Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Mal porvenir

Jesús Martínez (Gerona)
Redacción
jueves, 12 de agosto de 2010, 03:01 h (CET)
Como ciudadano español me siento en la obligación moral ineludible de trasmitir mi opinión. A mi juicio, deben de tenerse en cuenta varios hitos que van a condicionar el futuro de una democracia en España.

-Las democracias vacilantes y preocupadas exclusivamente por el voto (objetivos electorales) están condenadas al fracaso y a dar paso más tarde o temprano a gobiernos dictatoriales, bien dentro de la misma democracia (mal menor) a bien fuera de la misma.

-Las democracias que no cumplen la separación auténtica de los tres poderes están abocadas a desaparecer, a llevar como mínimo una vida vacilante en la cual caben todos los males que tenemos actualmente en la sociedad española; como corrupción, despilfarro, nepotismo, falta de honradez y abusos de poderes sobre los más débiles.

-Durante la corta vida la clase política ha introducido en la sociedad todas las características que han hecho de ella una sociedad enferma.

Se han socavado y mucho veces, todas aquellas realidades y símbolos a que hacen de una nación, un ente vivo capaz de superar dificultades y mejorar.

Se insiste en la destrucción de la identidad religiosa de España y simultáneamente de la familia.

Como consecuencia de esto último se ha desarrollado una cultura de baja calidad y solo digna de presentarse en los medios de comunicación de la más baja estofa.

En aras de una pretendida liberación de la mujer la inducen a la pérdida más clara de su dignidad, al aborto, al asesinato de su propio hijo.

La desaparición de muchas de las libertades individuales, cada día aparecen nuevas prohibiciones, en beneficio de unas supuestas libertades colectivas preconizadas y diseñadas por el partido.

Noticias relacionadas

Respetar la verdad y la autoridad en la materia

Artículo de Carmen de Soto Díez, Consultora de comunicación

Mi discalculia

Algunos profesores de ciencias simplemente se contentaban con recordarme que no “servía para estudiar”

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XIV)

Aunque no sea por convicción sino por estrategia, es mejor no mentir ni ocultar la verdad

Sánchez habla de reconciliación mientras sigue abriendo viejas heridas

Quien salga elegido nuevo presidente del PP deberá aprender del pasado y devolverle, al PSOE del señor Sánchez, golpe por golpe, traición por traición

Pasado, presente y Casado

Diario de una no tan joven promesa a la que se le acaba el tiempo si no se lanza ya a la piscina
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris