Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Televisión y Medios

Etiquetas:   De la parrilla a las brasas   -   Sección:   Televisión y Medios

CNN+ en primera persona

Luis Alcázar
Luis Alcázar
@luisalcazar_
jueves, 16 de diciembre de 2010, 08:13 h (CET)
Mis compañeros han escrito sobre el cierre de CNN+. Pero no han escrito con la voz de los profesionales que hacen cada día posible 24 horas de información. Hemos olvidado que la televisión no la hace una empresa. La hacen personas. Yo tuve la oportunidad y privilegio de trabajar con ellos durante varios años. Aquí están un puñado de sus historias.

Y no sólo la historia de Concha Boo, de Leticia Iglesias o David Tejera, de Roberto Fernández, Benjamín López, Esther Cervera o Ane Ibarzabal. Todos ellos compañeros queridos también. Pero todos conocemos sus caras y sus nombres.
Hablo de Bárbara, capaz de trabajar 20 horas por jornada durante una semana para sacar adelante el especial de Cibeles Madrid Fashion Week. Hablo de Carmina, Cristina y Marifé, que entre las 4 y las 5 de la mañana ya estaban preparando las imágenes con las que los espectadores iban a desayunar en el recientemente desaparecido “Matinal Cuatro”.

También hablo de Elena, Carles, David, Roca y Julio, que fuera domingo, Año Nuevo o Nochebuena estaban a cargo de la realización en el control. Y si era necesario permanecer en directo, no se levantaban de su asiento, acompañados de Álvaro, Maricruz, Alexia... de Simón, de Santi, de Íñigo, de “Chase”...

Mientras Nuria, Pepe (él solito era nuestra “redacción de deportes”), Óscar, Marta, Eduardo, Mercedes, Elisa o Javi redactaban las noticias a las órdenes de Juanjo, Ana, Irene, Santi. Al fondo de la redacción Jorge, Cecilia o “Peluche” se afanaban en conseguir el archivo que hiciera falta.

Bárbara, Eva, Flori y Raúl se cruzaban con Iñaki Gabilondo por las tardes, editando cada uno los programas que iban a realizar Vanesa o Bobi. Hasta que llegaba la noche, cuando dos o tres redactores actualizaban las noticias hasta que llegaban Cristina, Carmina, Bárbara, Óscar, Marta... y todo volvía a empezar.

Sin quererlo, he hablado de ellos en pasado. Pero aún siguen trabajando. A pesar de que este fin de semana muchos han llorado. A pesar de que saben que el 1 de enero se les va a atragantar el deseo de “feliza año nuevo”. Porque ellos no tienen nombres que la gente reconozca, porque nadie los ha citado. Son sólo los 197 trabajadores de CINTV o las decenas de empleados de DTS y empresas de servicios que saludan todos los días a quien enciende la televisión junto al primer café, los que les informan durante la tarde y quienes los arropan con la última hora antes de acostarse.

Por ellos escribo hoy. Por ellos y por los que, por espacio, no he podido incluir. Pero espero poder escribir de ellos muchas veces más. Porque deseo que su fuerza y su labor no se extingan y continúen luchando en otros proyectos.

Noticias relacionadas

Netflix prepara un documental sobre el 'procés' catalán dirigido por Álvaro Longoria y Gerardo Olivares

Producido por Rafael Portela

El Arte de brindar

Presentación del spot Freixenet 2017

Así fue el paso de Kiko Rivera por 'Tu cara me suena'

Acompañando a David Amor en su actuación

El Festival de la Publicidad y el Lujo vuelve a Marbella el 15-D

Más de 700 personas se darán cita en los Luxury Awards

Entregadas las Antenas de Oro, que reconocen la labor de los profesionales de la radio y televisión en España

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris