Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

¿Por qué el campo sale a la calle?

Domingo Martínez (Burgos)
Redacción
miércoles, 18 de noviembre de 2009, 04:46 h (CET)
Las principales organizaciones agrarias han dejado de lado sus intereses particulares para aunarse y convocar un paro agrario –el día 20 de noviembre- y una gran manifestación al día siguiente (21 de noviembre). Con ello quieren llamar la atención no sólo de los poderes públicos (Gobierno y Ejecutivos regionales) sino también del resto de la población.

¿Por qué el campo sale a la calle? Motivos para la movilización hay más que de sobra ante la brutal crisis en la que se encuentra sumido un sector agrario que pierde explotaciones cada día ante la falta de rentabilidad de las mismas. En todo caso las OPAS quieren poner énfasis en la que tal vez es la gran cruz que arrastran los agricultores: los bajos precios que perciben por sus productos, precios en origen.

Y es que a las ya de por sí tensas negociaciones que habitualmente marcan la relación que mantienen entre una distribución excesivamente concentrada y una producción demasiado fragmentada, ahora se une la guerra de precios de las grandes superficies que ahogan más al eslabón más débil de la cadena: agricultores y ganaderos.

Pienso que es, por tanto, una manifestación justificada y necesaria. El campo debe hacer oír su voz ante una sociedad que desconoce buena parte de sus problemas y ante unas administraciones que no pasan, en el mejor de los casos, de buenas palabras que no se concretan en medidas efectivas.

Noticias relacionadas

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.

El acto del reconocimiento de gobiernos

Las principales doctrinas sobre reconocimiento de gobiernos

Alcoa y el abandono de Asturias

El presente y el futuro industrial y económico de Asturias están en el aire

Hacia la caverna

El oscurantismo sigue siendo demasiado moderno

Equidistancia

Entender la vida como una confrontación permanente es algo terrible. Supone enfrentarse a cada una de las facetas de la realidad con un pensamiento dicotómico
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris