Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Tenis

Etiquetas:   Máster Tenis Madrid   -   Sección:   Tenis

La liturgia de Nadal

El número uno del mundo repite constantemente gestos entre punto y punto
Rafael Merino
@RM_rafamerino
sábado, 7 de mayo de 2011, 10:43 h (CET)
Los organizadores del Masters Series de Madrid están rebosantes de felicidad. En la fase final del cuadro masculino están los primeros espadas, es decir Nadal, Federer y Djokovic. Y además, con permiso de Murray, está la revelación, sangre nueva, de cada torneo en la figura del brasileño Bellucci (23 años y 36 en el ranking). Uno de ellos se alzará con el relumbrante trofeo Ion Tiriac, cuya vitrina es zona de peregrinación de los asistentes a la Caja Mágica. Con todas las entradas agotadas, quizá sea una buena ocasión para, además de disfrutar de buen tenis, comprobar esos gestos repetitivos de Nadal. ¿Manías? ¿Supersticiones?




Las supersticiones siempre han estado presentes en muchos de los quehaceres del ser humano. La superstición, según el Diccionario de la Real Academia Española de la Lengua, es una creencia extraña a la fe religiosa y contraria a la razón. En su segunda acepción, superstición significa tener una fe desmedida o valoración excesiva respecto de algo. Unas explicaciones que, de forma más coloquial, indican que hacer una cosa de una determinada medida asegura regatear el mal fario. Pero esto no es nada científico. Todo es creencia. Pero sí da buena suerte... mejor seguir repitiendo ese gesto sin descanso. Como le sucede a Rafa Nadal, quien esta semana defiende su corona del Masters Series de Madrid.

Pero, aparte de analizar su juego (“Estoy jugando muy bien en Madrid”, ha comentado); a sus rivales, donde aguarda el clásico contra Federer en semifinales (16:00 horas, La Sexta) y previsiblemente una cita con el invencible Djokovic (lo ha ganado todo en 2011) en la final, siempre y cuando éste supere a Bellucci, cuyo tenis ha situado nuevamente a Brasil en la órbita de este deporte, puesto ningún brasileño alcanzaba las semifinales de un Masters 1.000 desde que lo hiciera Kuerten en Indian Wells en 2003; o cualquier otro factor que rodea a este campeón, el manacorense es un tenista que destaca por ser un ejemplo de lo que significa ser supersticioso, o maniático, en el deporte, donde estas creencias están bastantes extendidas, independientemente de la disciplina deportiva. Porque todos los deportistas tienen sus manías y sus rituales supersticiosos. Pero Nadal supera a todos ellos son bastante diferencia. Actos más o menos absurdos. Lo que está claro es que son un complemento perfecto a sus innumerables horas de entrenamiento, esfuerzo y sacrificio.

Amplio catálogo de tics
Los tics más llamativos son esos saltitos o movimientos horizontales en el sorteo decampo como si fuera un boxeador intimidando a su contrincante, su posterior carrera zigzagueante hasta el fondo de la pista antes de comenzar al calentamiento, ajustarse el calzoncillo entre punto y punto, colocarse el pelo detrás de las orejas con la colaboración de una cinta, darse unos golpes con la raqueta en las zapatillas o limpiar las líneas si juega sobre tierra batida. Pero hay otras muchas más. Por ejemplo, Nadal elude pisar todas las líneas del campo de juego entre punto y punto. Da igual la superficie. Él nunca las pisa. Da un saltito.

Y cuando llega a la silla de descanso se abre otra serie de ritos: coloca una toalla, la raqueta encima de la toalla, bebe un trago de una de sus botellas y la deja exactamente en la misma posición, con las letras perfectamente orientadas. Y repite la misma operación con la otra botella. Y así siempre que descansa cada dos juegos. ¿Explicación? Normalmente, Nadal y cualquier otro deportista repiten sus rituales supersticiosos buscando la suerte, porque un día lo hicieron así y les fue bien. Simples manías.

Más en Twitter: @RM_rafamerino
Noticias relacionadas

Federer se mantiene invicto tras remontar a Cilic y Sock accede a semifinales

En ese primer parcial, Cilic tuvo que levantar cuatro bolas de 'break'

Federer se mete en semifinales tras acabar con Zverev

Demuestra que domina como nadie los tiempos

Nadal: "No estoy listo para jugar, pero mi compromiso era intentarlo"

Las ATP Finals se le resisten

Nadal: "Tengo la esperanza de estar bien y hacer un buen torneo"

A por el último gran título que todavía no ha logrado

Verdasco cae ante un Sock que comparte con Isner el sueño de Londres

Los dos americanos necesitan el título en París para dejar a Pablo Carreño sin las Finales ATP
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris