Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La mecánica es la misma

Marino Iglesias Pidal
Redacción
sábado, 29 de agosto de 2009, 16:26 h (CET)
La naturaleza hace al constructor condicionada por las mismas leyes que condicionarán al constructor para plasmar sus logros. La memoria natural, la genética, marcará el resultado de las obras, de las criaturas. La lógica no tiene fisuras, si alguien no lo ve así es porque no se da cuenta de que no es que la lógica prevea el discurrir, sino que el discurrir es la propia lógica.

Siempre he sido consciente de la diferencia entre el niño pobre y el rico, desde el instante mismo de su nacimiento. Y desde luego que cuando digo niño rico no me refiero al hijo del padre nacido pobre que llegó a la paternidad después de amasar una fortuna tan grande como se quiera pensar. No, me refiero al niño rico descendiente de una larga saga de bienvividos afortunados. Por supuesto que este infante puede ser más feo, bajito y atravesaito que uno de origen humilde, pero la buena o mala alimentación, las sábanas finas o bastas, el jabón “de olor” o el Chimbo… los diferentes elementos de que se sirvió una generación tras otra de las que le precedieron, sin duda marcan. La visión que ofrece su presencia evidencia la diferencia, y otro tanto ha de ocurrir con su invisible inconsciencia.

La perspectiva es mayor cuanto más alto esté el lugar desde donde se mira. Con más cosas que abarcar, el diccionario ha de ser más amplio ante la necesidad de más cosas que nombrar. Las ideas dispondrán por tanto de un mayor almacén de elementos de que proveerse…

La Izquierda política es hija de la pobreza y las necesidades que, por básicas, perentorias, en los tiempos en que tomaron vida sus genes, la hace mucho más apta para la griesca y el aspaviento que para la templanza y el razonamiento, posturas, estas últimas, más propias de una barriga de otro signo, silenciosa, que no interfiera en las funciones cognitivas. Todo lo cual marca notables y evidentes diferencias, como, lógicamente, han de ser diferentes las obras generadas en uno u otro seno.

Esta reflexión me la llevo haciendo desde que regresé a Asturias, hace algunas horas, de un garbeo por Cantabria. No puedo evitar comparaciones entre ambas comunidades, sobre todo, más específicamente, entre Santander y Gijón.

Ay Gijonín del alma, tan guapu que te alumbró la naturaleza, la pinta tan buena que en tus albores tenías, y la llacería que te tien fechu esta izquierda mentecata y sempiterna que te cayó encima.

Créanlo o no. He escrito todo lo anterior desconociendo, pero intuyendo, quien no había gobernado en Cantabria durante la democracia. DESPUÉS de haberlo escrito me asalta la curiosidad, busco en Internet y encuentro esto:

La más hostil para el PSOE en todo el periodo democrático ha sido Cantabria,

Como muchos sabrán, para Jaimito no existe la lógica, pues él encontró en el portal a su hermana con el novio, ella tenía las bragas en la mano y sin embargo no estaba haciendo ninguna “necesidad”. Cosas de Jaimito, ya que, como muchos también sabrán, existen otras necesidades, además de las imaginadas por Jaimito, que, para ser cubiertas, requieren dejar la vía libre de bragas.

Lógica e infalibilidad son equivalentes. A quien piense que la lógica puede fallar le está fallando su razonamiento.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris