Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Copo   Política   -   Sección:   Opinión

La mano que mece la cuna

“A río revuelto, ganancia de pescadores”
José García Pérez
viernes, 21 de octubre de 2016, 00:06 h (CET)
Estoy seguro que Pablo Iglesias no ha ido uno por uno reclutando a los ·aguerridos” jóvenes que han blasfemado uno de los templos de la palabra, la Universidad, para, por los buenas o las malas, silenciar o boicotear las intervenciones de Felipe González y José Luis Cebrián en un curso que se está celebrando en la Autónoma de Madrid.

E igual que afirmo lo anterior, me apunto a sugerir que su radical discurso de hace unos días en el que afirma que “el asalto al poder” hay que realizarlo desde las instituciones oficiales y la calle ha calado en minorías anárquicas que, a toda pastilla y con máscaras, se han apuntado a reventar antidemocráticamente el citado acto.

“A río revuelto, ganancia de pescadores”, y el río de la convivencia normal, la de contraponer ideas mediante un diálogo civilizado, está haciendo aguas; aquí, en España, no cuesta mucho trabajo encender una mecha para que el tinglado explote y todo se vaya al lugar donde usted piensa en estos momentos de la lectura de estas líneas.

Sacar músculo en política no es ser más fuerte físicamente que el adversario y éste, el adversario, no tiene por qué ser el enemigo al que hay que tumbar de mala manera; sacar músculo en política es fortalecer la razón y la tolerancia, armas muy necesarias para practicar la convivencia desde la lógica diferencia.

Anda algo incendiario, pero sin más lanzallamas que su palabra con sabor a dinamita, el “amigo” de Iñigo Errejón, en esta nueva etapa que de aquí a nada va a dar comienzo en la patria, y digo patria porque a Pablo, igual que a Maduro, gusta de esa palabra tan en baja forma en otros momentos de nuestra historia contemporánea, pero a la que él otorga otros principios con la nueva teoría del “bartolito”, ya saben, eso de los de “arriba” y los de “abajo”; por cierto que él y sus monaguillos están bien arriba tanto en saberes como institucionalmente.

Tiene Pablo mucha asignaturas pendientes, pero a un servidor le gustaría que obtuviese matrícula de honor en la que tiene más próxima, a saber: ser oposición constructiva y útil para los intereses de los de “abajo” y respetuoso, pero más todavía, con el resto.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

Cataluña sigue en la cuerda floja. El separatismo sigue vivo

Seguimos pensando que la situación catalana está muy lejos de solucionarse

En un mundo de fugitivos

Es asombroso observar que esta humanidad globalizada todavía no sepa vivir armónicamente

La campaña contra la violencia de género

No parece que esté teniendo mucho éxito: siguen muriendo mujeres

Noticias que impactan...

O ya no

Marta Rovira, feminista, lenguaraz, embustera y manipuladora

"Hay un límite donde la tolerancia deja de ser virtud” B. Burke
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris