Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Fútbol

Etiquetas:   EUROPA LEAGUE / FASE DE GRUPOS   -   Sección:   Fútbol

El Villarreal se quema en el “infierno” de Zagreb (2-0)

Una dura derrota que no estaba en el guión complica su pase a dieciseisavos
Redacción
jueves, 16 de septiembre de 2010, 21:01 h (CET)
Liderados por Sammir, el conjunto croata da otra campanada en la jornada de la Europa League con una contundente victoria. El inusual once alineado pasa factura al equipo de Garrido, quien intenta remendar el entuerto en la segunda mitad sin ningún tipo de acierto

FICHA TÉCNICA
2- Dínamo de Zagreb: Kelava (3); Vrsaljko (2), Biscan (3), Tonel (2), Cufré (3); Ademi (1), Badelj (1), Sammir (3), Morales (2); Tomecak (1), Rukavina (3)
0- Villarreal C. de F.: Diego López (2); Mario (1), Musacchio (1), Gonzalo (2), Capdevila (1); Senna (0), Bruno (0), Cani (2), Jefferson Montero (3); Marco Ruben, (1) Altidore (2)
Cambios : En el Dínamo salió Chago (2) por Morales (min. 56), Ibáñez (2) por Rukavina (min. 72), Beqiraj (1) por Sammir (min. 86) y en el Villarreal salió Borja Valero (2) por Bruno (min. 46), Rossi (2) por Marco Rubén (min. 46) y Cazorla (1) por Cani (min. 63).
Goles: 1-0 Rukavina min. 17; 2-0 Sammir min. 80
Árbitro: Pavel Kralovec (República Checa) (2). En el submarino mostró doble amarilla a Marcos Senna (35’ y 74’); mientras que en el equipo croata amonestó a Ademi (22’).
Incidencias: Partido correspondiente a la fase de grupos Europa League. Estadio Maksimir de Zagreb. Terreno de juego en buenas condiciones.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: Jorge Sammir
Colaboró en el primer gol de su equipo y anotó el segundo. La magia de este mediapunta de origen brasileño no dejó indiferente a ningún espectador del encuentro.
Lo peor: El planteamiento de Garrido
Tal vez abuso el técnico del Villarreal de confianza. Un exceso de jugadores inusuales y poco rodados no estuvieron a la altura que exige esta competición.
El dato: Primera incursión del Villarreal en Croacia
Comenzó mal el conjunto amarillo sus andaduras por este país balcánico. Una derrota que le obliga a no volver a pinchar en los restantes encuentros europeos.
Rafa Julián / SIGLO XXI

Bien por el Dínamo de Zagreb. Mal por el Villarreal. Nunca hay que olvidar, bajo ningún concepto, que no hay rival fácil, sea cual sea, en competición europea. Quédense con este nombre: Jorge Sammir. Este croata, de origen brasileño, termino prácticamente el solo con el mal planteamiento del conjunto español. Apenas hizo falta poco más. Apoyado por un ejército de diez valientes guerreros, levantaron un resultado prácticamente imposible pasando por encima al favorito del grupo.

Si ha quedado algo claro en Zagreb, es que allí no se regala nada. Porque partir de favoritos en el choque se convirtió en el talón de Aquiles del Villarreal. Porque la erudita propuesta que manejó el Dínamo frente el conjunto amarillo aplastó cualquier oportunidad de dejar escapar la victoria lejos de las fronteras balcánicas. Demasiado ‘descarado’ fue el planteamiento del club castellonense, sobretodo en su parte ofensiva. Un duplo atacante poco habitual como es el de Marco Rubén y Altidore dejaba entrever la infravaloración del técnico visitante ante un rival a priori menos dotado técnicamente.

Pero tan sólo 45 minutos duró tal osadía. La segunda mitad comenzó con dos piezas clave del ‘submarino amarillo’ sobre el verde césped del estadio Maksimir. Borja Valero y Rossi suplirían a Marco Rubén y Bruno para darle más pegada a un dócil conjunto español. Para entonces, los croatas ya se habían colocado por delante en el marcador en un primer tiempo donde fueron conductores únicos del juego, devolviendo las acometidas con grandes contras ante un adelantado y descolocado once amarillo.

Sammir se descubre
Y en una de éstas, en un pase en profundidad procedente de Jorge Sammir, llegaría el primer clavo del Villarreal. Rukavina concluiría con éxito y seguridad la gran asistencia en un mano a mano con Diego López. Poco a poco el peligro sería más constante. Las ocasiones parecían calcadas al gol, con la única diferencia de que Morales desaprovechaba la oportunidad de ensanchar el marcador con disparos desviados. Por parte visitante, la impotencia hacía mella en los pupilos de Garrido y tan sólo disparos de Marcos Senna desde la distancia ni siquiera lograban inquietar al cancerbero Kelava.

Si lo haría al comienzo de la segunda parte. No obstante, un despeje eficaz del arquero del Dínamo de Zagreb dejaría en anécdota tal acción. Aun así, crecerían las esperanzas del ‘submarino’ con la salida de Cazorla al campo. Cambiaban los tornos sobre el terreno de juego y lentamente, el conjunto español se hacía con el control de partido y las llegadas al área comenzaban a ser frecuentes. Jefferson empezaba a circular por la banda derecha hábilmente, sin embargo, sus remates finales no encontraban el resultado esperado.

A partir de este momento, un cúmulo de despropósitos se cebaría con el Villarreal condenándolo al sufrimiento de la derrota. Nadie avisó a los españoles que la rendición no entraba en los planes del conjunto croata. Un oportuno Gonzalo desvío de debajo los palos otra finalización de jugada trenzada por parte de los locales, que había batido a Diego López y su protagonista, Ibañez, ya empezaba a celebrar. Era el avance del desastroso resultado final.

Las risas sarcásticas de Marcos Senna, combinadas con furia y desesperación, amenizaban la salida del campo del hispano-brasileño tras atisbar su segunda amarilla y dejando a sus compañeros en inferioridad numérica. Para colmo, Sammir quiso bordar su excelente encuentro materializando el segundo tanto croata, quedándose de nuevo completamente solo ante el arquero gallego del Villarreal tras recibir un medido pase de Cuffré.

Batalla vencida
Este último golpe del Dínamo acarrearía una celebración un tanto peculiar. Dos piñas distintas construidas por los componentes del equipo local mostrarían gráficamente lo que los 90 minutos darían de sí en una noche especial. Un conjunto humilde, partiendo de inferior, había pasado por encima al máximo favorito del grupo en todos los aspectos, revindicándose y mostrando a su público quien, definitivamente, había ganado la batalla.

Rossi intentaría acortar distancias sin apenas ímpetu ni ángulo a dos para el final. De nuevo, Kelava se luciría en una última acción, consolidándolo como único meta imbatido del partido. Tras el pitido final, llega el momento para la reflexión. Tal vez Garrido se equivocó en meter sobre el campo un equipo tan osado, pensando más en el encuentro frente el Levante que en asegurarse su clasificación para los dieciseisavos de final. No puede volver a tropezar el conjunto ‘groguet’ si quiere alargar su periplo europeo y deberá meditar sobre un planteamiento más serio frente el Brujas en casa.

Noticias relacionadas

Valverde: "Messi supera registros imposibles y rompe barreras"

Celebra los buenos resultados de sus 100 días al frente del club

El Atlético empata en Bakú y se queda al borde del abismo

Los de Simeone, incapaces de hacer un gol al Qarabag, se complican el pase a octavos

El Barça gana a Olympiacos en la tormenta y es más líder

Messi llega a los 100 goles en competición europea y Piqué, expulsado, no estará en El Pireo

El Sevilla se queda frío en Moscú y cae goleado por el Spartak

Los de Berizzo pasan de ser líderes a ocupar la tercera posición del grupo

Zidane: "Tener oportunidades y no marcarlas es frustrante para los jugadores"

Seguirá con la misma estrategia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris