Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Antes muerto que en silencio   -   Sección:   Opinión

A mí qué más me da

Lo mejor es entretener a la plebe con asuntos internos y así la masa se olvida de otras cosas. Sabiduría política que se llama
Tomás Salinas
@tomassalinasgar
viernes, 27 de mayo de 2011, 07:47 h (CET)
Ya está todo volviendo a su camino. De plantearnos la necesidad urgente de convocar elecciones anticipadas, dada la falta de legitimidad que exhibe lamentable el actual Gobierno Zapatero, hemos pasado a preocuparnos más de si hay primarias o congreso en el PSOE, de si al bueno de José Luis por fin se lo cepillan los propios, o de si va Carmen Chacón, Rubalcaba o el que sea a competir contra el PP. Como diría un buen amigo mío, a mí esto me importa uno y parte del otro, yemas incluidas.

La propaganda gubernamental ha logrado reconducir la atención pública hacia las filas socialistas, como si nada fuera más importante en el mundo que saber si defenestran al presidente ya, o si le dejan seguir jugando un ratito con nuestras vidas mientras algunos se preparan el terreno. Uno, mal pensado como es, cree que como la cosa se va a poner peor de lo que está, situar a otro al frente para que se lleve los palos supondría quemarle y, ahora mismo, voluntarios en el PSOE para chivo expiatorio me parece que no hay. Lógico, en este instante para los políticos socialistas lo fundamental es estar en el sitio adecuado en el momento oportuno, y saber esperar pacientemente a que el esperpéntico personaje que guía la banda caiga muerto. Entonces, a codazos a por la herencia. ¿Ah! Que aquí no es así, que hacen primarias… O hacían, que ahora le han dicho a Carmen Chacón que se quede quieta, que el delfín Alfredo es el sucesor sí o sí, por voluntad divina, la gracia de Dios y los designios provenientes del más allá de Pablo Iglesias y del más acá de José Luis Interplanetario Zapatero.

Y en el rato en el que ellos venden su producto, el resto aguardamos a algún gesto de dignidad que valide la voluntad expresada el 22 de mayo. Pero es lo de siempre, tropezamos con malos profesionales, que sólo escuchan la música de sus cascos y que han enviado al exilio la vergüenza. Qué asco.

Noticias relacionadas

Rajoy, el francés Valls, Piqué y Cataluña

Los tres se ocuparon de ella

Leticia esclava de su imagen y aguijonazos electorales

“Con los reyes quienes gobiernan son las mujeres y con las reinas son los hombres los gobernantes” Duquesa de Borgoña

Cataluña a la deriva (y 3)

Entre lo emocional, caótico y ridículo

Hipatia, filósofa de Egipto

Es una mujer dedicada en cuerpo y alma al conocimiento y a la enseñanza

Hipnosis colectiva

La capaña representa uno de los capítulos más esperpénticos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris