Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Noviembre 2009. La muerte en positivo

Josefa Romo (Valladolid)
Redacción
viernes, 6 de noviembre de 2009, 20:54 h (CET)
Entrañable mes de noviembre, dedicado a honrar a los difuntos. Morir es la meta de la vida. Morir no es acabar, sino empezar de nuevo. “Se puede ser feliz muriéndose, aunque sufro por el dolor que voy a causar” – decía Evaristo Quílez en su agonía (murió en agosto y habló de él Alfa y Omega)-.

Lo conocí, tenía fe viva e iba a la muerte como a su boda, en espera del “abrazo de duración eterna”, en expresión del Siervo de Dios Padre Tomás Morales, jesuita. Se puede enfrentar la muerte con serenidad, o situarse frente a ella con horror tras una vida frívola o indigna, que no ayuda a creer en la existencia de otra vida. Para quienes adoran el dinero o el placer, morir es tremendo, pues todo eso termina. Para el que adora sólo a Dios y pone su corazón en el cumplimiento de su voluntad amorosa, morir es el paso necesario para entrar en el Cielo, nuestro destino. El sacerdote vallisoletano José Luis Martín Descalzo, periodista y poeta del siglo XX, susurraba junto a la máquina que le mantenía con vida: Y entonces vio la luz. La luz que enttraba/ por todas las ventanas de su vida/ vio que el dolor precipitó la huida/ y entendió que la muerte ya no estaba./ Morir sólo es morir. Morir se acaba./morir es una hoguera fugitiva./Es cruzar una puerta a la deriva /y encontrar lo que tanto se buscaba./ Acabar de llorar y hacer preguntas;/ ver el Amor sin enigmas ni espejos;/ descansar de vivir en la ternura;/ tener la paz, la luz, la casa juntas/ y hallar, dejando los dolores lejos,/ la Noche-luz tras tanta noche oscura.

Noticias relacionadas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana

Trapisondas políticas, separatismo, comunismo bolivariano

Una mayoría ciudadana irritada

Prejuicios contra las personas

Es una malévola tendencia, favorecemos los prejuicios y protestamos contra sus penosas consecuencias
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris