Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Opiniones de un paisano   -   Sección:   Opinión

Sobre las últimas declaraciones del cardenal Cañizares

Mario López
Mario López
sábado, 30 de mayo de 2009, 09:47 h (CET)
La últimas declaraciones del cardenal Cañizares, minimizando el abuso de menores frente al aborto es un intolerable recurso al “y tú más”, al que tan aficionados son los dirigentes del PP de los que, sin duda, se le habrá pegado –tanta calle juntos es lo que acaba teniendo-.

El cardenal está en su perfecto derecho de criticar el aborto y, si quiere, puede compararlo con un homicidio. Su opinión quedaría desautorizada tanto por la ciencia como por el código civil, pero nada más. Ahora bien, decir que los abusos a menores son actos menos graves que la interrupción voluntaria del embarazo es una provocación inaceptable. En primer lugar, contra las víctimas de esos abusos, que han tenido que arrastrar durante toda su vida sus nefastas secuelas psicológicas. En segundo lugar, contra las mujeres que han practicado el aborto, haciendo uso de un derecho reconocido por nuestro código civil ¿Cómo se atreve este señor a otorgar mayor dignidad a un cura pederasta que a una mujer que ha abortado? En nuestro código penal está duramente castigado –y así debe ser- el abuso a menores. El abuso sexual contra un menor es, desde mi punto de vista, el peor crimen que se puede cometer contra un ser humano después del asesinato. Es cierto que la pederastia no es un crimen exclusivo de los curas católicos, pero sí se trata de un crimen muy característico de estos religiosos y abrumadoramente silenciado por las autoridades eclesiásticas. Y, señor Cañizares, silenciar un crimen es ocultación. Y eso, también es delito. Si los curas no quieren resucitar en nuestra sociedad el anticlericalismo que dejen de una vez por todas de abusar de nuestros hijos y de demonizar a nuestras mujeres. Tengamos la fiesta en paz.

Noticias relacionadas

Rajoy, el francés Valls, Piqué y Cataluña

Los tres se ocuparon de ella

Leticia esclava de su imagen y aguijonazos electorales

“Con los reyes quienes gobiernan son las mujeres y con las reinas son los hombres los gobernantes” Duquesa de Borgoña

Cataluña a la deriva (y 3)

Entre lo emocional, caótico y ridículo

Hipatia, filósofa de Egipto

Es una mujer dedicada en cuerpo y alma al conocimiento y a la enseñanza

Hipnosis colectiva

La capaña representa uno de los capítulos más esperpénticos
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris