Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

Análisis de la nueva web del PP: el PP ya es 2.0

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
viernes, 8 de mayo de 2009, 07:59 h (CET)
Introducción: ¡Por fin! Después de años haciendo chapuceros experimentos acabados todos ellos en fracasos sin paliativos, parece que por fin el Partido Popular de Mariano Rajoy se ha decidido a entrar, en lo que a Internet se refiere, en el siglo XXI. Se presentaba el pasado lunes, con gran convocatoria mediática, asistencia del líder y retransmisión en directo a todo el globo terráqueo a través de de la red, la nueva web de los populares (www.pp.es).

Esteban González Pons, padre del invento, no cabía en sí de orgullo mientras presentaba, en el madrileño Círculo de Bellas Artes, su obra junto a María Dolores de Cospedal, Jaime Mayor Oreja, Esperanza Aguirre y el protagonista de la web que casi todo lo ocupa: Mariano Rajoy. Mariano Rajoy que aprovechó el acto para anunciar que el PP no apoya la criminalización del P2P –por cierto, el Parlamento Europeo ha rechazado que se puedan cortar conexiones a Internet sin autorización judicial por descargas P2P- y que defenderá la “neutralidad en la red”. Fueron también numerosos los cargos populares que asistieron a la original cita: Pío García Escudero, Rafael Hernando, Juan Manuel Moreno, Jorge Moragas, Alfonso Serrano, Teresa de Lara, Miguel Arias Cañete… Los “facebookeros” habían sido invitados por González Pons a asistir a través de dicha red social. Porque el acto, canapés inclusive, estaba abierto a quien quisiera acercase. Lo cierto es que algunos de los políticos presentes asistían sorprendidos al espectáculo de luces, vídeo y sonido ofrecido por la Vicesecretaría de Comunicación del PP sin entender muy bien a qué venía tanto alboroto por una “gües”. Otros, sin embargo, comprenden la importancia del paso que el PP, que entre 2004-06 tenía una clara ventaja en la red frente a la izquierda, ha dado, supone. Ventaja, por cierto, que se fue perdiendo poco a poco por el despertar de la izquierda, así como por la falta de apoyo, siempre el maldito afán de control de los políticos, a las iniciativas particulares en apoyo de los populares; en esto nada ha cambiado.

A primera vista: Una web de diseño bonito y limpio, fácil de cargar, rápida e intuitiva, que a diferencia de la del PSOE, desfasada, no se limita a ser una copia barata de la de Obama y en la que los populares han sabido integrar perfectamente todas las herramientas que el 2.0 ofrece. Así, el internauta podrá acceder a la web desde su i-Phone, móvil o PDA; las redes sociales Facebook y Tuenti, vitales en la estrategia del PP de un tiempo a esta parte, también están presentes. El microblogging también ha sido tenido en cuenta y por eso el PP ya está en Twitter. Además, demostrando que entienden qué es eso del marketing viral, el PP ha creado su propio canal de vídeos en Youtube y de fotos en Flickr. Videocast y podcast también han sido integrados en la página, que cuenta con su propia televisión, al estilo de iPSOETv: PP-TV.

De hecho, la página del PP es una gran página multimedia.

Positivo: Sobresale inmediatamente a los ojos del internauta el videoblog de Mariano Rajoy, mucho más moderno y menos institucional que el de Angela Merkel u Oskar WebPP 006.jpgLafontaine más no tan casero como el de David Cameron (llegó a salir en un vídeo fregando los platos en casa mientras soltaba su speech), cuyos vídeos, firmados por Sergio Ramos, cumplen a la perfección con las normas básicas para tener éxito en la red: son de corta duración; innovan en el formato –aún no está logrado el que no parezcan vídeos políticos pero todo se andará-; sólo se trata un tema por vídeo, se muestra la faceta humana del candidato; se pueden “embeder”, se utiliza buena música y se facilita la comunicación viral. Encima, se pueden dejar comentarios en la propia página. Un 10. Sin duda, lo mejor de pp.es.

Como parece que además el PP ha comprendido la bidireccionalidad que diferencia a Internet del resto de medios de comunicación, destaca también la página por la posibilidad de participación de los internautas, siendo ésta, como destacó María Dolores de Cospedal, “una web para afiliados y no afiliados”. El ciudadano puede, eso sí, previa revisión, comentar las noticias de actualidad. No sólo eso: en el apartado “nuestras ideas”, dividido, a lo Obama, por temas sectoriales que pueden ser seguidos vía RSS, el PP muestra las principales líneas maestras de su oferta electoral –la misma que la izquierda se pasa el día diciendo que la oposición no tiene- y permite al usuario dejar sus comentarios. En los conocidos Foros PP, integrados dentro de Popular.es, que espero estén menos censurados que antaño, los ciudadanos podrán dejar sus propuestas para cada tema sectorial. Propuestas que el PP se compromete a tener en cuenta. Por cierto, parece que, además, el PP se ha dado cuenta que el lenguaje rimbombante, políticamente correcto y pomposo que lleva décadas utilizando en sus ruedas de prensa no nos interesa a los internautas y han decidido utilizar un lenguaje llano, directo, sencillo. En el apartado “Conócenos” se aprecia este cambio de maravilla. Muy bien.

Negativo: La en mi opinión innecesaria red social del PP: popular.es (http://popular.es ), supuesta joya de la corona, que encantó a los periodistas de los medios tradicionales, fue reventada nada más ser presentada por algunos macarras de esos que disfrutan destruyendo y dañando. Macarras que se jactan de haber aprovechado un grave fallo de seguridad de los populares para entrar y retirar contenidos de la web (lo cual podría ser constitutivo de un delito que seguro que no denunciará el abogado de extrema izquierda José Luis Prieto, que anda viendo a ver si puede aprovechar el fallo de los populares para denunciarlos ante la Agencia de Protección de Datos; cada cual hace el ganso como quiere) en la página del activista de izquierdas César Calderón (http://www.netoraton.es/?p=4989). Tan osados son o tan impunes se creen estos macarrillas que, después de que el PP mintiera –señores del PP: en Internet no vale de nada mentir; se pilla antes a un mentiroso que a un cojo- asegurando que el hackeo tuvo lugar antes de la presentación de la página, han subido un vídeo a Youtube en el cual se puede ver cómo retiran el martes pasado contenidos del perfil de Cospedal o cómo muestran la dirección de correo electrónico con que se registró Jaime Mayor Oreja. La Brigada de Delitos Tecnológicos debería, previa denuncia del Partido Popular, investigar la comisión de un presunto delito. Porque digo yo que alguna vez habrá que poner freno a algunas cosas, ¿no?

Pero vayamos al tema: descubierto que el PP ha invertido mucho en diseño e integración de herramientas y muy poco en seguridad, lo cual, además de ser un error gravísimo, debe ser remediado de inmediato, nos encontramos con que, por algún extraño motivo, han decidido hacerle la competencia a Facebook, red social en la que la derecha es mayoritaria. Duplicar esfuerzos que se llama. Eso sí, la red social del PP, a diferencia de la del PSOE, está abierta a todos los ciudadanos pudiendo la persona, en el momento del registro (un correo electrónico válido y un código postal son los únicos requisitos) elegir si se registra como afiliado (aquí ya sí se requieren nombre y apellidos y DNI) o no. Una vez dentro de la red tendremos la posibilidad de agregar amigos, subir alguna foto o bien exportarlas desde nuestro Flickr (complicadísimo y pesadísimo), recibir las últimas alertas de los populares, participar en grupos o foros… todo de mucha peor calidad que Facebook. Lo dicho, una pena que el PP quiera duplicar esfuerzos. Al final quien mucho aprieta…

Además del fallo de seguridad anteriormente mencionado y que sin duda los opinadores más sectarios utilizarán para decir, falsamente, que la web no vale para nada, el PP no ha sabido captar la atención de los “creadores de opinión” de la red. O sea, de los bloggers. Claro que ya sabemos que González Pons considera, erróneamente, que los blogs son sólo para periodistas. En realidad este error también se cometía antes. Así, los agregadores que fueron naciendo desde abajo arriba, o sea, desde la sociedad civil, como el de Hazte Oir (http://blogs.hazteoir.org ) ó AntiZP (www.antizp.org ) han sido sistemáticamente ninguneados por los populares. Sin embargo, aunque en Génova 13 no lo crean, se echa de menos un agregador de blogs propio –mucho más importante que competir con Facebook-, a lo red progresista, que integre a bloggers del PP e independientes que decidan darle su apoyo. No basta con citar el BloPP de Andalucía o a los cuatro bloggers de Madrid. Hay que dedicarle tiempo y esfuerzo a esta parte. Al menos el tiempo y el esfuerzo que le dedicaron en 2004 George W. Bush (BlogsforBush/Blogsforvictory) y en 2008 Barack Obama. La página dedicada a las bitácoras estaría mejor, dado su pobre contenido, si no estuviera. Deben replantearse este asunto. Y cuando antes. Porque crear una red de blogs fuerte, potente, independiente y con credibilidad para sus lectores lleva años y años de trabajo.

El PP se ha apuntado a una licencia de Creative Commons para la parte informativa (excluye la red social) y, sin embargo, a menos que se lea la parte del Aviso Legal, cosa que no acostumbra a hacer la gente, nadie se entera. ¡Publicítenlo un poco, hombre!

Los populares han decidido, además, ofrecer consejos a sus “cibervoluntarios”. Consejos menos elaborados que los del PSOE y muy básicos. Convendría que alguien retocase este apartado y ofreciera algo más interesante al personal. Integrar un sencillo manual de cómo crear un blog podría ser interesante. No pasa nada por ofrecer PDF descargables.

Otro fallo es la poca importancia que en la página principal se le está dando al candidato a las elecciones europeas, Jaime Mayor Oreja. Se echa en falta una web de campaña (por favor, que no sea un bodrio como la de las elecciones generales; aún no me he recuperado del dolor de cabeza generado por tener que fijar la vista para capturar sobre un flash en movimiento con mi ratón la sección que quería ver).

Conclusión: la nueva Web del PP ha situado a dicho partido a la cabeza del ranking de webs políticas españolas. Los populares han dado gracias a esta web un paso adelante en esto de la red. Del 1.0 al 2.0. Podemos afirmar que el Partido Popular es el único partido 2.0, aunque aún le quede mucho camino por recorrer.

Por cierto, una maldad: repasen la página una y otra vez. Miren quién tiene Facebook o Twitter. Quién tiene blog. Y pregúntense dónde está Alberto Ruiz-Gallardón. Debe ser que el siglo XXI y las nuevas tecnologías nada tienen que ver con “el centro” y el despilfarro de dinero público. Mientras unos navegamos a toda velocidad otros van en bicicleta.

Noticias relacionadas

¿Inmigración sin filtros? La criminalidad se instala en España

“La inmigración ilegal es la crisis de nuestro país. Es una puerta abierta para las drogas, criminales y terroristas potenciales para entrar en nuestro país. Se está agotando nuestra economía, añadiendo los costes de nuestra justicia, la salud y los sistemas educativos.” Timothy Murphy

¡Casualidades…des……des………des!, con eco

El Destino no está siendo especialmente amable

Cerdos y tirantes

Decía Pablo Iglesias en algun reunión con sus amiguetes de la kale borroka que había que “cazar fachas”

Carles Riera, sin foto en el cartel

Perfiles

¿Será Erdogan el nuevo Saladino de Jerusalén?

¿Peligra la vida de Erdogan?
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris