Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Lencería fina   -   Sección:   Opinión

Artur Mas en el tiovivo de La Noria

Teresa Berengueras
Teresa Berengueras
@berealsina
lunes, 13 de septiembre de 2010, 09:32 h (CET)
En casa tenemos el televisor estropeado, mejor dicho se ha muerto, ya no hay posibilidad de que siga dando programas, ahora nos vemos obligados a ahorrar para tener otro y eso va a llevar su tiempo. Sinceramente no nos preocupa no ver la televisión pero hay algunos momentos en los que por trabajo no debes dejar de hacerlo. Por suerte está Internet y luego las webs de las cadenas que dan en su totalidad algunas entrevistas, reportajes, el sábado en La Noria tenían de invitado al político catalán Artur Mas su presencia en el programa había levantado ampollas y comentarios múltiples en todos los ambientes en Catalunya.

Sin duda era una entrevista que se tenía que ver y que nadie se preocupe no me he cambiado de bando para convertirme en una periodista política, no voy a hacer campaña ni voy a encolerizarme por cosas muy complejas, para esto está, por ejemplo, Alfonso Rojo que estaba en una de las sillas como invitado para que le preguntara e intentara incordiar al líder de CIU, me divirtieron algunas de sus intervenciones, especialmente cuándo le preguntó a Mas cómo se sentía: “sólo catalán, catalán-español”, Mas le dijo que él era catalán: “yo soy catalán y me siento catalán” , prosiguió Rojo en su incisivo peregrinar: “si usted gana las elecciones dejarán de multar a los que rotulan en castellano”, Mas fue divertido, de buen rollito le comentó: “Si usted va a Catalunya el Corte Inglés se llama Corte Inglés”, Rojo siguió persistiendo: “Bueno si alguien rotula pisos…” Mas le cortó con elegancia: “Es que pisos y pisos es lo mismo en catalán que en castellano”, Rojo, periodista bregado en tiempos de guerra, no se dejó amilanar ante la realidad más real de Catalunya: “Y en la rotulación de una hamburguesería” Mas sonriente le contestó, elegante como si fuera una escena de “Vacaciones en Roma” y Gary Grant le hablara a una maravillosa italiana: “Tampoco acertó, hamburguesería es lo mismo, es que no encuentra ninguna palabra pero no se preocupe, por ejemplo si busca Cortefiel lo hallará exactamente igual, aunque se podría cortar como Corte Fiel y eso no se hace”

GANAR POR MAYORÍA
La entrevista fue larga, correcta, María Antonia Iglesias que ya ha vuelto, nos alegramos de ello, tuvo las intervenciones con más calado político preocupándose por esta “oleada incendiaria (según la periodista) independentista que azota Catalunya”, salieron a colación las relaciones inexistentes de Mas con Zapatero, Pilar Rahola también estaba en el corrillo, mucho menos batalladora que en otras ocasiones probablemente por haber escrito un libro sobre Mas que barrió en ventas en el último Dia de Sant Jordi. Mas les dijo que ellos van a ganar por mayoría porque si es no es así ya está bien el tripartito y que en el caso de que no tengan mayoría no es necesario que pacten con nadie, desde luego dejó descartado que lo hagan con el PP: “Es que nosotros hemos llegado a acuerdos en otras ocasiones con muchos otros partidos, no sólo existe el PP y el PSOE, hay muchas alternativas”.

Recordó la visita que hizo al notario en las últimas elecciones para escribir que en caso de ganar no iban a pactar con el PP: “Porque en esos momentos en todas partes donde había periodistas y preguntaban nosotros decíamos bien claro que no íbamos a hacer: ningún pacto con ese partido y lo explicaba, al día siguiente siempre había alguien que veía más allá de nuestra realidad, nos cansamos y por eso fui al notario, quizá nos equivocamos porque eso levanta recelos y a mi esto no me gusta”.

SER COMO SOMOS
Mas dijo que los catalanes lo único que desean “es ser como somos”, y explicó que en tiempos de Pujol se hizo una encuesta con una pregunta: “¿Ustedes por qué creen que los catalanes hablan catalán?” y el 85% dijo Mas “de buena fe” contestaron: “Para ser diferentes” dejó claro que este hecho daba a entender que alguien no había entendido a los catalanes o bien los catalanes (por cierto, entre los que me incluyo) no se habían explicado suficientemente. Y puso ejemplos bien contrastados, a un francés nadie le pregunta por qué habla francés. Y yo añado ni a un madrileño por qué habla castellano, ni a un inglés, ni a un murciano.

Lo que me gustaría saber cómo ven lo que ocurre en Valencia Mas y su equipo, el valenciano es catalán y el catalán es valenciano, ¿por qué no lo dejan claro de una vez? Yo, por ejemplo, estoy harta de escuchar a los dirigentes valencianos que los catalanes les quieren robar hasta el Micalet y la última, de hace unos días, que les van a robar las Fallas, ¿pero qué es eso? Si los del País Valencià, hermoso y querido a pesar de sus dignatarios, son vecinos de Catalunya por qué los dirigentes del PP valenciano en el tiempo que les queda libre después de todos los trapicheos que se llevan entre manos se dedican a sembrar cizaña entre ambas comunidades. En Valencia siempre me he sentido querida y muy bien tratada y mi pareja, que es valenciano, siente lo mismo viviendo en Barcelona, cada uno habla con el acento y los giros de su lugar de nacimiento pero los dos nos entendemos en la misma lengua

MAS, EL “SENY”
Se ha escrito que Mas recuerda por su “taranná” (talante) a los Kennedy, estos políticos norteamericanos, uno de ellos Presidente de su nación, fueron convincentes con su electorado, pero tenían una vida personal peligrosa y tortuosa, lo fueron tanto que a lo largo de la historia hay puntos muy negros que no se han esclarecido todavía y puede que se tarde varias generaciones para que ello ocurra. Mas, a quién conozco de años y en los últimos años hemos coincidido en muchos actos, no creo que tenga nada que ver con los hermanos Kennedy, es un hombre discreto pero hablador, gana en las llamadas distancias cortas, siempre le he visto, o casi siempre, acompañado de su mujer Helena Rakosnit, diré más yo creo que la “rauxa” de Mas es su mujer y el “seny” lo lleva implícito el político en sus genes.

Nunca he visto a Mas bailar y eso no es algo malo, se baila o no se baila, te gusta o no te gusta, Mas es un hombre elegante, alejado del mundanal ruido, respetuoso pero no creo que en el día de su cumpleaños haya ninguna Marilyn Monroe que le cante el cumpleaños feliz, su Monroe es su mujer con la que se casó enamorado y parece que sigue así. Mas cree en la familia y es en el habitáculo doméstico donde mejor se siente. Es un ciudadano catalán cien por cien, tal y como creen que son o deben ser en el resto del Estado Español todos los catalanes. Dice lo que cree, calla cuando debe y si se le pasa algún desliz lo paga caro, se calla y espera que todo se calme. Tiene las ideas claras y a mi me gustaría saber cómo y cuánto es de solidario. No sabemos. Probablemente con esto de ser político y tener empeñada la agenda más horas de las que tiene el día sólo puede hacer su trabajo: ser político.

ABRIR EL CORAZON
Debe ser duro ser político y no poder tener una vida familiar como la del resto de los ciudadanos aunque seguro que cuando la familia lo necesita primero está ésta que no su trabajo, pero después de ello ¿qué hay? Mas es discreto y cuesta entrar en su personalidad, le conocemos como político pero a mi me parece que los políticos también tienen corazón y deberían demostrarlo, en el fondo es una faceta más de ser político: ser persona por encima de muchas otras historias.

En La Noria ganó por goleada, de buenas maneras, sin crisparse, relajado, contestó a todos y a todo, a los que sabían más y a los que menos, pero a mi me faltó ese Artur Mas de las distancias cortas, el pueblo catalán quiere un presidente humano y más en estos tiempos en que la crisis ahoga y se necesita una persona que además de tener programa y ejecutarlo sepa escuchar de forma cotidiana a todo el mundo. Mas en La Noria, probablemente por falta de tiempo, no pudo expresar cómo es realmente como ser humano, a mi me hubiera gustado. Me gustó mucho que hablara de su profesor de literatura , Jordi Sarsanedas, lo hizo aprovechando que al finalizar la entrevista le regalaron “Les flors del mal” de Baudelaire, ahí yo vi aparecer o comparecer al ser humano, no me emocionó verle leer en catalán esa poesía bellísima, porque yo sé, imagino que muchos van a creer que estoy diciendo una maldad, que en Telecinco leer un poema en catalán el líder político de un partido de Catalunya es como hacerle un examen y usarlo a favor de esa audiencia a la que ellos día y noche usan a su antojo. Eso sobraba, pero Mas lo hizo, y bien, queda en los archivos, si gana La Noria ya tienen en donde balancearse.

CARAM! ¿CARAMBA?
Y si ¡caramba¡ como le dijo Jordi que tenía que expresarse al recibir el segundo regalo, otro libro, en este caso “El Petit Princep” ,ese libro que hay que leer varias veces a lo largo de la vida dijo Artur Mas, es cuando desde el corazón le salió un “¡caram! catalán Jordi le condujo al redil del castellano, el recreo había acabado. Espero que Mas se suelte y sea mucho más como es él interiormente, estoy convencida de que ganara muchos puntos, especialmente en el llamado cinturón rojo de Barcelona. Y también que cambie de peluquero, su pelo duro requiere un buen corte un poco más casual, a mi su peinado me recuerdo la época de Suárez y de eso ya han pasado muchos años y la historia ya se escribe en otros tonos por suerte para todos, escogió muy bien la corbata, ese blanco roto combinado con colores de a fuego lento y estuvo muy acertado en ponerse un poco como un madrileño de los que aún frecuentan Chicote, pantalón gris oscuro y chaqueta en otro tono pero no un vestido completo, como Jordi o como Rojo, en Madrid los hombres de negocios, los que tienen poder, cuando salen del despacho, de una reunión importante, se reúnen en Chicote para tomar una copa, una mayoría de ellos viste la combinación que Mas utilizó para ser el sábado la estrella de un programa de televisión. Todo medido, tiene buenos asesores, están en todo. Vamos a ver si le dan un empujoncito en eso de que abra el corazón, nadie se lo va a robar, él hace 28 años se lo entregó a Helena, su mujer, un gran soporte del que un día de estos hablaré.

Noticias relacionadas

Isabel del Rey, de profesión poeta

Hay que leer estos 'Versos de escuela' de Isabel del Rey porque es la libertad lo que se lee en los poemas

Miedo nos da. ¿Un Art.º 155 descafeinado?

¿Se pretende restaurar la legalidad en Cataluña o salir del paso con el menor coste político?

Intervención en Cataluña

Rajoy ha reaccionado ante el reto o chantaje planteado por Puigdemont

Soy mujer, escucha mi rugido

La violencia contra las mujeres en la vida estadounidense, en primer plano

Velocidad de la alegría

Necesitamos agilidad mental para el cultivo y disfrute de la alegría crítica y constructiva
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris