Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   PLAN IBARRETXE   -   Sección:   Opinión

Parece mentira

Tonia Etxarri
Redacción
viernes, 14 de enero de 2005, 23:21 h (CET)
Resulta incre ble. Suena a frvolo, pero m s bien es irresponsable, la actitud de algunos sectores de la opinin p blica que no quieren or las verdades del barquero del plan Ibarretxe. Ser por no ver sufrir a Zapatero en el desafo m s importante que ha planteado la mitad de una comunidad al Estado desde la transicin. Les parece una exageraci n, pero no saben cmo tomarse a un Gobierno vasco que habla del Estado plurinacional, pero no admite la pluralidad interna. Parece mentira, pero el Gabinete socialista se acaba de dar cuenta de que el lehendakari no consulta sino que hace emplazamientos. Y habla en nombre de una comunidad en donde la mitad de los ciudadanos no son nacionalistas ni ganas de serlo, que votaron a las opciones polticas m s castigadas por el terrorismo y que, si se atreven a afear la insensibilidad nacionalista durante todos estos aos con semejante injusticia, tienen que soportar que se les insulte de antivascos.

El lehendakari se entretiene combatiendo contra los molinos de viento de Espa a, sin haber resuelto primero el gran lo dom stico que tiene desde que su partido rompi la unidad democr tica y opt por el frente nacionalista. El presidente de Navarra ya ha puesto pies en pared. Pero lava ha ido ms all anunciado su intencin de reservarse el derecho de admisi n del 'mbito alav s de decisin' si Ibarretxe sigue con su plan de desenganche de Espa a. Esta Euskadi enfrentada es la que debera preocupar al lehendakari. Esa otra mitad de ciudadanos vascos que, por votar al PP y al PSOE, no son tenidos en cuenta en sus c lculos, ya que el lehendakari los sita enfrente de la sociedad vasca. Puede ser que, como dice L pez, la consulta no se lleve a cabo tal y como la han prometido PNV y EA. 'Tal y como' suena, quiz no . Sobre todo porque el Gobierno vasco, que se va especializando en el Parlamento en utilizar las argucias necesarias para sacar adelante proyectos que, sin fallos electr nicos y sin la ayuda de Batasuna, no podra hacerlo, seguramente ya habr resuelto. Y para cuando Zapatero despierte, se encontrar con la decisi n del PNV de llamar al referndum de otra manera: consultilla, encuesta con urnas, cuestionario Proust o formulario amable. Con tal de burlar la ley, lo de menos ser el nombre.

Pero si Ibarretxe se empea, la consulta se har . Es cuestin de talante. El suyo, inamovible. Y hablando de inamovibles, dice el presidente del Parlamento que el fin de ETA, tras la aprobaci n del plan soberanista, est cada vez m s cerca. Sin duda. Pero la decadencia del terrorismo no se debe al plan, precisamente, sino a la voluntad poltica y judicial de perseguir el delito del crimen. Como no espabile Zapatero, que lleg a creer que el PNV no iba a aceptar los votos de Batasuna, le quitan la cartera de la memoria y ya sabemos, luego, cmo se escribe la historia sobre los cimientos de la amnesia. Ay cu nto ingrato se mueve por este mundo!

Noticias relacionadas

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal

Los ejes sobre los que Hitler construyó el Nazismo

La historia que sigue después es conocida, y sin embargo sus promesas nunca fueron cumplidas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris