Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Ser o no ser  

Viajeros en escala

Manuel Alcántara
Redacción
viernes, 28 de enero de 2005, 23:23 h (CET)
Venían con la intención de quedarse, pero, como tienen el transporte pagado, siguen viajando. Estaban dispuestos a hacer cualquier clase de trabajo, ya que su único objetivo es hacer la digestión un par de veces al día. Han llegado ligeros de equipaje pero, como son subsaharianos, visten esa prenda llamada sahariana y no parece que pasen demasiado frío. Los veo por las calles de Madrid, bajo ese cielo intacto que solemos llamar velazqueño, aunque estaba así desde mucho antes de que naciera Velázquez.

Saben de dónde vienen, pero no saben a dónde van, ni qué encontrarán esta noche para cenar. A algunos volveré a encontrármelos cuando vuelva a Málaga, pero no será fácil que los reconozca. A nosotros todos los inmigrantes nos parecen el mismo. Quizá le ocurra otro tanto a la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que ha asegurado que los 'ilegales' que el Ministerio del Interior traslada desde Canarias a cuatro ciudades de la Península están en una escala en fase de repatriación. Ya es mérito volver a la madre patria que los abandonó. Tienen que hacerlo a la fuerza y a porte pagado. En los sitios donde llegan los envíos cunde el temor a que sigan las importaciones y en Canarias lo que se teme es que se corte el traslado. ¿Quién se queda con estas remesas de los llamados irregulares? Meterlos en un avión sale más barato que mantenerlos. Lo que nos gustaría es que siempre estuvieran en tránsito y que fuesen todos como el célebre 'holandés errante' o como la falsa moneda de la copla, que nadie quiere quedársela.

Les veo ahora por Madrid. Siempre van en grupo. Hablan muy poco entre ellos y miran todo con curiosidad. ¿Qué pensarán estos taciturnos viajeros de ida y vuelta de esta ciudad donde el 36% de la población tiene problemas de obesidad? Para un subsahariano caer en un país de gordos debe de ser tan sorprendente como lo fue para Gulliver caer en un país de gigantes o pigmeos. Cuando vuelvan a su lugar de partida contarán que han visto a personas que comían de más y diariamente. Ya se sabe que viajar ilustra mucho.

Noticias relacionadas

Abandonados y denostados aquellos que se sacrificaron por la democracia

La muerte no es la mayor pérdida en la vida. La mayor pérdida es lo que muere dentro de nosotros mientras vivimos.” Norman Cousins

Jacinda Ardern le demuestra a Trump qué es el liderazgo

El presidente Trump llamó a la primera ministra de Nueva Zelanda para expresarle sus condolencias

El Día del Padre Gitano

La familia es la piedra angular de nuestra existencia

Mucho después del ultimátum

Caminando sobre el alambre más largo de la historia

Donde se habla de un poeta, dispuesto cambiar el mundo

“El camino del Infierno está empedrado de buenas intenciones” Refrán español.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris