Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

Los pactos

Pascual Mogica
Pascual Mogica
viernes, 22 de octubre de 2010, 06:46 h (CET)
A los del Partido Popular les ha sentado como una patada en “semejante sitio”, como solía decir mi abuelo materno, el pacto alcanzado por el Gobierno con el Partido Nacionalista Vasco y Coalición Canaria para que estos apoyen y aprueben los Presupuestos Generales del Estado (PGE). Han puesto el grito en el cielo y hablan de oscurantismo en lo que al contenido del pacto se refiere, afirmación que no tiene ningún soporte en tanto en cuanto los medios de comunicación han informado por activa y por pasiva de los pormenores de dicho pacto. Incluso han pedido que se diga lo que pueda haber en dicho pacto en beneficio de ETA. Por cierto, cuando esta organización terrorista desaparezca el PP perderá uno de sus principales apoyos, su muletilla, para hacer oposición.

Ya va siendo endémica o crónica, la falta de memoria de Rajoy y los suyos, lo que les lleva a olvidarse de que cuando la primera legislatura, 1996-2000, de Gobierno de Aznar, este recurrió a los nacionalistas, PNV y CiU, para asegurar y sacar adelante, sus iniciativas y propuestas de Gobierno. Lo que dio a cambio de estos apoyos no creo necesario enumerarlo, pero es evidente que nadie da algo a cambio de nada. Pero lo más anecdótico o significativo, es que Aznar tuvo que reconocer públicamente que hablaba catalán, y que tuvo que cesar, en 1998, por “motivos personales” al portavoz de Gobierno y Secretario de Estado de Comunicación, Miguel Ángel Rodríguez, porque este dijo algo acerca de Jordi Pujol que no fue del agrado del entonces presidente de la Generalitat de Catalunya, dado lo cual “rodó” la cabeza de uno de los hombres de confianza de Aznar. A todo esto hay que añadir el pacto de Gobierno que hace un tiempo tuvo lugar con el PNV para que los nacionalistas pudieran gobernar en el País Vasco, hay que recordar que la oposición, el PSOE no habló en aquel entonces de ocultismo ni mucho menos preguntó si ETA salía favorecida con ese pacto. Menos mal que ahí están las hemerotecas y la memoria histórica para recordarles a los del PP que ellos también pasaron por lo mismo.

En cualquier caso una cosa si hay que tener muy presente en esto de los pactos, y ello se centra en que hay que tener mucho cuidado a la hora de establecer acuerdos con el partido que aglutina a “todas” las derechas, pues ya hemos podido comprobar lo que ha ocurrido en Canarias donde han roto el pacto de Gobierno que tenían establecido con Coalición Canaria por el cabreo que han cogido por motivo de que la formación canaria ha aprobado los PGE. Como se puede ver no son unos socios muy fiables, ni son serios a la hora de mantener sus compromisos.

Noticias relacionadas

Es hora de decir la verdad

“Quienes alcanzan el poder con demagogia terminan haciéndole pagar al país un precio muy caro”. Adolfo Suárez

Cristina Cifuentes y el PP en rojo

Vestida de rojo. Labios pintados con carmín carmesí brillante

¿La ventaja de Ciudadanos debe inquietar al PP?

¿Ha llegado el cambio de ciclo que enviará al PP a la oposición?

Metapsíquica inútil

El nihilismo es el resultado de buscar el sentido de la vida por caminos equivocados

Conciencia y Sensatez

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris