Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Vacunas abortivas, semillas espermicidas

María Ferraz (Barcelona)
Redacción
jueves, 10 de diciembre de 2009, 09:20 h (CET)
En los noventa, la OMS lanzó una campaña para vacunar a millones de mujeres en Nicaragua, México y las Filipinas entre las edades de 15 y 45 años, supuestamente contra el tétano, pero no fue suministrada a varones, ¿por qué? El Comité Pro Vida de México sospechó e hizo analizar la vacuna.

Resultado: la vacuna sólo para mujeres en edad fértil contenían Gonadotropina Coriónica o hCG, una hormona natural que al combinarse con un portador de anatoxina tetánica estimula anticuerpos que impiden el desarrollo de un embarazo. La Fundación Rockefeller y su Consejo de la población, el Banco Mundial y el Instituto Nacional de Salud de EE.UU. habían estado involucrados en este proyecto desde 1972 para desarrollar la encubierta vacuna abortiva con un portador de tétano para la OMS. Otro caso es el de Epicyte, empresa de biotecnología californiana, que desarrolló en 2001 maíz genéticamente modificado con espermicida que esterilizaba el semen de los hombres que lo comían con fondos de investigación del Departamento de Agricultura de EE.UU. Hoy el monopolio de semillas genéticamente modificadas está en manos de Monsanto, DuPont, Syngenta y Dow Chemical Monsanto, será como declarara Henry Kissinger en los setenta: “Si se controla el petróleo, se controla el país; si se controlan los alimentos, se controla a la población”.

(Estos datos los recoge William Engdahl en su libro “Seeds of destruction, the hidden agenda of genetic manipulation” www.engdahl.oilgeopolitics.net ,

http://www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=7529)

Noticias relacionadas

Cataluña

Con lo que me gusta Cataluña y he llegado a sentir “vergüenza ajena” de los catalanes

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXVII)

La dirección espiritual, y la corrección fraterna son los dos pilares de control de la secta Opus Dei, invadiendo el interior de las personas

Una revolución contra natura

Resulta perverso pretender la supremacía de un género sobre otro o la desnaturalización de la persona para “moldearla”

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXVI)

El Opus Dei sigue siendo un instituto secular vinculado indisolublemente a la prelatura personal de la Santa Cruz

Un poco de respeto, por favor

El master de Casado, el “postureo” de Sánchez las declaraciones de Corina, la venta de armas que asesinan a niños , las provocaciones del emérito y “El Pais”
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris