Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Apostemos por la paz

Jesús Molíns (Zaragoza)
Redacción
jueves, 10 de febrero de 2011, 14:51 h (CET)
Se acaba de presentar SORTU (que significa “nacer”), la nueva formación política de la izquierda abertzale.

SORTU rechaza totalmente la violencia terrorista en todas sus formas, incluida la de ETA si se produjera en un futuro.

En sus estatutos rechaza el uso de la violencia terrorista, en todas sus manifestaciones, para el logro de objetivos políticos y manifiesta además que ese "rechazo" incluye "abiertamente y sin ambages a la organización ETA, en cuanto sujeto activo de conductas que vulneran derechos y libertades fundamentales de las personas".

Asegura que esta apuesta de la izquierda abertzale por las "vías exclusivamente políticas y democráticas" es "firme", de "no retorno", sin "escapismos literarios" y "no sujeta" a "variables tácticas o factores coyunturales".

En definitiva, el nuevo proyecto político de la izquierda abertzale ni justifica ni ampara el uso de la violencia, cualquiera que sea el origen o naturaleza de la misma.

Rechaza el uso de cualquier tipo de violencia, coacción o connivencia política u organizativa con organizaciones que la utilicen para obtener fines y objetivos políticos".

La izquierda abertzale nunca habían condenado la violencia, incluso la de ETA, nunca se habían desmarcado de ETA, en sus estatutos aparece contemplada la expulsión de aquellos miembros de la formación que llegado el caso no rechazasen públicamente un acto terrorista, incluso han comunicado que aún no estando de acuerdo con la Ley de Partidos, la respetarán y la cumplirán, manteniéndose en esta postura de forma definitiva, aunque no fueran legalizados.

¿Si cumplen la ley por qué no dejarles participar?

Permitir a SORTU su participación en la instituciones dejaría a ETA fuera de juego, ya no tendría razón de ser ni tendría oxigeno para sobrevivir, sólo le cabría un camino, extinguirse.

Legalizar a SORTU significa instaurar la paz.

Deberíamos permitir a la izquierda abertzale que siga el camino que se ha trazado.

Permitir, hoy, la participación de la izquierda abertzale en las instituciones democráticas significaría el fin de ETA.

No legalizar al nuevo partido de la izquierda abertzale SORTU sería una gran incongruencia democrática.

Si los argumentos que se esgrimen son que no condenan el pasado (cosa que no lo exige la ley), o que en sus filas puede haber gente que ha pertenecido a la antigua BATASUNA, entonces también tendríamos que pensar en ilegalizar al PP por no haber condenado al régimen franquista y sus crímenes.

También deberíamos haber impedido la legalización en su día de AP ya que entre sus filas había gentes pertenecientes al régimen de Franco (Arias Navarro, Fraga, etc.) e incluso a la UCD pues Adolfo Suarez era Ministro Secretario General del Movimiento en el último gobierno de Arias Navarro.

Igualmente deberíamos ilegalizar al PSE ya que entre su afiliación cuenta con fundadores, ex dirigentes y miembro de ETA pm; e incluso al PSOE pues estando este partido en el gobierno, se organizaron los GAL, organización terrorista que asesinó a numerosas personas; y a ARALAR que cuenta con antiguos abogados y militantes de la banda terrorista.

Si a todas estas formaciones se les permite estar en las instituciones ¿Por qué no a SORTU?
Necesitamos paz y para ello es necesaria la normalización democrática. Normalización democrática que no será real en Euskadi si en estas próximas elecciones municipales no participa SOTUR pues de no ser así, la representación política que surja de las urnas no reflejará la pluralidad real de ese pueblo.

Además habríamos desautorizado totalmente a una apuesta real por las vías políticas y dado argumentos a ese sector de ETA que todavía esta reacio a disolverse para continuar con la práctica de la violencia terrorista.

Seamos valientes y decididos, apostemos claramente por la paz, juguemos la partida y ayudemos a SOTUR a andar ese camino que ellos mismos han iniciado.

¡Basta ya de bombas, de asesinatos, de coacciones y extorsiones, de amenazas!.
Para la consecución de un objetivo el único medio tanto para defenderlo como para conseguirlo es la vía democrática: el diálogo, el respeto y la paz.

Sí a la pluralidad política.

Sí al respeto de todas las ideas.

Necesitamos la Paz - Bakea Behar Dugu.

Noticias relacionadas

Verdades que no podían contarse

La historia aparece llena de metepatas y renuncios, y allí está Villarejo para grabarla

Más medidas contra la violencia de género

Que en un par de días haya cuatro asesinatos por violencia machista indica que se debe proteger más a las mujeres y a los menores

Un PSOE perplejo al ser combatido con sus mismas armas

“Mateo 7:2 -Porque con el juicio con que juzguéis, seréis juzgados; y con la medida con que midáis, se os medirá”. (Santa Biblia)

Hacerse mayor

Soy partidario de que cuando nos refiramos a las personas longevas no se le denominen viejas

Plagios y titulitis

Un autor es reconocido con un premio literario por el que verá editado su libro, hete aquí que el título coincide con un verso de otra poeta
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris