Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

Entrevista entre dos frustrados

Pascual Mogica
Pascual Mogica
miércoles, 8 de julio de 2009, 08:29 h (CET)
Según señala El Plural, tuvo lugar, a través de la emisora de TV “Libertad Digital”, el encuentro entre dos frustrados, José María Aznar y Federico Jiménez Losantos, el primero como entrevistado y el segundo como entrevistador. Lo de frustrados no lo digo en ningún sentido peyorativo, simplemente es el sentimiento que yo pienso que experimentarán ambos, el primero por perder unas elecciones en 2004 que pensaba que las tenía ganadas y el segundo por haber “dejado” su empleo en la COPE en la forma en que lo ha dejado. Desde luego de tan pintorescos personajes no se puede decir que han salido por la puerta grande.

En dicha entrevista Aznar dijo que “es más interesante para España hacer un análisis tranquilo de qué sucedió en el 11-M, que no revolver las tumbas de la guerra civil”. Creo que los resultados del análisis ya se los dio a Aznar el pueblo español en las elecciones del 14 de marzo de 2004, pero por si falta algún detalle más habrá que decir que el análisis es bien sencillo: Todos los españoles tienen muy claro que lo que ocurrió en el 11-M fue consecuencia directa de la reunión de las Azores, entre Bush, Blair y su monaguillo Aznar, y la posterior participación de España en la invasión de Iraq. Esto se entiende muy claramente, para ello solo basta recordar el interés del Aznar y su Gobierno, entre el 11 y 13 de marzo de 2004, por culpar a ETA del atentado.

En cuanto a lo de “revolver tumba de la Guerra Civil”, una vez más Aznar quiere salvar los muebles de la derecha que apoyó al dictador. No hubo tumbas para los republicanos en la Guerra Civil, lo que si hubo, durante y después de la Guerra Civil, fueron fosas comunes existentes en cementerios y descampados y esas fosas denigrantes e indignas son las que no hay que “revolver” sino abrir con todo respeto y consideración a los que en ellas están enterrados y que fueron asesinados primero por los militares rebelde y después por la dictadura franquista. Esta irrespetuosa forma de expresión de Aznar “revolver tumbas” me parece muy propia de un individuo que en ocasiones no ha tenido el menor inconveniente en glosar a la Falange. Aznar es un sujeto que ha tenido la habilidad de “colarse” en la historia y su paso por el Gobierno de España ha sido, en mi opinión, una triste y lamentable anécdota para millones de españoles de bien.

Noticias relacionadas

Memoriosos caprichosos

Convertimos en caprichos peligrosos, lo que debieran ser ayudas documentales

Para reforzar relaciones comerciales

V. Abelenda, Girona

El Estado se lava las manos

G. Seisdedos, Valladolid

Educación trasvasada... Educación utilizada

A. Alonso, Madrid

Cataluña, cromos y culpa

V. Rodríguez, Zaragoza
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris