Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Historia de una portabilidad

Jordi Castaño Bosch
Redacción
sábado, 28 de noviembre de 2009, 17:50 h (CET)
Después de recibir numerosas llamadas con ofertas de operadoras de telefonía, decido realizar la migración desde mi operador Telefónica a Ono, por motivos puramente económicos (me ofertan una velocidad en el ADSL de 12 MB por la misma cuota que estoy pagando de 2 ó 3 Mb).

A continuación les detallo el calvario que he estado sufriendo por dicha portabilidad.

15-10-09 Solicitud portabilidad.

28-10-09 Sin previo aviso de la compañía Ono, a las 13:00 la línea ADSL deja de funcionar. El teléfono hace algunos ruidos extraños y se corta un par de veces, pero sigue funcionando (durante unas horas con un número provisional, por lo cual no me entran llamadas, pero al menos, puedo realizarlas). Desde este mismo momento deja de funcionar el servicio de ADSL.

28-10-09 Primera llamada a Ono. Me indican que no me preocupe, que es cuestión de horas el restablecimiento de la línea.

29-10-09 Segunda llamada a Ono. Me indican que durante el día, el servicio ADSL será restablecido, y que no me preocupe que ya se pondrán en contacto conmigo para avisarme. De todas formas, vuelvo a llamar a la tarde por si la operadora ha sufrido algún ataque de amnesia y se ha olvidado de pasar nota. Vuelven a comentarme que está en proceso de portabilidad o migración y que es cuestión de horas.

30-10-09 Otra llamada más, temprano, ya que debo trabajar. Parece ser que debe ser una avería, por lo que me enviarán un técnico para solucionarlo a lo largo del día de hoy o mañana como muy tarde. Me llamarán. Vuelvo a llamar por la tarde para saber si el técnico tiene la dirección ya que no ha aparecido nadie ni he recibido llamada alguna. Me comentan que no me preocupe que es cuestión de horas (otra vez).

31-10-09 El teléfono deja de funcionar. Ningún técnico ha pasado por casa, ni he recibido ninguna llamada por parte de Ono.

01-11-09 Es domingo. Decido no llamar y esperar al lunes para ver si ya se normaliza la situación.

02-11-09 Llamada de día a Ono (en los últimos días es la primera tarea del día). El servicio de averías me indica que está previsto que el técnico pase por mi domicilio durante el día de mañana. Me avisarán. Como considero inadmisible este servicio, vuelvo a llamar (esta vez a BAJAS) para que detengan el proceso de portabilidad. Después de hablar con una amable señorita y explicarle todas mis penas, me pasa con un señor (¿?) al cual tras volver a explicarle toda la historia y que parece que no va con él la cosa, me pasa con el departamento de Facturación, el cual vuelve a pasarme con Averías, el cual me vuelve a decir que no me preocupe que está previsto que el técnico pase mañana.

03-11-09 Por la mañana, nueva llamada a Ono, para concretar la hora, ya que no puedo estar a disponibilidad de los técnicos de su empresa. No me concretan nada. Por la tarde, vuelvo a llamar a Ono, preocupado por si el técnico se ha perdido en la oscuridad de la noche. Me indican que está de camino (¿?).

04-11-09 XXX llamada a Ono. Vuelven a pasarme con averías para decirme que el técnico está de camino (empiezo a estar preocupado por si un jabalí de la zona le ha mordisqueado las piernas y no puede desplazarse con mas celeridad…). Pregunto al operador si es normal tanta demora, y me dice que como he pedido un técnico (¿¿¿???) el proceso se demora. También me dice que la ADSL puede restablecerla directamente él (¿¿??). Lo cual lógicamente es totalmente falso. Conclusión del técnico: AJO y AGUA.

05-11-09 Vuelta a las andadas. Tras la llamada de rigor, vuelve a comentarme la operadora lo mismo. Que pasa una nota urgente (ya he perdido la cuenta) para que el técnico (no se lo debe haber terminado de comer el jabalí…) se ponga en contacto conmigo. Miedo me da de seguir en esta compañía, si las notas urgentes tardan 10 días. Decido llamar a Telefónica para detener el proceso de portabilidad y se pone en contacto conmigo un comercial, el cual me dice que me enviará por correo electrónico los documentos necesarios para ello.

06-11-09 Nueva llamada, esta vez directamente con Reclamaciones (a ver si esta vez conseguimos algo…). Me comenta la operadora, que no es lo normal en esa Compañía. Que pasa nota (al final me culparán de la deforestación de las selvas tropicales por consumo excesivo de papel…) y que se pondrán en contacto conmigo. ¡Seguiré a la espera! Esta vez creo que tendré suerte ya que me ha dicho la operadora que se pondrían en contacto y parecía sincera.

07 y 08-11-09 Sábado y domingo. Decido no llamar. Esperaré al lunes, no vayamos a importunarles el fin de semana. Lógicamente no me ha llamado ninguna persona humana durante estos días. La operadora sincera era otra sinvergüenza… o bien la compañía tiene órdenes de no gastar tiempo y dinero en atender a los clientes.

09-11-09 Volvemos con fuerzas renovadas y el indicador de paciencia de nuevo al 100%. La operadora, esta vez me indica que si desde el día de hoy, pasa una semana sin que me llame el técnico, no sería normal. Parece que es normal dejar a un cliente 10 días sin ADSL y una semana sin línea telefónica. Conclusión del día: hay que seguir esperando. Decido firmar los papeles para volver a tener las líneas con Telefónica.

09-11-09 A las 18:00 pasa un técnico de Ono con un router debajo del brazo, y después de decirle que lo que pasa es que no hay línea, se sorprende diciendo que él no tenía constancia de ello y se marcha diciendo que él no puede hacer nada y que es cosa de Telefónica. Que en cuanto hayan reparado la avería (¿?) que le llame para que vuelva a pasar él. Y yo que pensaba que había contratado el servicio con Ono.

10-11-09 Me llama un técnico de Telefónica al fijo de casa (el que no tenía línea), para decirme que ya está solucionado (y no ha tenido que pasar el técnico de Ono). Ilusionado, me pongo a trabajar y descubro que la velocidad prometida de 12 MB es ahora más lenta incluso que con mi anterior operador. En este momento estoy trabajando a una espeluznante velocidad de 600-800 Kbps. ¡INCREIBLE!

En fin. Ahora que vuelvo a la “normalidad”, puedo extraer las siguientes

CONCLUSIONES
1. Trabajo desde casa, por lo que necesito tanto el servicio de telefonía como el de ADSL. He tenido que desplazarme cada día 50 kilómetros, para poder realizar mi trabajo, con el consiguiente coste que ello implica. ¿Quién me restituirá este coste?

2. ¿Quien asume el coste de las llamadas que hemos tenido que realizar (aparte de las de Ono) todos los miembros de la familia desde nuestros teléfonos móviles?

3. Desde el día 15-10 hasta el 11-11 no he recibido ni una sola llamada de Ono, salvo la de la comercial para venderme la moto (y de paso el sidecar…). No me han llamado ni para avisarme de que se iniciaba el proceso de portabilidad, ni ninguna de las veces que me han dicho desde el Servicio de Averías que se pondrían en contacto conmigo.

4. Recuento final: días sin teléfono: 10. Días sin ADSL: 13. Creo que esto no ocurre en ningún otro país.

Señores de Ono: Espero no volver a cometer el error de trabajar con una Compañía tan nefasta e incompetente como la suya. En mi empresa, trabajamos con diferentes operadoras de telefonía, y le puedo asegurar que desde ninguna de ellas se nos ha tratado tan mal (o nulamente) como nos han tratado ustedes. Ya he solicitado la portabilidad de nuevo con mi antigua compañía, por lo que espero que no tengan la vergüenza de intentar cobrar cantidad alguna por este pésimo servicio.

Una copia de esta misma reclamación será enviada a la redacción de cada uno de los periódicos tanto de ámbito nacional como regional, para al menos dar a conocer mi experiencia y que sirva para evitar portabilidades a su compañía. Asimismo, he abierto una reclamación contra su compañía en la OFICINA DE ATENCIÓN AL USUARIO DE TELECOMUNICACIONES.

Finalmente, estoy a la espera de iniciar acciones legales contra su compañía por estas dos inolvidables semanas.

Noticias relacionadas

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.

El acto del reconocimiento de gobiernos

Las principales doctrinas sobre reconocimiento de gobiernos

Alcoa y el abandono de Asturias

El presente y el futuro industrial y económico de Asturias están en el aire

Hacia la caverna

El oscurantismo sigue siendo demasiado moderno

Equidistancia

Entender la vida como una confrontación permanente es algo terrible. Supone enfrentarse a cada una de las facetas de la realidad con un pensamiento dicotómico
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris