Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Análisis internacional   -   Sección:   Opinión

Ibero-América

Isaac Bigio
Isaac Bigio
lunes, 5 de abril de 2010, 09:08 h (CET)
Los países hispanos carecen de un ente que los une en torno a su idioma, pero tienen una entidad para la ciencia y la cultura (OEI) y cumbres anuales de gobernantes, pero todo ello, como hemos visto, junto con Portugal y Brasil.

La llamada Comunidad Iberoamericana de Naciones incluye a territorios africanos que son parte de la republica de Portugal (Madeira y Azores) o del reino de España (Canarias, Ceuta y Melilla). Guinea Ecuatorial es miembro pleno de la OEI y hace todo lo posible por extender tal condición a la CPLP, pese a que allí solo una minoría habla el portugués.

Los llamados PALOP (Países Africanos de Lengua Oficial Portuguesa) son Cabo Verde, Guinea Bissau, Santo Tomé y Príncipe, Angola y Mozambique. Todos ellos junto con Timor Este son parte de la CPLP y han sido, en tanto antiguas dependencias portuguesas, fundadores de la OEI.

En la última cumbre iberoamericana de Lisboa (diciembre 2009) participaron como observadores Timor Este, Guinea Ecuatorial y Filipinas. Las puertas han quedado abiertas a los PALOP.

A pesar de que la palabra África o Asia no figura dentro del nombre ‘Ibero-América’ los países luso-hispanos son miembros de la comunidad lingüística y cultural iberoamericana, la misma que se ha caracterizado por la interrelación entre Iberia y las Américas.

Lo que une a todas estas naciones es medio milenio de historia y grupo lingüístico común, pues todas las dependencias iberas se relacionaron con Madrid o Lisboa al menos un siglo o más antes de que el resto de potencias europeas empezará a expandirse. El contacto entre estas naciones transformó mucho la cultura y sociedad de Iberia, haciendo que la región más occidental de Europa sea la que más ha quedado influida por las Américas y África.

Esta ha sido la única parte de Europa que fue dominada durante 8 siglos por africanos y cuyos países miembros aún tienen autonomías dentro del África. Esta península, si bien ha conocido terribles dictaduras y guerras civiles, es la única de Europa que no fue campo de batallas en las dos guerras mundiales y que desde hace casi dos siglos no ha sido ocupada por otras potencias.

Noticias relacionadas

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XLI)

Poderoso señor es don Dinero

Cuando ruge la marabunta

Este 18 de julio me ha evocado la película de Byron Haskin (1954)

Límites de la justicia

​Discrepamos del enfoque del abogado Carles Mundó, político adscrito a ERC, respecto a las consecuencias del 155 en el cambio de orientación de las perspectivas

El 155 factor determinante en la recuperación de Cataluña.

“En el mercado libre es natural la victoria del fuerte y legitima la aniquilación del débil. Así se eleva el racismo a la categoría de doctrina económica” Eduardo Galeano

Genios anhelados

Son imprescindibles; pero abundan las tergi versaciones
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris