y luego vamos y metemos allí un Ford Fiesta, por poner un ejemplo. No quedaría propio y el resto de los copropietarios empezarían a mirar con desconfianza al trangresor. Madrazo, necesitamos garajes de protección oficial.

Noticias relacionadas

Gobierno fallido de Quim Torra

Tras montar cementerios playeros ya se puede esperar cualquier cosa, cualquier idea y cualquier planteamiento por absurdo que sea

Una voz para los muertos

Uno de los más extraños episodios de la política norteamericana aconteció el 30 de mayo de 1934, cuando un congresista norteamericano acusó a los Rockefeller de haber encendido la chispa de la guerra del Chaco

Teoría de género bien entendida

¿Qué buscamos, la seguridad o la verdad?

Bandadas fantasmales

Hay demasiados fantasmas en activo, que toleramos de manera absurda

La fe

Una de las situaciones más difíciles que pasamos los cristianos se produce cuando tenemos que dar razones de nuestra fe
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris