Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La vida desde dentro   -   Sección:   Opinión

Final del caso

Santiago González
Redacción
lunes, 31 de enero de 2005, 00:51 h (CET)
Parece que el caso de Nevenka Fernández, la ingenua y ambiciosa concejal de Ponferrada que tuvo la desdicha de topar con un alcalde que no entendía el significado de la palabra 'no', ha terminado su viaje por los juzgados. El Tribunal Constitucional daba ayer a conocimiento público la sentencia por la que denegaba el recurso del alcalde, Ismael Alvarez, contra la sentencia del Tribunal Supremo que, con dos votos particulares, le condenaba a pagar a la ex concejal una indemnización de 12.000 euros y una multa de 2.160.

El condenado recurrió al Constitucional, según costumbre judicial muy extendida en el país, que es confundir el TC con un tribunal de casación del Tribunal Supremo, cosa que no puede ser y además es imposible, porque no pertenece a ninguno de los órdenes jurisdiccionales de la administración de Justicia. Si el acosador municipal de Ponferrada buscaba una instancia de casación del alto tribunal debería haber enviado su recurso a la juez Nekane Bolado, que en la tarea de enmendar la plana al Supremo tiene algo más de experiencia.

El fallo deniega el recurso en que la sentencia condenatoria no es consecuencia de una indefensión que no se produjo y que la declaración de la víctima de un delito puede constituir una prueba de cargo suficiente para fundamentar la convicción de un juez.

Es de suponer que el caso acaba aquí, que Nevenka Fernández pueda descansar y diluir en el olvido su indeseada popularidad y que la tropa municipal del ex alcalde deje de mostrar esa solidaridad mostrenca y seminal que les llevaba hace unos meses a proponer su nombre a un Centro Cívico, homenaje que, con buen criterio al menos por esta vez, declinó el interesado.

Noticias relacionadas

Trampantojos esperpénticos

Quiero una democracia como la sueca, no una dictadura de izquierdas demagógicamente mal llamada democracia como la que tenemos en España

Ministra de Justicia, Garzón, un comisario, Sánchez e Iglesias

¿Pero qué pasa aquí?

¿Son útiles las religiones?

El sincretismo religioso conduce a no creer en nada

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris