Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

El molino

Rafael del Barco (Barcelona)
Redacción
miércoles, 20 de octubre de 2010, 10:54 h (CET)
Intentando conocer quien es quien en el confuso mundo de Ciutat Vella sitúo a la concejala Itziar González, heroína, pero no tanto según los comentarios, contra la trama corrupta, y presentada como independiente en las listas del PSOE para el Ayuntamiento. La endogamia socialista y de siempre. Resulta que su independencia tampoco lo era tanto porque su padre es un reputado histórico del socialismo barcelonés.

Mis divagaciones sobre concejales y funcionarios corruptos o no, y hasta una queja sobre los habitantes “oficiales” del Raval, según la estadística publicada ayer 49.315 (“eso no lo sabe nadie” me escribe un vecino, deduzco cabreado, alegando pisos patera e indocumentados), se interrumpen al oír por la TV3 de la Generalitat la noticia de que hoy se inaugura el nuevo EL MOLINO con la invertida cifra de 15 millones de euros. !2.500 millones de las antiguas pesetas para un teatrillo de 250 plazas!. Y mi interés, por lo que ya titulan el Caso Ciutat Vella, aunque en realidad sean varios convergiendo en el Juzgado 33, se desparrama porque Paralelo, El Molino y Barrio Chino, forman un conjunto en la memoria histórica de Barcelona.

Demasiado dinero para tan minúsculo teatro y su obsoleto barrio. No me imagino nadie tan loco para esa inversión, y me meto en INTERNET, que me confunde más. Se habla de amor por el viejo Paralelo y su recuperación, sentimientos difíciles de conjugar con rentabilidad y negocio. Los viejos despertamos poco amor, y a menudo, si hay dinero, demasiado interés. Porque "Ciutat Vella" traducido es "Ciudad Vieja", no "Ciudad Hermosa", error de algún castellano. Interpreto, aunque las noticias son oscuras y contradictorias, que la FUNDACIÓN EL MOLINO es la propietaria del edificio, y OCIOPURO, sociedad que explota el teatro APOLO, se encargará de lo que nos cuentan es una maravilla técnica.

La entrevista-publicidad del secretario de esa fundación, el conocido abogado Santiago Zegrí, y la intervención como arquitecto de Josep Bohigas, de los Bohigas (arquitecto de Pascual Maragall decía ayer), dispara mi imaginación, que espero ampliar o rectificar con las consiguientes quejas y algún insulto.

Operación clásica en plena Burbuja Inmobiliaria. Se compra un pequeño terreno con edificio catalogado y uso de imposible rentabilidad. Se recalifica con ocho alturas edificables y el valor hipotecario se dispara, después las certificaciones de obra completarán un crédito total, subprime o ninja diría yo. Nadie pone un duro o algunas cantidades simbólicas que se recuperan con el crédito, o incluso permanecen por prestigio y “política”, y se pone en marcha un negocio no rentable… pero eso es pura entelequia y futuro.

La caixa, en minúscula, o quien sea titular del crédito hipotecario o similar, ya decidirá en ese incierto futuro. En teoría las ocho plantas cubren la millonaria inversión, que tampoco se ve claro si se observan los escasos metros cuadrados y su obligada utilización teatral. Pero como bien saben los implicados, el Ayuntamiento y la Generalitat pueden transformar las ocho plantas y su uso en dieciséis o treinta (otro hotel o apartamentos) depende de los amigos, influencia… y dinero. El meollo del Caso Ciutat Vella, “pisos turísticos y hoteles recalificados”.

Noticias relacionadas

¡Cuidado con Sáez de Santamaría! Sería el mayor error elegirla

Ella ha sido, sin duda, parte importante de las causas del fracaso del PP en el tema catalán

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XIII)

"Los trapos sucios se lavan en casa", se repite mucho en el Opus Dei, en referencia a todas estas desgracias

Corresponsabilidad

Amar al prójimo como a uno mismo es la máxima expresión de corresponsabilidad

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XII)

A ellos (a los miembros del Opus Dei) no se les "ofrece", sino que se les obliga a tener esa dirección espiritual

La ministra de Justicia cree en milagros

¿Novata o inexperta?
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris