Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Calos Jiménez Villarejo

Rafael del Barco Carreras
Redacción
miércoles, 21 de abril de 2010, 13:59 h (CET)
CARLOS JIMÉNEZ VILLAREJO, ENCABEZANDO LAS MANIFESTACIONES EN APOYO A BALTASAR GARZÓN.

Acusa a los magistrados del Supremo de CÓMPLICES DE LAS TORTURAS DEL FRANQUISMO. ¡Qué cara más dura! Él, además de cómplice y encubridor, las vivió por fiscal, las encubrió... y de SEIS Y MÁS AÑOS de muerto FRANCO.

La hipocresía y desfachatez al límite. Se me agolpan los insultos cuando le veo en la Tele. Otro sinvergüenza al que le gusta la Prensa y Tele adicta, brillar con y en la Política. Por suerte no triunfó en ella al igual que en su carrera Fiscal, aunque lo intentó o lo intenta.

No se manifestó cuando por los 80 venía a La Modelo tras las torturas oídas por todos los vecinos que salían al balcón gritando “asesinos... asesinos...”. Lo viví... ¡pregunten a los vecinos!

Lo cuento en “Barcelona, 30 años de corrupción” y www.lagrancorrupcion.com en la serie de escritos sobre La Modelo. Yo le ponía la silla, tapizada en rojo, de los “jueces”, cuando venía por fiscal al locutorio a algún interrogatorio. Nunca vi un juez, entonces venía un oficial del juzgado y teníamos que firmar el “Ante mi... el juez de instrucción”. “Oiga señora yo no puedo contestar esas preguntas si no tengo a mi abogado delante y ante el propio juez...”. “¿No quiere declarar...?, usted sabrá lo que hace”. Me sucedió tal cual en el mismo locutorio. ¡Hacía TRES AÑOS en vigor la CONSTITUCIÓN! Hubiera sido aun peor... mi abogado era Luis Pascual Estevill y el juez Ezequiel Miranda de Díos que vivía tan ricamente en un piso de Juan Piqué Vidal, o sea, pagado por Javier de la Rosa.

Era normal por entonces que del promedio de veinte entradas diarias, varios llegaran “señalados”, siempre por “haberse enfrentado a la policía” en su detención. Los pobres de los casos Escala, Bultó y Viola, mucho más que señalados, TORTURADOS, y a la larga exculpados por el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo.

Me viene a cuento la expresión de Jordi Pujol cuando le acusaron por apadrinar a Luis Pascual Estevill. Más o menos dijo: Y Villarejo y Mena que se callen porque ellos sabían y le dirigían asuntos a su juzgado...

Y sobre aquella Modelo, leer lo publicado por el primer juez de vigilancia penitenciaria de Barcelona, Javier Gómez de Liaño, a la larga otra víctima de los mismos amorales, CASO SOGECABLE.

Es una consecuencia de las leyes de amnistía. No se depuraron responsabilidades, y los elementos franquistas de más baja catadura, disfrazados de demócratas o del PSUC, se pelean por un PODER, el Judicial, que continua “personalista”, de “amiguetes” o “mafias”. ¡Un triste espectáculo! Con una consecuencia positiva... verles las caras, conocer sus nombres y hazañas, pues si un Pueblo olvida su pasado... cae de nuevo en él y sus graves errores, o peor, como en España, sigue en ellos.

Noticias relacionadas

¿Inmigración sin filtros? La criminalidad se instala en España

“La inmigración ilegal es la crisis de nuestro país. Es una puerta abierta para las drogas, criminales y terroristas potenciales para entrar en nuestro país. Se está agotando nuestra economía, añadiendo los costes de nuestra justicia, la salud y los sistemas educativos.” Timothy Murphy

¡Casualidades…des……des………des!, con eco

El Destino no está siendo especialmente amable

Cerdos y tirantes

Decía Pablo Iglesias en algun reunión con sus amiguetes de la kale borroka que había que “cazar fachas”

Carles Riera, sin foto en el cartel

Perfiles

¿Será Erdogan el nuevo Saladino de Jerusalén?

¿Peligra la vida de Erdogan?
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris