Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Entrevistas

Etiquetas:   Entrevista   -   Sección:   Entrevistas

“Nos hemos criado entre agujas”

Yolanda y Cristina Pérez, diseñadoras de moda
Redacción
domingo, 31 de mayo de 2009, 18:46 h (CET)
Dentro de unos días Barcelona se convertirá en capital mundial de la moda nupcial, serán muchos los nombres de diseñadores consagrados que acudirán a mostrar sus creaciones en la Pasarela Gaudí Novias pero también algunos de los representantes de las nuevas hornadas del diseño nupcial acudirán a presentar sus modelos. Un nombre que comienza a sonar en este mundo de la moda en vestidos de novia es el de YOLANCRIS, empresa nacida en Sabadell y formada por las hermanas Yolanda y Cristina Pérez, dos jóvenes cercanas a los treinta años de edad. Con ellas hemos querido hablar para que nos cuenten de su trabajo y sus proyectos. A la cita, después de comer y delante de un café, acude Yolanda, una de las hermanas, para contar a los lectores de DIARIO SIGLO XXI quién y qué es YOLANCRIS.




Yolanda y Cristina junto a algunos de sus diseños.


Teresa Berengueras y Rafa Esteve-Casanova / SIGLO XXI

Sois una empresa joven pero con una amplia experiencia en el mundo de los vestidos de novia.

Nuestra madre tuvo en Sabadell durante muchos años la que fue primera tienda especializada en vestidos de novia, por tanto podemos decir que nosotras nos hemos criado entre agujas. Mi hermana Cristina estudió Empresariales y yo Diseño en la Escuela Guerrero aunque donde he aprendido mucho de lo que sé ha sido estando en las tiendas y a pie de calle. Formamos un dúo casi perfecto donde Cristina se encarga de la parte de los números y yo llevo adelante la vertiente comercial y la del diseño, yo soy la que gasta y mi hermana es la que intenta poner freno a mi locura, eso hace que algunas veces tengamos una pequeña discusión que se nos pasa cuando vemos los resultados.

¿Cómo definirías vuestras creaciones?

Queremos hacer vestidos de novia innovadores y vanguardistas. Para esta edición de la Barcelona Bridal Week presentamos nuestra colección “Un paseo por el tiempo” que consta de cuatro líneas donde priman los tejidos nobles para resaltar la silueta femenina, la línea “Renacimiento” es nuestra línea “vintage” donde vestidos muy femeninos y de cortes sencillos y sofisticados recuerdan el lujo del siglo XV con alguna pincelada de color, en la línea “Belle Epoque” imperan los tejidos naturales con encajes y aplicaciones bordadas y se complementa con accesorios como guantes, parasoles y gorros, la línea “Divas” donde se mezclan chantillys bordados, tafetán, gasas y pedrerías rememora los famosos y sensuales años 30 y la línea “Alquimia” está compuesta por vestidos de corte romántico donde se mezclan diversos materiales como macramé, ganchillo, crochés y organzas plisadas dando todo ello un aire fresco e innovador al vestido.

¿Y de dónde nace toda esta inspiración?

Somos unas enamoradas del hippismo y del art decó, inspiración que nos viene de familia, a mi no me gustan para una ocasión como ésta utilizar tejidos lisos, siempre nos gusta algo original y por eso generalmente el croché suele estar en la mayoría de nuestras creaciones. Para inspirarme a la hora de diseñar observo las tendencias y también piso la calle, soy una seguidora de Anna Sui, me inspiro en sus colecciones, me gustan sus tejidos, la forma en que están trabajados y también su patronaje. En nuestros modelos hay diversas telas a la vez y son unas creaciones muy trabajadas. El truco consiste en que los tejidos sean de primera calidad, esto lo cuidamos mucho y para ello compramos la seda en Italia, los encajes en Francia, el tul en China y el crêpre satin en Sabadell, en Bombardó que debe ser uno de los últimos que quedan en esta ciudad que eminentemente fue textil, con un producto de excelente calidad.

¿Cuál es el proceso de creación de vuestras colecciones?

Por el mes de noviembre comienzo a pensar en la próxima colección y después de algunas semanas y de muchos y muchos bocetos el veinte de enero hacemos nuestro primer vestido, este año nuestra colección “Un paseo por el tiempo” consta de 67 piezas aunque no todas ellas las presentaremos en la Pasarela Gaudí por cuestión de tiempo del desfile.




Modelo de la linea "Divas".




Modelo de la linea "Alquimia".




Modelo de la linea "Belle Epoque".


Pase lo que pase la gente se sigue casando.

Si la gente se casa mucho, la mayoría de las bodas suelen ser por lo civil, lo que si observamos últimamente es que muchas novias recortan su presupuesto en el vestido para poder gastar más en la fiesta y el convite con el que agasajan a sus invitados. Nosotras no vendemos de forma masificada y no entramos en la guerra de precios, nuestros vestidos de novia oscilan entre los 2.200 y los 3.000 euros, unos precios que consideramos asequibles y ajustados, incluso se ha dado el caso, de manera excepcional, que una novia no podía pagar el precio del modelo escogido y como su talla se adaptaba a la del muestrario le hemos vendido éste a menor precio. Cuando una novia viene a nuestras tiendas ya sabe que es lo que quiere e incluso cual es su modelo preferido.

Durante muchos años las novias a la hora de elegir su vestido acudían acompañadas de madres, suegras, amigas, hermanas, tías, vamos, todo una multitud….

Y sigue pasando, a mi me han llegado a venir hasta nueve personas acompañando a la novia para que eligiera su vestido, tantas personas dando su opinión te pueden volver loca así que yo lo que hago es ver cual de todas lleva la voz cantante y entenderme con ella.

¿Se da el caso de que a la hora de la elección opten por diversas partes de varios modelos para hacer su vestido ideal?

Afortunadamente pasa en pocas ocasiones dada la amplia variedad de nuestros modelos pero alguna vez se han enamorado de la manga jamón de un vestido, de la falda de otro y del corpiño de un tercero y yo lo hago, al fin y al cabo se ha de vender, aunque este tipo de modificaciones rompen el ritmo de trabajo del taller.

Durante un tiempo las novias vistieron de negro, en la actualidad, salvo excepciones, es el blanco el color imperante en las bodas. ¿Te han pedido alguna vez un vestido de color para ir al altar?

Una vez me encargaron un vestido de boda para una chica “gótica”, hice un modelo en verde y lila sobre marfil y unos toques de negro que no podía faltar y los colores sobre el marfil eran el toque “tatoo” de esta tribu urbana, en un principio me pareció un encargo extraño pero al final me gustó cómo quedó y la chica estaba muy guapa. El blanco creo yo que es una cuestión casi protocolaria, en las bodas todo el mundo va con colores diversos y por tanto la novia, que es el personaje de ese día, destaca sobre las demás mujeres con su vestido blanco.

Últimamente, quizá por la influencia de algunas novias que aparecen en las portadas de ciertas revistas, parece haberse puesto de moda el hacerse dos vestidos para el día del casamiento.

A nosotras esto nos parece un rollo, nos preguntamos cuántos días debería durar la boda para poder utilizar con todo su esplendor los dos trajes de novia.

En la actualidad algunas bodas ya no son “para toda la vida”, las parejas se rompen y vuelven a nacer otras. Desde vuestra perspectiva, ¿cómo veis a estas novias que acuden por segunda vez a dar el sí?

Son totalmente diferentes, la primera vez el traje lo eligen bajo las influencias del momento en que viven, todo romanticismo, en la segunda, quizás debido a que la mayoría ya han superado los treinta años de edad buscan otra cosa, quieren un diseño que resalte su sensualidad y con el que se encuentren cómodas y muy guapas. Ninguna novia utiliza para su segunda boda el traje que ya usó la primera vez y una cosa que se da en estas segundas veces es que algunas vienen a escoger modelo acompañadas por el novio, cosa impensable cuando son primerizas.

¿Tanto cuesta confeccionar un vestido nupcial que muchas novias comienzan a buscarlo con un año de antelación?

Tanta anticipación es más una cuestión de las parroquias, los juzgados, los restaurantes y las grandes cadenas de vestidos nupciales ya que necesitan tiempo para poder trabajar y organizarse. Nosotras podemos probar y hacer un vestido en diez días, tenemos nuestro propio taller instalado en Santa Eulalia en Hospitalet donde trabajan quince personas que nos permiten trabajar de esta manera.

Además de vestir a las novias también vestís a sus invitadas.

Desde hace tres años venimos haciendo vestidos de fiesta en todas las tallas y para un segmento de mujeres que comprende desde los 25 a los cuarenta y tantos años. Son vestidos tanto largos como cortos con una inspiración punki, en nuestra colección no hay ningún traje chaqueta, es una prenda que personalmente no me gusta, a mi me encanta Valentino y muy especialmente sus diseños en trajes cortos. Muchos vestidos de novia son de fiesta ya que en ocasiones eligen un vestido de esta colección y lo piden en blanco para casarse ya que así se ahorran unos euros pues el precio de estos diseños oscila entre los 900 y los 1.200 euros todo depende del tejido en que están confeccionados.

¿Veremos en la pasarela Gaudí Novias alguno de vuestros vestidos de fiesta?

No, me han dicho que esto ya no lo hacen y que debería acudir a mostrar nuestra colección a la Pasarela Cibeles de Madrid, pero todavía no hemos tomado ninguna determinación. A mi me gustaría diseñar colecciones de fiesta y de tanto en tanto hacer alguna de trajes de novia.

La actual coyuntura económica hace que todo el mundo se queje de la llamada crisis.

Nosotras no lo hemos notado tanto como otros dado que cuando comenzamos en el año 2005 ya estábamos en una época de vacas flacas y por tanto la incidencia apenas nos ha afectado, vamos subiendo nuestra facturación un poco cada año pero quizás no tanto como hubiera sido ante otra situación económica más boyante. Actualmente además de los puntos de venta propios sitos en Sabadell y las diversas tiendas que venden en España nuestros diseños estamos exportando a Italia, Grecia, Emiratos Árabes, Arabia Saudí y Rusia donde en Moscú hay un par de calles donde la mayoría de tiendas están dedicadas a la moda nupcial y esto es muy interesante.

¿Quién es vuestra competencia más directa?

Son los diseños de Novia d’Art, pero la verdad es que nos llevamos muy bien, no entenderíamos llevarnos mal con unos colegas de profesión. Creemos que seria muy interesante ponernos de acuerdo todos los diseñadores que desfilamos en Gaudí, la unión hace la fuerza y además todos nos veríamos beneficiados si compartiéramos los gastos.

Hablando de gastos, ¿recibís alguna ayuda oficial?

Precisamente son los gastos de este desfile lo que nos subvenciona la Generalitat de Catalunya. Ya se sabe que quién no llora no mama.

Los asistentes a los desfiles tan sólo ven la parte bonita de los mismos, pero antes seguro que ha habido además de las horas de trabajo muchas horas de nervios.

Se pasan muchos nervios de última hora y un ajetreo incesante ya que el casting de las modelos que han de lucir la colección no lo conocemos hasta ocho días antes del desfile y es el día anterior al mismo cuando se prueban los vestidos sobre el cuerpo de la modelo. Da mucha rabia cuando después de tanto trabajo por estos motivos en algún caso el traje no le queda a la modelo como un guante.

Sois dos mujeres jóvenes y con empuje, ¿cuáles son vuestros objetivos empresariales?

A mi personalmente lo que me gusta es vivir y me gustaría hacer también todo en pack nupcial en el que incluyo zapatos, accesorios, trajes para novio. Hasta ahora compraba los zapatos a Sara Navarro y a Pura López pero en el camino de tener mis propios diseños de calzado ahora se los encargo a un amigo de Sabadell que los hace a medida. Estamos plenamente convencidas de que los negocios en la actualidad ya no son para toda la vida y que hay que estar continuamente innovando.

Dentro de unos días YOLANCRIS acudirá a la BARCELONA BRIDAL WEEK, ¿qué significa para vosotras?

Dentro de la BARCELONA BRIDAL WEEK la Pasarela Gaudí Novias es una cuestión de imagen mientras que nosotras donde verdaderamente nos jugamos el trabajo de toda una temporada es en el Salón Internacional Noviaespaña ya que es donde nuestros clientes, tanto nacionales como internacionales, tienen más facilidad para acudir, no es lo mismo tener que estar ocho que tres días en Barcelona. Es como pasar un examen y nuestros clientes, muy exigentes, nos dan sus verdaderas opiniones tanto si les gusta como si alguna cosa les ha desagradado. Afortunadamente hasta la fecha nunca nos han devuelto un traje.


La conversación ha finalizado, ahora vienen las horas de ajetreo y nervios hasta el día 10 de Junio en que YOLANCRIS presentará sus nuevos modelos en la Pasarela Gaudí Novias. Hasta entonces van a ser días de mucho trabajo que, seguro, tendrá un final feliz cuando vean encima de la pasarela el trabajo bien hecho de tantos meses.

Noticias relacionadas

Rajoy asegura que se responderá “con total firmeza” al desafío independentista

“Nadie va a liquidar la democracia”

«Pretendo que la gente identifique una novela mía por el estilo»

Borja Cabada, ganador X Premio Logroño de Novela Joven 2016

"Sorprende la capacidad de los egipcios para hacer cosas que hoy nos parecen imposibles"

Entrevista a Antonio Cabanas

"Me emociono mucho cuando escribo. Amo lo que hago"

"La democracia no es un regalo del cielo. Hay que cuidarla, porque se puede romper"

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris