Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   The Washington Post Writers Group   -   Sección:   Opinión

¿Deja vu con la Sanidad? Puede que no

Ruth Marcus
Ruth Marcus
viernes, 26 de junio de 2009, 00:54 h (CET)
Los Demócratas del Congreso advierten de que los ambiciosos planes del presidente de reformar el sistema sanitario de la nación pueden correr peligro. Intuyendo la oportunidad política, los Republicanos elevan el tono de sus críticas, advirtiendo de una toma de la sanidad por parte del gobierno. Las asociaciones de empresarios reculan ante la noción de un sistema sanitario contributivo.

¿Es esto deja vu sanitario de nuevo, la vuelta del desastre Clinton de 1993-94?

En lo que respecta al pronóstico de reformar la sanidad, el pesimismo es la apuesta segura, y últimamente hay antecedentes para ese diagnóstico pesimista. La Oficina Presupuestaria del Congreso sitúa la factura de una propuesta en 1,6 billones de dólares. El Comité de Financiación del Senado, temblando al mirar el precio, aplazó la medida.

"Desconozco que tenga los votos ahora mismo," decía del Presidente Obama la Senadora Demócrata de California Dianne Feinstein. “La reforma sanitaria está en las últimas” advertía el Representante Demócrata de Tennesse Jim Cooper.

De manera que todo el esfuerzo podría irse a pique una vez más. Pero apuesto por un avance legislativo significativo – algo lejos de la cobertura universal, pero más que un cambio superficial. En conversaciones con los veteranos de la iniciativa Clinton, todos decían que se descontaban los altibajos, inevitables y casi seguros, por no hablar del vaivén del último momento. Pero la mayoría se mostraba moderadamente optimista con el resultado final.

Su razonamiento tenía tres frentes: Esta administración ha aprendido de los múltiples errores de los años Clinton. Los Demócratas del Congreso están más comprometidos a aprobar algo que hace 15 años. El abanico de grupos de interés – aseguradoras, farmaceúticas, médicos, hospitales – no es más altruista, pero algunos han llegado a la conclusión de que su propio interés podría salir mejor parado forjando un cambio que les convenga en lugar de mantener un estatus quo insostenible.

Los errores de la administración Clinton en la sanidad se dieron, literalmente, de principio a fin. En este punto de la iniciativa de la administración Clinton, el plan se redactaba en secreto; las tablas de la ley no eran entregadas hasta septiembre. Obama dejó inteligentemente que los legisladores se encargaran de los detalles. Al mismo tiempo, no se ha metido en una partida imposible de ganar como hizo Clinton, enarbolando el bolígrafo y amenazando con vetar cualquier cosa distinta a la cobertura universal. En contraste, el jefe de gabinete de la Casa Blanca Rahm Emanuel ha decretado que "el único principio no negociable en esto es el principio del éxito."

Hasta Robert Reischauer, director de la Oficina Presupuestaria durante los años Clinton y el más pesimista del ramo, ponía notas altas a la administración Obama. "La forma en que se han desenvuelto impulsando esto ha elevado las probabilidades, a mi modo de ver, de 0 al 33%, 40%," decía.

En el Congreso, legisladores reseñables vienen preparando este momento y están decididos a no desperdiciarlo. El Demócrata de Montana Max Baucus, presidente del Comité de Financiación del Senado, no es ningún Daniel Patrick Moynihan, pero eso puede ser bueno dadas las circunstancias: Moynihan se mostró escéptico de una reforma integral como presidente, mientras Baucus ha estado resolviendo los detalles obedientemente junto al secretario Republicano, Iowan Chuck Grassley.

Contar con más de unos pocos Republicanos será difícil, por no decir imposible: La prueba es la ley bipartidista redactada por el Demócrata de Oregón Ron Wyden y el Republicano de Utah Bob Bennett. Sin ser macabra, el factor Ted Kennedy está también presente. Aunque el esfuerzo ha sufrido en cierta medida debido a la ausencia del senador de Massachusetts durante las negociaciones, su enfermedad aporta una importante presión emotiva de cara a su aprobación.

"Sé que hay gente que quiere convertir esto en '93-'94, y que hay gente de derechas y gente de izquierdas que quieren empezar ahora mismo con las recriminaciones," decía Wyden, el Tigre optimista contrapunto al Eeyore pesimista de Reischauer. "Hay mucho más que hacer hoy que en el '93. Los Republicanos han cambiado dramáticamente y los Demócratas dicen querer esperarles."

En tanto, la coalición de grupos de interés que se conjuró para tumbar la reforma sanitaria la última vez tiene ahora una mentalidad más abierta. Las aseguradoras están dispuestas a someterse a normas estrictas si no quieren enfrentarse a la competencia brutal de un plan público, y los individuos están obligados a contratar un seguro. Las empresas farmaceúticas están contratando anuncios en apoyo de la reforma sanitaria; el anuncio del lunes de que la industria aportará hasta 80.000 millones de dólares en ahorro no daba muchos detalles, pero sigue sugiriendo lo mucho que ha cambiado el cómputo de la cooperación.

Llegar tampoco será fácil. "Si cree que todo va a ir como la seda," decía Chris Jennings, miembro del equipo Clinton de la sanidad, "entonces es que no ha conocido la reforma sanitaria."

____________________

Diario SIGLO XXI dispone de los derechos de publicación en exclusiva para medios digitales españoles de este y muchos otros columnistas del Washington Post Writers Group.

Noticias relacionadas

Donde se habla de encuestas sorpresivas y de otros temas

“Todo el estudio de los políticos se emplea en cubrirle el rostro a la mentira para que parezca verdad, disimulando el engaño y disfrazando los designios.” Diego de Saavedra Fajardo

Wittgenstein

​Una de las afirmaciones hechas por las personas que apoyaron la "I Carrera contra el suicidio" se refería a que quieren que este tipo de muerte deje de ser un tabú y que pase a ser estudiado con detalle para poder evitar fallecimientos por esta causa.

Cada día se suicidan diez personas en España

Carrera a favor de la prevención de las muertes por suicidio

Depredadores sexuales

Las mujeres siempre encontrarán en su camino felinos agazapados dispuestos a destruirlas en sus garras sedientas de sexo

Bélgica, condenada por vulnerar derechos humanos

A. Sanz, Lleida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris