Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

Denuncia contra el régimen franquista

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
viernes, 25 de febrero de 2005, 23:58 h (CET)
He estado meditando mucho si publicar este artículo. Ya sabemos cómo actúan los 'mafiosi'. Lo conocemos bien por el País Vasco. Quien se sale de la secta nacionalista debe resignarse al insulto, a la amenaza e incluso, en ese caso, a pagar con su vida. En el caso que voy a tratar, hay que estar dispuestos a pagar con la 'muerte civil'.

Pero al final, una piensa que la libertad y la democracia están por encima de todo y que hay que denunciar a los que la secuestran diariamente. A los mafiosos que persiguen a quienes se salen del guión establecido por el Dictador, a los que instruyen causas desde sus atalayas mediáticas contra ciudadanos que acuden a una manifestación. A los mafiosos que amenazan a representantes de la soberanía nacional, tanto en Estrasburgo como en Madrid. A quienes desde el pensamiento único totalitario osan repartir carnets de demócrata, cuando no son más que liberticidas y cómplices del totalitarismo mediático.

Este lunes, el eurodiputado y periodista Luis Herrero Tejedor (PP) denunció ante el Parlamento Europeo la concentración de medios que existe en España. Y lo hizo, por primera vez, poniendo nombre y apellidos al Grupo mediático y a su Presidente. "El Gobierno de mi país promueve una ley que permitirá que un amigo de los socialistas, Jesús Polanco, controle la mitad de toda la radio española. Un señor que además ya tiene el monopolio de la televisión por satélite y ahora persigue una ración adicional de la tarta publicitaria analógica. Polanco, señores de la izquierda, convierte a Berlusconi en un mendigo", aseguró el diputado popular.

Al día siguiente Luis Herrero denunció ante los micrófonos de la Cadena COPE que había recibido amenazas de personas cercanas a la Cadena SER. Y no sólo él. También se había llamado a tres altos cargos del PP instándoles a desautorizar a su eurodiputado, bajo amenazas del tipo 'atente a las consecuencias, iremos a por ti'. En todo caso ya ha advertido Luis Herrero que no se va a 'arrugar' y que seguirá en Europa denunciando la Ley Polanco y la concentración de medios en España.

¿Qué es esto? ¿Pero en qué país estamos? ¿Se imaginan a la ZDF alemana amenazando a Stoiber? Esta forma de actuar nos situaría no ante una lucha de medios de comunicación, sino ante una maniobra al más puro estilo mafioso o batasuno: 'si nos plantas cara tú y tu familia os vais a enterar'. Señalo, apunto y disparo.

Le sucedió al difunto periodista Antonio Herrero (pionero en esto de denunciar la concentración de medios sin temor a represalias), cuya viuda ha ganado un juicio contra la SER por haber involucrado a la familia del fallecido periodista ¡en el golpe de estado del 23-F!. Recientemente la misma emisora hablaba del nieto del primo de la suegra del tío de Zaplana, que tiene un restaurante. ¡Qué vergüenza!

Me recuerda todo esto a una Dictadura, como la que los nacionalistas tienen montada en el País Vasco o Cataluña. Dentro de la secta, todo son mieles. Fuera, hieles. Así, la secta actúa coordinadamente, se fija la pieza a batir y todos los voceros y corifeos mediáticos atacan. 'No hay cojones para negarme a mí una televisión en España' dijo Polanco en épocas de Felipe González. Y así, accedió de forma un tanto irregular a Canal+. Canal que ahora quieren que emita en abierto y por eso es recortar la tarta publicitaria de TVE a favor de Polanco. Y el resto, a pagarlo los sufridos y anestesiados contribuyentes.

El mismo lunes, en un programa de TVE nocturno, que presenta una señorita que tenía un programa antiglobalización en la SER, otra señorita del periódico que no denuncia lo del Carmel y que cree que los nacidos en Marruecos son tunecinos, junto con un significado periodista de la secta amante de Cuba, se dedicaron a insultar a Federico Jiménez Losantos y a ridiculizar a Luis María Anson.

La secta es contraria a la democracia y máximo exponente del liberticidio. Es la dictadura franquista que aún pervive. De hecho, nació al amparo del franquismo. Es el viejo Régimen que aún perdura. La libertad de expresión y opinión sólo existe para sus miembros, siempre y cuando no se salgan del guión previamente establecido. Existe la censura previa, como en época de Franco. Si no, que se lo cuenten al de 'Babelia'. Impagable artículo de Haro Tecglen de loas a Franco y Jose Antonio, titulado 'Dies Irae'. Lo dice todo. Y no crean que ha cambiado. Es el espíritu totalitario.

Nuestros jóvenes, imbuídos por el pensamiento único que se les transmite desde que nacen gracias al otro gran pilar del Régimen, que son los docentes no se dan cuenta que están apoyando nada más ni nada menos que al Régimen franquista, que se resiste a morir y que cada vez se va fortaleciendo más y más en España, bajo el amparo de políticos de todos los partidos, docentes, autoproclamados intelectuales (intelectual es el que firma un manifiesto de intelectuales, decía el otro día alguien con toda la sinrazón), periodistas y artistas.

Alrededor de la secta pululan un grupo de personas que ansían entrar en la
misma a cualquier precio y que no quieren desagradar en ningún momento a su gran líder. Se trata de enriquecerse a cualquier precio. O de conseguir una licencia televisiva. Así pues, silencio sobre este asunto. Ni una línea. ¡Que se las apañe la disidencia! ¡Qué valentía! ¡Qué espíritu democrático!

Arrecian las críticas contra la Cadena COPE y contra Federico Jiménez Losantos. Su pecado es subir y subir continuamente en audiencia y haber producido un pequeño roto dentro del monopolio del pensamiento único. Y como la COPE es de la Conferencia Episcopal, pues ya tenemos doble motivo: católicos y liberales. Elementos reaccionarios a exterminar (civilmente, por supuesto). La secta no puede permitir que la COPE se consolide como segunda Cadena y que se vaya acercando a la SER. Ya le sucedió a Antena 3 Radio. En cuanto se situó como la primera cadena nacional, fue asaltada y cerrada por la secta mafiosa. Y la sentencia del 'Antenicidio' sigue sin ejecutarse. Cobardía del Gobierno de Jose María Aznar frente a la secta (realmente llegó en algún momento a parecer que gobernaban en función del titular de 'El País' del día). Complicidad incondicional de ZP. Claro, que PRISA es el PSOE

Y es que Don Jesús todo lo controla: radio, televisión, prensa, editoriales, cines, productoras... es perfectamente posible que un niño nazca y viva toda su vida sin salir del maravilloso mundo de Polanco.

¿Hasta cuándo? ¿Es que esta sociedad está ya tan aborregada que no se da cuenta que nos están imponiendo un pensamiento único totalitario que está dañando gravísimamente las libertades en España? ¿Dónde quedó el espíritu de rebeldía de los jóvenes? ¿Por qué esos que continuamente reparten carnets de demócrata se pliegan de esa forma a la dictadura totalitaria que impone un multimillonario con ínfulas de Generalísimo?

Noticias relacionadas

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal

Los ejes sobre los que Hitler construyó el Nazismo

La historia que sigue después es conocida, y sin embargo sus promesas nunca fueron cumplidas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris