Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Columna de opinión   -   Sección:  

Drama en Nervión

Ana Ramos
Ana Ramos
viernes, 27 de agosto de 2010, 03:44 h (CET)
Hace pocos días presenciábamos un nuevo desastre en el conjunto sevillista. Y es que tras el espantoso partido que realizó ante el Barcelona en la vuelta de la Supercopa de España, todo parecía presagiar que la cosa cambiaría en la ida de la previa de la Champions, donde el Sevilla necesitaba urgentemente la victoria.

Pero no sucedió así. Merecidamente, los de Álvarez cayeron goleados y lo que es peor, se despidieron de la competición europea, que desde hace cuatro años, tanto ha llenado las arcas de Nervión. ¿Y ahora qué? Es la pregunta del millón. Pues primeramente, lo que ya sabemos: Europa League y listo. Y lo segundo, lo que se desprende de lo anterior: menos dinero por ganar un encuentro, por pasar de fase… todo repercutirá tras el fiasco deportivo.

Y ante este panorama, los aficionados, que son los que realmente sufren este “desastre”, como siempre, se empiezan a preguntar por el futuro del equipo, por la valía del actual entrenador hispalense, por la calidad de los nuevos fichajes… ¿Será para tanto? Realmente, creo que se está haciendo una playa con un granito de arena, porque hay que tener en cuenta que se está en pretemporada, que lo “mejor está por llegar”, tal y como comentan desde el club.

Pero si se piensa bien, algo está fallando en el Sevilla. En primer lugar, la directiva. Y aquí nos hallamos en el mismo problema de siempre: Del Nido habla más de lo normal y a veces, o en muchas ocasiones, esas palabras no llegan a buen puerto. Este año ya lleva unas cuantas salidas de tono… Y esos aficionados de los que antes hablo, ya están cansados.

Después está el aspecto deportivo. Caos, la verdad. La defensa está cometiendo errores que nunca se habían visto en el equipo rojiblanco (con cantadas muy sonadas de Palop, muy raro sí); la delantera no despunta (por ejemplo, Negredo no logra coger el ritmo) y el centro del campo (del que se salva, por ahora, Navas y poco más) no tiene la unidad y organización de tiempos anteriores. En este sentido, ¿qué falta entonces? Pues trabajo, trabajo y trabajo. No queda otra.

Así que se puede decir más alto, pero no más claro. Al Sevilla le falta “currarse” más los partidos, más estudio… A tiempo está. La película dramática ya ha comenzado, pero quién dice si esa tragedia de puede convertir en una comedia. Ya lo veremos…

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris