Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Liga BBVA. Jornada 16   -   Sección:   Fútbol

El Sevilla se contagia del caos defensivo rojiblanco (2-1)

Antonio López marcó el gol de la victoria local en el minuto 94
Redacción
domingo, 3 de enero de 2010, 04:49 h (CET)
El Sevilla se adelantó con un tanto de Renato al filo del descanso, pero Dragutinovic con un gol en propia meta y Antonio López dieron la vuelta al marcador en la segunda parte. Primera victoria rojiblanca del año

FICHA TÉCNICA
2- Atlético de Madrid: Asenjo (1); Valera (1), Perea (1), Domínguez (2), Antonio López (2); Simao (2), Assunçao (1), Raúl García (0), Reyes (2); Ibra (1), Forlán (1).
1- Sevilla FC: Palop (0); Konko (1), Squillaci (0), Dragutinovic (0), F. Navarro (1); Jesús Navas (2), Duscher (1), Romaric (1), Perotti (2); Renato (2); Negredo (1).
Cambios : En el Atlético de Madrid Jurado (1) por Reyes (min.66), Cleber Santana (0) por Raúl García (min.83), y en el Sevilla Adriano (1) por Squillaci (min.62), Koné (0) por Romaric (min.70), y Lolo (-) por Negredo (min.75).
Goles: 0-1 Renato, min.43. 1-1 Dragutinovic (p.p.), min.48. 2-1 Antonio López, min.94.
Árbitro: Undiano Mallenco, colegio navarro (2). Amonestó en los locales a Perea (3’), Simao (29’), Antonio López (88’) y en los visitantes a Jesús Navas (38’), Dragutinovic (58’), Kone (92’), y expulsó por doble amarilla a Duscher (65’ y 74’).
Incidencias: Partido de Liga correspondiente a la décimosexta jornada. 35.000 espectadores en el Vicente Calderón. Terreno de juego en buenas condiciones.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: el debut de Ibra
Nunca es mala noticia el debut de un canterano en Primera División. El joven Ibra lo hizo con un notable y la victoria de su equipo. Sin duda, triplicó la ambición y el acierto al que nos tenía acostumbrados Sinama Pongolle, felizmente en Lisboa.
Lo peor: un débil Sevilla
El club andaluz acusó en exceso el parte de bajas que arrastraba y no encontró en ningún momento el juego lúcido de otras veces. Sin Kanouté ni Luis Fabino y con Negredo aislado, las ganas de Navas y Perotti es talento perdido.
El dato: primer gol de cabeza
El gol de Antonio López no sólo dio la victoria al Atlético de Madrid, sino que además supuso el primer tanto de cabeza rojiblanco en lo que va de temporada. Precisamente fue a marcarlo el capitán del equipo, uno de los más bajitos.
Daniel Sanabria / Enviado al Vicente Calderón

Aunque el tiempo pase, el Atleti se mantiene fiel a su historia y no sabe ganar con normalidad y sin necesidad de montar algún numerito. Además de ser la incertidumbre convertida en rayas, este club hace perder el juicio a cualquiera, incluso a Quique Flores, popular por su sencillez y su lógica. Así, la primera llegó en la frente al alinear en el once titular a Ibra, un joven morenito de la cantera rojiblanca que dejó detalles interesantes. Condiciones, personalidad y ambición no le faltan para triunfar en un futuro no muy lejano; pero es realmente complicado encajar en un engranaje donde nada funciona.

Porque el Atleti ha venido de vacaciones igual que se marchó: sin saber jugar al fútbol. Si bien se notó cierta mejoría en la línea defensiva –donde estaban ausentes Pablo, Ujfalusi y Juanito, ahí queda el dato–, las jugadas de ataque siguen siendo utopías en las previsibles botas de los futbolistas colchoneros. Tan solo José Antonio Reyes encuentra espacios donde los demás ven murallas infranqueables. Raúl García es como la materia, ni construye ni destruye, se sabe que está ahí pero nadie la ve; Assunçao sólo hace pases en horizontal y Simao ya no desborda ni a los conos de tráfico.

En la lista de culpables aún falta Forlán, pero es que el uruguayo merece un capítulo aparte. Tuvo en sus botas un clarísimo hat-trick y se marchó a casa sin mojar. Donde el año pasado había un bazoca americano ahora hay una inofensiva pistolita de agua. Con este panorama y Agüero lesionado, la victoria se antojaba toda una hazaña. Pero es que el Sevilla, esa máquina sin sentimientos que el año pasado destruía cuanto salía a su paso, parecía de plastilina sobre el césped del Calderón. Las ausencias de Kanouté y Luis Fabiano pesaron más que la del Kun y la defensa sevillista se encargó del resto.

Despropósito sevillista
En esas transcurría la primera parte, con el Sevilla atacando en tercera y el Atleti defendiendo en quinta, así que difícilmente iba a llegar el gol. Jesús Navas y Perotti volvieron locos a Valera y Antonio López por las bandas, pero en la punta de ataque Negredo era una isla. Desde luego el Sevilla no está hecho para jugar con un solo delantero. Koné salió en la segunda parte, pero cuando Negredo ya estaba en el banquillo y el Sevilla con un menos por expulsión de Duscher.

No obstante el conjunto andaluz se encontró con el gol a pocos minutos del descanso. Perotti dio una clase magistral de cómo centrar desde la izquierda y Renato no falló en el remate de cabeza pese a tener colgado del hombro a Valera como un pirata a su loro. Asenjo también tuvo su parte de culpa, y no falló a su habitual cita con las falsas salidas. Es injustificable no atrapar en el aire un centro desde el corner y que encima el balón te pase sobre la cabeza. En realidad el encuentro no merecía ningún ganador, pero en el Calderón cada partido que es una moneda al aire siempre sale cruz.

Pero el Año Nuevo le tenía preparado un importante regalo de Reyes al Atleti. Así, al comenzar la segunda parte, Squillaci, Palop y Dragutinovic se vistieron de Melchor, Gaspar y Baltasar y le regalaron el empate a su rival. El primero perdió un balón que propició la contra rojiblanca y a los pocos segundos la recuperó y se la regaló a Forlán; el segundo despejó tras el mal control de Forlán, y el tercero puso el pecho para que el despeje de su portero le rebotara y terminara con el balón dentro de las mallas sevillistas. Empate a uno y toda la segunda parte por delante.

Antonio López obra el milagro
Quique Sánchez Flores –que no tenía escrito en el guión el tanto del empate– decidió continuar con su espectáculo personal. Quitó a Reyes cuando era el mejor del Atleti y sacó a Jurado, lo que le costaron los primeros pitos como entrenador rojiblanco. Por su parte, Manolo Jiménez reordenó la línea defensiva dando entrada a Adriano y recolocando a Konko de central; todo para ganar profundidad ofensiva. Pero lo único que ganó el técnico sevillano fueron disgustos. Duscher se autoexpulsó por una doble cartulina amarilla en ocho minutos, y lo peor aún estaba por llegar.

Y eso que la expulsión del argentino desequilibró la posesión del balón pero inexplicablemente a favor del Sevilla. Los últimos quince minutos de encuentro fueron un asedio constante sobre la portería de Asenjo. Perotti, Navas, Koné y Romaric lo intentaron en varias ocasiones pero sin suerte alguna. Más que peligro, lo que el Sevilla creaba en el área del Atleti eran molestias. El cuarto árbitro anunció cuatro minutos de prolongación y ante el panorama que pintaba, el que más el que menos ya pensaba en lo peor. El fantasma del Pupas planeaba sobre el Calderón, pero entonces la historia cambió de final...

Fernando Navarro derriba con la inocencia de un niño a Valera en el minuto 94 y Simao coloca el balón con mimo para lanzar la falta lateral. El Calderón se viene arriba aunque realmente son pocos los que creen en el milagro. Pero en medio de una selva de camisetas rojiblancas y sevillistas, Antonio López mete la cabeza y envía el balón lejos del alcance de Palop. El Atleti gana en el último segundo y derrumba con un gancho de derecha todos los fantasmas. Manolo Jiménez no se lo cree, y Quique Flores menos todavía. Con esta victoria, el Atleti respira algo más lejos del descenso mientras que el Sevilla ya empieza a hablar de crisis.


SALA DE PRENSA
Manolo Jiménez(entrenador Sevilla)

"Hoy había que ser muy críticos con nosotros mismos. El Atlético ha ganado porque le hemos dejado ganar, le hemos metido en el partido. Nos ha faltado madurez y concentración en los dos goles. Van quizá en ese aspecto demasiados goles parecidos. No estamos mostrando esa madurez que necesitamos en momentos puntuales. Todo lo críticos que podamos ser va a ser poco, porque este partido no lo ha ganado el Atlético, lo hemos perdido nosotros".
Quique Flores(entrenador Atlético de Madrid)

"El equipo y la afición necesitan estos impulsos emocionales. Los jugadores están necesitados de emociones positivas, de sensaciones buenas. Si buscamos y somos perseverantes en esa búsqueda de rigor conseguiremos buenos resultados. El triunfo ha sido justo aunque no ha sido un partido muy bonito, pero sí muy disputado. El debut de Ibra ha sido muy bueno, le he dicho que jugar en Primera es más fácil que jugar en Segunda B y mantenerse en Primera es mucho más difícil que en Segunda B".


Noticias relacionadas

'Otra' Croacia guarda la llave de la Final Four

La selección española busca asaltar Zagreb para poder pelear por el título de la Liga de Naciones y no depender de nadie

Borja Mayoral lidera la remontada de la Sub-21

Mayoral suma 14 goles en 23 partidos con la selección Sub-21

Valverde: "La influencia de Cruyff sigue siendo muy grande en el día a día"

"Ahora hablamos todos de tener la pelota, pero la primera pretemproada fue terrible"

El Wanda Metropolitano estrenará césped para recibir al Barça

Los jugadores reclamaban el cambio tras varias lesiones

Solari renueva como entrenador del Real Madrid hasta 2021

Sustituía a Julen Lopetegui el pasado 29 de octubre
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris