Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   ¿Es sólo un deporte?   -   Sección:  

Villa cabreado

Miguel Cañigral
Miguel Cañigral
@mcanigral
miércoles, 23 de septiembre de 2009, 06:16 h (CET)
Les sitúo: Domingo 20 de septiembre en Mestalla. Finaliza con empate el encuentro entre Valencia y Sporting. David Villa se marcha furioso del terreno de juego y sin pensarlo dos veces, ante una cámara, critica la forma de jugar de su equipo en el segundo tiempo y la estrategia utilizada.

Es la primera vez en la que el mejor delantero de España se queja del juego de su equipo. Al día siguiente, trata de matizar sus palabras y ayer Emery dijo que el tema estaba zanjado.

Pero en realidad todos sabemos que no es así y los valencianistas saben que Villa tiene razón. Porque el Valencia de Unai Emery es un equipo débil, con una plantilla envidiable y potente que no sabe si ir hacia delante o hacia atrás. La pasada temporada, el propio técnico argumentó que nadie en el club le dijo que el objetivo fueses la Liga de Campeones y así funcionó.

David Villa se ha quedado para hacer algo más que jugar bien cuando lleguen los dos grandes y luchar por el cuarto puesto de la Liga. El máximo goleador de la Eurocopa es más que ambicioso y el entrenador del Valencia no pega con su forma de ver el fútbol.

La afición valencianista, crítica siempre en estos momentos, se mantuvo a parte la pasada campaña, tratando de evitar los sustos de temporadas atrás. Pero la paciencia tiene un límite. La de la afición y la de Villa.

Quizás se han cansado de ver como su equipo acaba los partidos sin ambición y se encierra atrás con el marcador a favor. Podemos recordar anteriores entrenadores que lo hacían, como Benítez y ganó dos ligas. Pero con él, todos sabían que si el Valencia se adelantaba nadie le iba a empatar y además no contaba con una plantilla como la hay ahora.

Emery tiene la oportunidad de decidir si se convierte en el entrenador que devuelva al Valencia a la élite o se queda como un técnico más. Para ello hay que satisfacer a las estrellas del equipo y la más grande es Villa. Y “el Guaje” quiere ganar, está cansado de empates en casa ante equipos inferiores y derrotas fuera por no jugar a nada.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris