Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Punto de Mira   -   Sección:  

¿Mourinho? No, gracias

Pablo Primo
Pablo Primo
@primoarias
martes, 4 de mayo de 2010, 04:14 h (CET)
A falta de dos semanas para llegar a la conclusión del campeonato nacional de Liga el gran debate sobre la continuidad de Manuel Pellegrini se ha instalado en el entorno madridista. La decisión no se tomará hasta el final de temporada y parece clara la continuidad del preparador chileno si consigue el título liguero, de no ser así su permanencia pendería de un hilo y entraríamos en una especie de ‘casting’ de prestigiosos entrenadores gustosos de preparar al club de Concha Espina. Mourinho es uno de ellos pero abogo por la continuidad del ‘Ingeniero’ pase lo que pase de aquí al final de temporada.

El aterrizaje de Mourinho en Chamartín supondría un absoluto cambio sobre lo intentado con el chileno, aún con contrato hasta junio de 2011, y un nuevo golpe de timón de Florentino Pérez sólo un año después de su segundo acceso al poder. El ideario de la continuidad se quedaría en papel mojado justo cuando el Real Madrid se encuentra en plena construcción y con un entrenador valedor del buen fútbol. Lo contrario que el portugués.

Mourinho ha metido al Inter en una final de la Copa de Europa 43 años después. No es una hazaña cualquiera porque se encuentra a 90 minutos de ganarse un lugar en la historia tras derribar a un equipo que ya es leyenda, el mejor del mundo en los últimos meses con diferencia. Un buen entrenador que no debe llegar al Madrid porque simplemente ha eliminado al Barcelona en Europa.

Por mucha victoria que consiguiese el partido realizado ante el Barça por los italianos no sería aceptado por la afición madridista de ninguna manera. Permanecer eternamente acomodado atrás y a la contra no es gustoso par el paladar merengue. La proeza del Inter se ha convertido en una tentación peligrosa para Florentino y Valdano. No es cuestión de cambiar a un entrenador tras otro, sino de reforzar al elegido, en este caso Pellegrini, trazar una dirección y ser paciente.

Llevar el control del juego, ser ofensivo, dominar, entrar con laterales profundos, ampliar el campo. Jugar bien no significa marcar cuatro o cinco goles, sino imponer tu estilo al rival. No se puede cambiar según el partido. Hay que llevarlo hasta las últimas consecuencias. No es momento de cambios sino de pulir defectos para la próxima campaña. No es hora de pensar en otro entrenador, sino en Pellegrini que es el actual técnico y el que debería seguir en la 2010-11. Es el momento de la continuidad. ¿Más bandazos? ¿Mourinho? No, gracias.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris