Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

Certificado de pobreza

Pascual Mogica
Pascual Mogica
viernes, 1 de mayo de 2009, 06:43 h (CET)
Leo en distintos medios de comunicación que el presidente de la Generalitat Valenciana, Francesc Camps y el secretario general del PP valenciano y diputado autonómico, Ricardo Costa, han presentado, mediante un comunicado, un resumen de los bienes que poseen.

La verdad es que el patrimonio que han declarado no es nada envidiable. En el caso de Camps, todo se concreta en los bienes que posee una familia normal, piso, coche y poco más. En cuanto a los bienes de Costa, su patrimonio se fundamente en dos hipotecas, un préstamo y un saldo negativo en sus cuentas que asciende a 1.435 euros. También hay un coche para lo cual contrajo un préstamo personal de 30.000 euros. Todo normal en una familia de clase media.

Yo no sé a que es debida esta declaración pública de sus bienes, que a mí me parece, más que una manifestación de su patrimonio, la presentación de un certificado de pobreza. Si lo que se pretende es justificar lo de los trajes esto en absoluto demuestra que esos trajes no se los regalaron sino que los pagaron ellos. El que uno posea un patrimonio más o menos elevado no quiere decir que alguien, supuestamente, les regalara esos trajes. Lo único válido para demostrar que esos trajes los pagaron ellos es mostrando las correspondientes facturas y estas no aparecen por ninguna parte, dado lo cual mucha gente comienza a pensar que algo tiene el agua cuando la bendicen. En cualquier caso ese intento por demostrar que con los elevados emolumentos que ambos perciben por el desempeño de sus cargos públicos están soportando las mismas vicisitudes que una familia normal, la verdad, cuesta de asimilar. Aunque en el caso de Camps señala que posee dos cuentas en Bancaja, no señala el saldo existente en las mismas, a más de dos seguros de vida y un plan de pensiones, hay que reconocer que los dos seguros de vida y el plan de pensiones no lo tiene una familia trabajadora. Al menos no la mayoría de ellas.

Reitero mi impresión: Más que una declaración de patrimonio me ha parecido un certificado de pobreza. A lo mejor es que ambos piensan pedir una ayuda a la consejería de Bienestar Social.

Noticias relacionadas

¿Inmigración sin filtros? La criminalidad se instala en España

“La inmigración ilegal es la crisis de nuestro país. Es una puerta abierta para las drogas, criminales y terroristas potenciales para entrar en nuestro país. Se está agotando nuestra economía, añadiendo los costes de nuestra justicia, la salud y los sistemas educativos.” Timothy Murphy

¡Casualidades…des……des………des!, con eco

El Destino no está siendo especialmente amable

Cerdos y tirantes

Decía Pablo Iglesias en algun reunión con sus amiguetes de la kale borroka que había que “cazar fachas”

Carles Riera, sin foto en el cartel

Perfiles

¿Será Erdogan el nuevo Saladino de Jerusalén?

¿Peligra la vida de Erdogan?
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris