Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Gente habrá que no se entera

Marino Iglesias Pidal
Redacción
lunes, 28 de septiembre de 2009, 14:25 h (CET)
Y, a lo mejor, entre esos que no se han enterado, hay uno que va a leer estas letras, pensamiento éste que hace que me sienta útil. Así pues, a modo de colaboración con la campaña que está en ebullición: En la ducha hay que hacer la micción. Ello permitirá el ahorro de no sé cuantísimos litros de agua. También en la bañera, a lo cual nos invitan mostrándonos de forma sugerente al sugestivo Gandhi.

Teniendo en cuenta que la bañera tiene el evidente cometido de mantener las aguas contenidas para proporcionar el disfrute de estar en ellas sumergido, además del ahorro de agua que supondría el orinar en ella, obtendríamos el, quizá, beneficioso efecto del orín en nuestra piel. Y el hecho de que hayan tomado, precisamente, a Gandhi para motivarnos, abre nuevas posibilidades a mi imaginación, pues de todos es conocido que, por ejemplo, muchos hindúes comienzan el día bebiendo la propia meada, que, por ser la primera, sin duda ha de estar enriquecida con los organismos desarrollados durante el reposo de las horas nocturnas. Un gesto a imitar para un mayor ahorrar.

Oye, es que si pones de tu parte, ¡la de cosas que podríamos inventar para reducir el consumo del cada vez más preciado líquido! ¡Otra forma! Así, sin pensarlo. Estos que se animan a tener ciertos cultivos en su propio lugar de habitación, pues, ala, a cagar en el tiesto del perejil; ahorro de agua y abono natural para un perejil arrecho.

Ah, cuestión del hilván que tiene conectados los pensamientos: ¿Por qué la habrán tomado con el árbitro ese que ha meado en el campo? No tiene sentido. Su acción, o micción, como se prefiera, ha supuesto un doble ahorro. Además de no tirar de la cisterna ha contribuido al regado de la grama. No entiendo las críticas que ahora le llueven, cuando ¡hasta con la lluvia ha colaborado!

En fin, que a esta humanidad no hay quien la entienda.

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris