Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Entrevistas
Etiquetas:   Entrevista  

“‘Cuando la bufanda te robaba el horizonte’ contiene finales sorprendentes para conseguir del lector alguna sonrisa de despedida”

Jaime Ruiz de Infante, escritor y periodista
Jaime Ruiz de Infante
jueves, 17 de febrero de 2011, 12:43 h (CET)
Jaime Ruiz de Infante es periodista y dirigió en Radio Exterior de España el programa 'España, parada y fonda'. En TVE, donde fue jefe del Servicio de Documentación, dirigió 'Tele Europa'.

Ha recibido una docena de premios nacionales de Periodismo, entre ellos el premio 'Alimentos de España', del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación; el premio internacional de periodismo 'Paradores de Turismo'; el premio Periodístico 'D. Quijote de la Mancha' en 1998, concedido por la Junta de Castilla-La Mancha; y el premio 'Ruta de la Plata, 1995', concedido por las Comunidades del Principado de Asturias, Castilla-León, Extremadura y Andalucía, en Salamanca en 1996.

Actualmente, escribe sobre gastronomía, viajes y vinos en sus secciones ‘Mesas predilectas’, ‘Donde yo te llevaría’ y ‘El Catavinos’ para Diario SIGLO XXI. En el campo literario ha creado varios relatos.

Jaime Ruiz de Infante, en la entrevista que ha concedido para SIGLO XXI, nos ha desgranado diversos aspectos clave de su libro, el cual define como “treinta cuentos de la vida misma en los que la ficción se mezcla con la realidad o la realidad con la ficción”. ‘Cuando la bufanda te robaba el horizonte y otros relatos’ promete “finales sorprendentes con el fin de conseguir del lector alguna sonrisa de despedida” afirma el autor.




Jaime con su libro.


Manuel Monfort / SIGLO XXI

Jaime Ruiz de Infante, conocido periodista gastronómico, ¿por qué se ha decidido por otra rama literaria distinta a la suya

Creo que la literatura fue, durante tiempo, mi asignatura pendiente. Cuando ejercía el periodismo en RTVE el ritmo cotidiano de las noticias, los programas en los que trabajaba, bien de radio como de televisión, apenas me dejaban tiempo para escribir. Aunque nunca he abandonado el periodismo cuando me prejubilaron en Radiotelevisión Española, lo primero que hice fue matricularme en cursos literatura y de creación. En cualquier caso en muchos de mis relatos las sensaciones organolépticas, las de los sentidos siempre afloran de una forma o de otra.

¿Qué nos puede contar de ‘Cuando la bufanda te robaba el horizonte y otros relatos’

Son cuentos de la vida misma, de situaciones donde la ficción se confunde con la realidad o la realidad con la ficción. Hay de todo desde recuerdos de la adolescencia, de la pérdida de la inocencia, de un tiempo que nos tocó vivir y que a los jóvenes algunas de estas historias les parecerán surrealistas. Sin querer ser pedante he intentado plasmar varios géneros como historias donde funcione el soliloquio, el analépsis –el flah/back, historias de la habitación de al lado, cuentos de amor y de ternura, un poco de intriga….

¿Cuál fue su fuente de inspiración a la hora de coger la pluma y escribir su obra? ¿Dónde la escribía? ¿La compuso toda de una tacada o, más bien, la redactó poco a poco

Posiblemente la fuente de inspiración la he encontrado en los talleres literarios, donde te hacen pensar y te proponen escribir sobre situaciones reales, otras surrealistas, algunas con apelaciones al pasado pero que, en cualquier caso, te remueven el consciente y el inconsciente, donde sin duda afloran momentos vividos o soñados. Todo lo que he escrito lo he hecho poco a poco porque me gusta escribir despacio y pensarlo todo mucho.

¿Estos relatos guardan algún tipo de relación entre sí o son independientes?

Casi todos son independientes entre si, aunque en la parte final que titulo “Retablo de los años 50” hay cuatro historias que prácticamente son sucesión de aquellos años de posguerra.

En sus narraciones se observa desde un amor imposible a intriga, pasando por humor y sin olvidar la faceta de la aventura. Dicen que en la variedad estriba el gusto, ¿no?

Al amor y al humor nunca hay que perderlos de vista y menos aún en literatura. Son tan necesarios en la vida como el aire que respiramos. Creo que los auténticos pobres son aquellos seres que no han conocido ni el amor ni el humor. Cuantas veces vemos por televisión a personajes riquísimos que nunca afloran una sonrisa, una frase divertida o un amor sincero. En realidad son pobres de solemnidad, seres solo con buenas cuentas corrientes.

Se observa que la narración incluye variados núcleos urbanos. Segovia, la Costa Brava, Nueva York, un tren que recorre el norte de España, una consulta al dentista…

Segovia capital es una de las ciudades más bellas de España con su Acueducto, declarado Patrimonio de la Humanidad y el festoneado de su estilo románico que engalana muchas de sus calles…Y como no una gastronomía tan sabrosa como sencilla.

Allí hay un ambiente literario muy interesante, que según algunos amigos míos surgió, además de la vocación escritora de muchos de sus habitantes, como un desahogo ante la frialdad de sus inviernos. Todos los martes se reúnen a contar historias y editan sus libros bajo el patrocinio de Caja Segovia, función social que debieran copiar otras cajas de ahorros.

Viajar a la Costa Brava fue una aventura de los años sesenta, el descubrimiento de cierta libertad, el paisaje idílico de sus aguas y sus calas y el ambiente desenfadado de mi primer veraneo.

Nunca he estado en Nueva York, aunque si conozco otras ciudades norteamericanas. El relato, de la ciudad de los rascacielos, se puede considerar de total ficción. Por cierto estos días se está estrenando una película cuyo tema es muy parecido al de mi relato, el de un ascensor que se descuelga con varias personas dentro de la cabina.

En cuanto al tren Transcantábrico es uno de los itinerarios turísticos más recomendables que se pueden hacer por la España verde.
¿Qué ocurriría si estamos esperando que nos atienda el estomatólogo y llegara, atropelladamente, un alto dignatario mundial y hubiese un testigo periodista? Eso es lo que ocurre con el relato de “La consulta del dentista”.

¿Cuáles son sus escritores preferidos?

Sin duda uno de mis preferidos es García Márquez porque tiene unas descripciones increíbles, una imaginación desbordante. Ray Bradbury rezuma poesía en sus narraciones, especialmente en “El vino del estío”. Como creador de lenguaje Paco Umbral, antes que cualquier noticia era lo primero que yo leía cuando él escribía en la prensa. Otro tanto me pasa con la agudeza de Manuel Vicent. Los textos de Ana María Matute recuerdan tiernas escenas olvidadas de la infancia escritas con una sencilla armonía. Admiro la profunda prosa de Manuel Rivas y la poesía de Ángeles Maeso. Tampoco se puede olvidar la trilogía de Arturo Barea: “La Forja”, “La Ruta” y “La llama”; ni los escritos de José Plá. A D. Ramón del Valle Inclán hay que releerlo de vez en cuando, lo mismo que El Quijote, obra que de pequeño me parecía un tostón, posiblemente porque era una obligación comentarlo, sin embargo de mayor lo releo con frecuencia, de él se extraen constantemente enseñanzas eternas y frases lapidarias. No me olvido ni de John Dos Pasos, ni de Stefan Zweig ni tampoco de Saint Exupery. En fin sería una relación interminable…

¿Alguno de estos relatos lo ha vivido en primera persona?

No se quien dijo que por las rendijas de la ficción se cuelan situaciones vividas. Y sin duda algunos relatos tienen el transfondo de ambientes que han existido, aunque la imaginación se ha encargado de modificar tiempos y circunstancias.

Para los lectores indecisos y que no sepan que libro leer, ¿por qué tendrían que elegir el trabajo de Jaime Ruiz de Infante?

Son casi una treintena de relatos recomendados para leer en el tren, en el avión, en trayectos cortos o antes de dormir, con la seguridad de una evasión garantizada, sin dramas agobiantes, con finales sorprendentes y con el intento de conseguir del lector alguna sonrisa de despedida.

- Título: 'Cuando la bufanda te robaba el horizonte y otros relatos'
- Paginas: 134 páginas.
- Editorial: Cultiva libros.
- Precio: 12 euros.

Noticias relacionadas

Rajoy asegura que se responderá “con total firmeza” al desafío independentista

“Nadie va a liquidar la democracia”

«Pretendo que la gente identifique una novela mía por el estilo»

Borja Cabada, ganador X Premio Logroño de Novela Joven 2016

"Sorprende la capacidad de los egipcios para hacer cosas que hoy nos parecen imposibles"

Entrevista a Antonio Cabanas

"Me emociono mucho cuando escribo. Amo lo que hago"

"La democracia no es un regalo del cielo. Hay que cuidarla, porque se puede romper"

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris