Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

La ley de retirada del crucifijo

Josefa Romo (Valladolid)
Redacción
lunes, 14 de diciembre de 2009, 05:37 h (CET)
Mi vida ha sido mi familia y la enseñanza, y jamás he visto que le molestara el crucifijo a un alumno, fuera cristiano o musulmán, judío, agnóstico o ateo. Ahora que por ley lo retiran del aula, quiero señalar sucintamente una serie de motivos por los que veo su despropósito. La Religión Católica tiene gran arraigo en España por tradición, fe y cultura.

Guste o no a algunos, la cultura española se asienta en el Cristianismo. Se trata de una ley opresora de nuestra libertad y, por tanto, antidemocrática. Es una imposición sectaria y totalitaria, intolerante e irrespetuosa con la mayoría. La imagen del Crucificado, símbolo de amor, de paz y de nuestra cultura, tiene mucho que decir ante las injusticias. Esa ley vulnera, además, nuestra Constitución ( art. 16.1 y 27) y la Ley Orgánica de Libertad Religiosa que la desarrolla, además de no respetar a los Consejos Escolares, órganos democráticos de representación de la comunidad educativa. Olvida el derecho de los padres a educar a sus hijos según sus convicciones religiosas y morales, y ofende los sentimientos de la mayoría de los españoles, además de saltarse a la torera la aconfesionalidad del Estado, que significa neutralidad religiosa para poder velar por la libertad en este campo. Como digo a mis hijos, cabe esperar el recurso de la Oposición ante el Constitucional.

Noticias relacionadas

Pedro Sánchez y el sexo de otro Sánchez, "el Lute"

La Sesión del Pleno del Congreso de los Diputados número 162 fue atípica

Más dinero para Sanidad

Eliminación del copago, cubrir las bajas de médicos rápidamente, contratación de más médicos y personal sanitario es lo que se necesita ya y hablo de España

Toques exigentes

La magia de los toques exigentes hay que desearla; pero sobre todo practicarla

La navidad de los sesenta

Es saludable recordar viejos tiempos

El título de los padres de Felipe VI

Don Juan Carlos y Doña Sofía son reyes honoríficos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris