Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Bono y Tomás Moro

Miguel Rivilla (Madrid)
Redacción
viernes, 6 de noviembre de 2009, 21:07 h (CET)
Como persona ilustre y católico, además de buen socialista, el Sr.Bono conocerá bien la figura de Tomás Moro. Estadista, humanista y Canciller del Reino de Enrique VIII, se opuso al divorcio del rey inglés de Catalina de Aragón, dimitiendo de su cargo. Privado de todos los honores y prebendas reales, permaneció fiel a su conciencia y al Papa hasta su muerte. Canonizado santo es ejemplo para políticos y gobernantes católicos. Dígase otro tanto del rey de Bélgica Balduino, que renunció al trono antes que firmar la ley del aborto.

El Sr. Bono no debe encontrar oposición entre su conciencia católica y votar la Ley del Aborto. Algo falla en su proceder. Imposible compaginar dos cosas incompatibles y contrarias. Todos los cristianos de todos los tiempos, han defendido la vida humana desde su concepción hasta su final, como un derecho inalienable del nasciturus y no de la madre. El dar su voto a esta Ley ofende a Dios, le separa de la comunión eclesial y va contra su conciencia cristiana. O deja su cargo o exija que su partido deje libertad de conciencia al votar. El único Absoluto para un cristiano, es sólo Dios, su santa Ley y su propia conciencia bien formada, no el partido, ni el cargo, ni su ideología.

Noticias relacionadas

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.

El acto del reconocimiento de gobiernos

Las principales doctrinas sobre reconocimiento de gobiernos

Alcoa y el abandono de Asturias

El presente y el futuro industrial y económico de Asturias están en el aire

Hacia la caverna

El oscurantismo sigue siendo demasiado moderno

Equidistancia

Entender la vida como una confrontación permanente es algo terrible. Supone enfrentarse a cada una de las facetas de la realidad con un pensamiento dicotómico
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris