Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   ¿Es sólo un deporte?   -   Sección:  

Operación ahorro

Miguel Cañigral
Miguel Cañigral
@mcanigral
miércoles, 28 de julio de 2010, 06:12 h (CET)
Por fin. Después de tres años de crisis, el fútbol parece haberse dado cuenta de que reacciona o se va de paseo. Incluso Real Madrid y Barça, derrochadores por ley, han sucumbido a la petición popular de ahorro tanto en fichajes como en sueldos.

Lejos quedan aquellos 90 millones que se pagaron por Cristiano. No tan lejos porque se pagaron la temporada pasada pero da la sensación de que fue hace muchos años. Una temporada después, el fichaje más caro es el de David Villa (40 millones) y le sigue muy de lejos del de Di María (25 millones).

Lo que también parece que ha cambiado es la planificación de las plantillas. Mientras en temporadas anteriores podía parecer que los equipos dejaban para última hora los refuerzos y, por ello, al final gastaban más de la cuenta, ahora están más concentrados en buscar jugadores implicados a coste bajo y sueldo bajo.

Los equipos se están desprendiendo de los jugadores que más cobran, se ahorra en equipo técnico y en concentraciones fuera de España. Todo esto demuestra que el fútbol puede funcionar sin manejar cifras desorbitadas.

Quienes apostaban por ujn mercado pasivo sin apenas movimientos, fallaron. Quienes pensaban que por falta de dinero algunos fichajes serían imposibles, se equivocaron. Los equipos continúan necesitando efectivo y si las ofertas son menores, al final se ven obligados a aceptar. Los jugadores quieren cambiar de equipos y mejorar su situación. El mercado no se para porque la mayoría de los clubes se han auto-impuesto el ahorro por bandera.

Hoy, son pocos los equipos que hacen algún fichaje sin haber vendido antes por más dinero. Hay que asegurar el futuro y casos como el del Mallorca, Levante o Valencia, asustan más que quedar fuera de Europa o el descenso.

El único que incumple esta normalidad mundial es el Manchester City. Cada aficionado de cualquier rincón del mundo está deseando que algún magnate árabe se haga con las acciones de su club favorito. Los dueños del segundo equipo de Manchester están animando el mercado con fichajes muy caros pero de grandes jugadores. Temible va a ser este equipo si encaja.

Volviendo a España, las plantillas son casi las mismas. Fichajes a coste cero y casi trueques son la tónica general. Posiblemente destaca en esta política de fichajes el Valencia. Tras años de despilfarro, con fichajes en el último momento, en esta ocasión sin haber llegado aún a Agosto, la plantilla está cerrada con un gasto de menos de 20 millones y más de 80 millones de ingresos. Han dicho adiós a las grandes fichas y sus estrellas pero han llegado fichajes que equilibran la plantilla tanto deportivamente como económicamente, jóvenes y con ganas.

Y atención porque es el ejemplo a seguir. Quien quiera pensar que los millones volverán están muy equivocados. Al menos en España, los euros sólo llegan a Real Madrid y Barcelona.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris