Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Fútbol / Copa UEFA   -   Sección:  

El Valencia aparca su mala racha y deja casi sentenciados los dieciseisavos de la UEFA (2-0)

Ranieri salva el primer 'match-ball'

sábado, 19 de febrero de 2005, 01:59 h (CET)
El Valencia encarriló la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa de la UEFA después de ganar por 2-0 con goles de Di Vaio y Aimar al Steaua de Bucarest en un partido extraño que sirve para cortar la racha de cinco encuentros sin ganar del Valencia y para que el técnico valencianista Claudio Ranieri tome aire tras una semana complicada.

– El Sevilla pierde ante el Panathinaikos y tendra que remontar en El Sanchez Pizjuan (1-0)
– La ida del Austria-Athletic se jugará el jueves 24, y la vuelta el domingo 27 de febrero

Redacción / Agencias
El encuentro era el primer 'match-ball' que afrontaba el técnico después de estar en lo últimos días en el centro de la polémica por el mal juego del conjunto. Ranieri salió airoso por el resultado, pero no así por el juego del equipo, que cumplió en la primera mitad y desapareció en la segunda.

El partido comenzó con sensaciones extrañas porque por la ambientación parecía que se estaba jugando en Bucarest. Más de 5.000 rumanos animaron a su equipo repartidos por todo el campo gracias a la aportación del presidente del Steaua, Gigi Becali, que corrió con los gastos.

Con los biorritmos cambiados, el Valencia saltó al terreno de juego con un esquema diferente, cuatro defensas y dos líneas de tres. Ranieri optó por una alineación 'políticamente correcta' y dio entrada a los jugadores que reclama la afición, los Aimar, Di Vaio, Mista, Baraja y Fiore, todos en el mismo terreno de juego y cada uno con su función. Optó por los artistas para intentar darle la vuelta a una dinámica perdedora.

Con lo que no contó el técnico italiano fue con la extramotivación del Steaua, debido a los 30.000 euros de prima a cada jugador por pasar la eliminatoria y que le llevó a correr como un pollo descabezado durante casi toda la primera mitad. El equipo que entrena Walter Zenga se mostró tan anárquico como bien preparado físicamente. Estar más de dos meses sin competición beneficia a cualquiera y los jugadores visitantes no se cansaron de correr.

El encuentro no tuvo muchas ocasiones de gol a excepción de un tiro al palo de Di Vaio y una jugada que tuvo que salvar 'in extremis' Palop ante la llegada de Dica. A pesar de no existir peligro real, el ritmo del encuentro fue muy alto. La velocidad del balón era más elevada de lo normal y esto unido a la adelantada línea defensiva del Valencia, llevó a provocar algunos contragolpes del Steaua que la defensa solventó bien.

El Valencia se empeñó en entrar por el centro de la defensa rumana. La inexistencia de jugadores de banda en el equipo de Ranieri provocó esta situación hasta el aburrimiento. Aimar intentó sin fortuna conectar una y otra vez con Di Vaio o Mista que siempre merodeaban por la frontal del área del portero Khomotuvski. Una sociedad que no tuvo frutos.

LOS GOLES NORMALIZAN LOS BIORRITMOS
Los biorritmos se fueron normalizando y la parroquia rumana se apagó poco a poco. El tanto del Valencia en el minuto 38 acabó por extinguirla. Di Vaio marcó tras un saque de esquina y devolvió la normalidad a un encuentro extraño. Aimar en el 55 acabó por despertar a la afición valencianista al encarrilar el marcador con el segundo tanto tras marcar de falta directa.

El Steaua no se arrugó a pesar del 2-0 y buscó la portería de Palop con insistencia. Los de Ranieri de forma inconsciente se echaron atrás y le dieron el control del balón a su rival, a cambio los rumanos dejaron mucho espacio a sus espaldas. El conjunto de Zenga se creció, más por las facilidades que le dio el Valencia que por el peligro que creó.

El tramo final del encuentro fue un cúmulo de despropósitos por parte de los dos equipos. El Valencia estuvo más pendiente de no encajar un gol que de marcar el tercero, mientras que el Steaua evidenció su falta de pegada. Corradi a punto estuvo de marcar en el minuto 93 pero salvó el portero bielorruso.

Ficha técnica
2 - Valencia:
Palop, Caneira, Marchena, David Navarro, Moretti, Sissoko (Rufete, m.75), Baraja (Albelda, m.87), Fiore, Aimar, Mista (Corradi, m.81) y Di Vaio.
0 - Steaua de Bucarest:
Khamutouski, Ogararu, Baciu, Sorin Ghionea, Marín, Radoi, Paraschiv, Munteanu, Nicolae Dica, Ciocoiu (Cristea, m.55) y Oprita.
Goles:
1-0, m.38: Di Vaio. 2-0, m.54: Aimar.
Árbitro:
Domenico Messina (2 sobre 3) (ITA). Mostró tarjeta amarilla a los locales Marchena y Mista, y a los visitantes Munteanu y Paraschiv,
Incidencias:
Partido de ida de los dieciseisavos de final de la Copa de la UEFA disputado en el estadio de Mestalla ante 15.000 espectadores. Terreno de juego en buenas condiciones.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris