Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La linterna de diógenes   -   Sección:   Opinión

Quien primero huye del barco

Luis del Palacio
Luis del Palacio
miércoles, 6 de octubre de 2010, 06:38 h (CET)
No me resulta especialmente simpático Tomás Gómez. Siempre me ha parecido uno de esos melifluos personajes, que no se sabe muy bien si van o vienen, si entran o salen. Se lució con el ridículo boicot que mantuvo durante meses a todos los actos oficiales programados por la Comunidad de Madrid Es, además, un maleducado que hace gala de su falta de cortesía, como por ejemplo ayer, no respondiendo a la llamada de Esperanza Aguirre cuando le telefoneó para felicitarle por su éxito en las mal llamadas “primarias”, que le ha colocado por encima de su rival de partido, la ínclita Trinidad Jiménez. Y, sin embargo…

Aplicando la máxima de “no hay mal que por bien no venga”, el triunfo de Gómez representa el primer descalabro serio de Zapatero dentro de su propio partido, lo que resulta alentador: podría tratarse de la primera insurrección seria ante un liderazgo con los pies de barro. Es normal que, dado es progresivo descrédito de la política gubernamental del PSOE (como ejemplo, repásese la encuesta que publicó El País el pasado domingo, que otorgaba una ventaja de nada menos que cinco puntos al PP, en caso de celebrase ahora las elecciones), las ratas empiecen a huir del barco.

Resulta, con todo, curioso el papel de algunos miembros del Ejecutivo (los que de verdad cuentan) empeñados en apoyar una candidatura tan precipitada y endeble como la de la Ministra de Sanidad ¿Se trata de un error de cálculo de Rubalcaba y Blanco; o, por el contrario, de una estrategia que habrá de dar sus frutos en el futuro? Es muy difícil saberlo, y hay opiniones de lo más diversas al respecto.

Lo que sí parece cierto es que la escueta victoria de Gómez, no sólo sienta un problemático precedente dentro de las filas socialistas, sino que pone de manifiesto lo endeble de la situación de Zapatero ante sus propios correligionarios. El hecho de ostentar la Secretaría General de su partido (es decir, su jefatura) no garantiza en absoluto su reelección cuando se celebre el próximo Consejo Federal. Zapatero, con una trayectoria política prácticamente inexistente antes de su nombramiento como Secretario General en el XXXV Congreso del partido, celebrado en julio de 2000, y una escabrosa política al frente del Gobierno, desde que ganara las elecciones de 2004 y 2008, es “material fungible”.

El futuro político de Tomás Gómez es difícil de prever; aunque ha dado muestras de su ambición al salirle respondón al jefe en un momento muy delicado para este. ¿Se trata de una estrella emergente, o de una estrella fugaz? De momento nadie, ni él mismo, lo sabe. La victoria de Esperanza Aguirre en las elecciones de mayo del año próximo parece segura, salvo imprevistos; como, por ejemplo, que no obtuviera la mayoría absoluta y que el PSOE e Izquierda Unida se aliaran para arrebatarle la presidencia. Cosas más raras se ha visto. Pero lo cierto es que el reciente vencedor de esas “primarias” es joven, ambicioso, ambiguo en sus adhesiones y simpatías (de momento) y cuenta en su haber con una experiencia política - como alcalde de uno de los municipios más poblados de Madrid- de la que Rodríguez Zapatero carecía hasta ser aupado a la Presidencia del Gobierno. También, se afirma, cuenta con una formación académica mucho más sólida que aquel; algo no esencial para llegar a los más altos puestos del Estado, como se ha visto en los últimos años, pero que en su momento puede contar.

En fin, sólo queda esperar a que las siguientes criaturas del barco detecten nuevas vías de agua y se decidan a saltar.

Noticias relacionadas

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris