Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Vender falsas ilusiones

Wifredo Espina
Wifredo Espina
@wifredoespina
viernes, 24 de septiembre de 2010, 22:00 h (CET)
Esta bien que alguien diga las cosas por su nombre: que hay promesas que son falsas ilusiones. Y es muy sensato y oportuno que lo haga, precisamente, cuando se está a punto de celebrar elecciones en Catalunya. Eso es quitar telarañas de los ojos a la gente. A los ciudadanos que próximamente tendrán que ir a votar.

Es lo que ha hecho, en una conferencia en Lleida sobre el catalanismo en el siglo XXI, el señor Luis Foix, demostrando, una vez más, que es uno de los grandes periodistas que tiene el país. Un profesional culto, viajado, documentado, claro de exposición y con una visión amplia y equilibrada de las cosas y de los hechos. Virtudes que, desde hace muchos años, pone a diario al servicio de un periodismo de calidad, en diarios y tertúlias serias. Desgraciadamente, no vamos sobrados de Luis Foix. Con la autoridad profesional y humana que le dan estas cualidades, puede decir sin tapujos lo que hay que decir en cada momento. Los electores harán bien de escucharlo y reflexionar antes de ir a depositar su papeleta en las urnas.

Según el análisis de Foix, "el eje central catalanista de las tres formaciones (catalanas) con más posibilidades de entrar en el Gobierno son irrealizables, es decir, la independencia no será en esta legislatura, el concierto económico no lo tendremos esta legislatura y una España federal tampoco, porque, sencillamente, no hay federalistas". Es decir, los objetivos fundamentales con que se presentan, respectivamente, Esquerra Republicana, Convergència i Unió y el Partit Socialista de Catalunya, no se cumplirán ni a corto ni a medio plazo.

Lo que están haciendo, en este sentido, estas formaciones políticas (y otras) es vender humo, falsas ilusiones. En el fondo, engañar a la ciudadanía. Porque ni los mismos que lo predican se lo creen. Pero como de alguna manera tienen que hacerse notar, deben de presentarse con alguna bandera con gancho, con un lema que tenga garra. Con una gran pancarta atractiva.Y así, proclaman sus ilusiones como si fueran promesas factibles, mañana o pasado mañana, a ver cuántos electores pican.

Una cosa son las intenciones y otras las posibilidades reales. Y como el informado y responsable periodista Foix lo sabe bien, porque conoce el mundo de la política y el talante y las estrategias de los políticos, lo advierte a tiempo. Para que los que vayan a votar, no lo hagan a pies juntillas o engañados. Para que no sueñen con falsas expectativas. Para que no se hagan falsas ilusiones.

Y recomienda ser realistas. Ante esta dinámica -dice- "hay que volver a echar mano de lo que se tiene para ir ganando nuevas cuotas de autogobierno, de poder económico y de capacidad de gestionar políticas europeas". En definitiva, está en la línea que proponía el idealista y, al mismo tiempo realista, malogrado Pere Duran Farell, que tanto hizo por el país.

Noticias relacionadas

Quisicosas de la política nacional

“El éxito es la capacidad de ir de fracaso en fracaso sin perder el entusiasmo” Winston Churchill

Preferiblemente otro día

Hacía un tiempo, Francisco de la Torre había declarado que no concurriría como cabeza de lista en las próximas locales

Los artistas mueren jóvenes

La corta vida del poeta

La verdad os hará libres

¿Qué verdad hace libres?

Envidia, odio y celos te debilitan y consumen

Pensamos y vivimos en gran parte de una manera inconsciente e irreflexiva
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris