Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La tronera   -   Sección:   Opinión

Cátedra de la estupidez

Jesús Salamanca
Jesús  Salamanca
martes, 19 de octubre de 2010, 06:56 h (CET)
Celestino Corbacho no solo no levanta entusiasmo sino que es el objetivo más recurrido para el chiste en Cataluña. La única pena es que solo se vaya él del Gobierno de Rodríguez Zapatero. Tal vez la disolución del Gobierno en pleno sería lo más acertado y aplaudido por la ciudadanía en este momento, sobre todo por la gran cantidad de carencias e inutilidad que representa.

Tanto al presidente del peor Gobierno de la democracia como a Celestino Corbacho y demás ministros, así como ‘temporeras’ de cuota, habría que contarles aquello de Fóscolo y es que “la incompetencia, como la sinrazón, pueden apagar una antorcha, pero inmediatamente avivan un incendio”. Y eso es lo que ha hecho el presidente Rodríguez con sus fieles del Gobierno durante estos nefastos casi siete años: generar problemas donde no los había y echar gasolina en problemas que aún mantenían ascuas. No es preciso recordar uno por uno. Ahí está su gestión; una gestión que es la bandera del fracaso, el despilfarro, el acercamiento y negación permanente a la banda terrorista ETA, así como el abandono del sector de la ciudadanía más necesitado: los parados.

Y si a lo citado, unimos la dejadez social del Gobierno a cambio de otorgar subvenciones a programas como “Gays y Lesbianas de Mozambique” o pagar el “mapa del clítoris” que, por cierto, lleva hecho e investigado desde 1923, entonces estamos ante un cuadrante de insensateces, barbaridades, mediocridad y un claro afán de crear la ‘cátedra de la estupidez’; solo falta que tenga dotación económica, cosa que tampoco nos extrañaría.

Noticias relacionadas

Montaigne

Un gran conocedor de la naturaleza humana

Donde los chef famosos acaparan fama, dinero y egocentrismo

“El explícito y voluntarioso elogio de la creatividad acaba produciendo más cretinos que creadores, porque pensar que la creatividad se encuentra en la radicalidad es un error colosal” Santi Santamaría

Trump no podrá detener el movimiento por los derechos de los inmigrantes

Aunque salga a perseguir a sus líderes

¿Intenta Israel expulsar a los palestinos de Cisjordania y Gaza?

¿Será Jerusalén la capital única e indivisible del Gran Israel?

Cuando la mentira es la norma

Zoido miente en el Senado
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris