Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

Zapatero sigue erre que erre

Miguel Massanet
Miguel Massanet
jueves, 30 de abril de 2009, 07:16 h (CET)
No sé si será una apreciación subjetiva o bien al señor Zapatero se le está afilando el rostro, se le hunden los pómulos y se le afinan los labios hasta convertirse en una línea fina, como corte de cuchillo, que le separa la nariz del mentón; el caso es que se le ve muy desmejorado y no sólo desde el punto de vista físico, que también, sino desde lo que podríamos entender como lucidez mental que, si debemos fiarnos de lo que últimamente le estamos escuchando, da la sensación de ser una especie de disco rayado que no deja de repetir, una vez y otra, de forma machacona y desafinada, los mismos conceptos, idénticos argumentos y similares tópicos y trivialidades, con fuerte aroma a sectarismo partidista y a ideologías trasnochadas, obsoletas y más propias de los mítines de las Trade Unions inglesas, del siglo XIX, que de una concepción moderna de la economía de mercado, la única que, por el momento, ha sido capaz de crear riqueza y bienestar para la ciudadanía.

Podemos comprender que siendo un aprendiz de brujo, desconocedor de los vericuetos económicos y poco dado a dejarse aconsejar por personas más expertas que él en la materia, pretenda convencerse, a sí mismo, de que tiene la posibilidad de conseguir mantener el gasto público indefinidamente y, al propio tiempo, aumentar el endeudamiento del Estado hasta cotas rayanas en la más absoluta irresponsabilidad; pensando, seguramente, que con medidas destinadas a subvencionar el, cada día más creciente, paro y manteniendo los monótonos estribillos con los que ha conseguido adormilar a la clientela que lo votó; va a lograr sacar a España de la deriva a la que la ha conducido su tozudez; si no es que, con su empecinamiento, a corto o medio plazo, no acabe todo este bluff degenerando en un conflicto social cuyas consecuencias sean impredecibles pero no difíciles de imaginar, si nos fijamos en recientes revueltas que han tenido lugar en otros países vecinos, motivadas por cuestiones de menor fuste que el hecho de ser la nación con mayor desempleo de toda Europa ( más del doble de la media), con más de 4.000.000 de parados de los cuales 1.000.000 hay dejado de percibir ayudas económicas y, otro millón de familias, tienen a todos sus miembros en el paro.

Choca que, nuestro Presidente, insista en que no va a rectificar ni un ápice en su política de mantener los beneficios sociales conseguidos por los trabajadores y siga oponiéndose a las propuestas empresariales de conseguir una mayor flexibilidades en sus plantillas cuando, todas las medidas que ha intentado implantar para remediar el paro y reactivar la economía, han fracasado estrepitosamente y, por el contrario, su Gobierno ha sido incapaz de parar la enorme sangría que ha desembocado en el desempleo actual que conduce, según la EPA, a un número de nuevos parados de ¡8.920 personas al día! Este empecinamiento absurdo, este pretender que él está en el buen camino y que sólo aferrándose a sus soluciones, basadas en despilfarrar le Erario público, para conseguir retrasar lo que ya empieza a ser evidente o sea, el completo crac económico derivado de haber abandonado a las empresas a su suerte y permitido que la financiación procedente de los créditos bancarios haya desaparecido, prácticamente, del panorama crediticio español; con las letales consecuencias que cada día podemos constatar viendo los cierres de comercios, los concursos de acreedores y quiebras de cientos de empresas, sólo debido a no poder refinanciar sus deudas..

La remodelación del gobierno sólo a sido una filfa, un medio para poner a señores fieles a él y sacarse aquellos que le ponían obstáculos a su política de incremento del gasto público que, según vamos comprobando, cada vez consigue que la pelota de nuestro endeudamiento se vaya haciendo más onerosa hasta que acabe por explotar, como lo hizo la burbuja inmobiliaria. Sin embargo, desde Bruselas nos vigilan atentamente y ya se nos ha avisado varias veces sobre la necesidad de reducir nuestro endeudamiento para el 2011. Creo que debemos preocuparnos de que, quienes sean partidarios de mantener el camino del endeudamiento, sin preocuparse de sus consecuencias; sean, precisamente, las centrales sindicales, que apoyan al Gobierno sabedoras de que, en el caso de que se siga el goteo o, mejor dicho, el chorro de parados, con dificultad van a poder dominar, como lo han hecho hasta ahora, a una masa de obreros a la que le prometieron “pleno empleo” y ahora, desengañada, se da cuenta de que le estuvieron ocultando la verdad y que todo lo prometido no han sido más que trucos del Gobierno para conseguir sus votos. Me temo que la política de los señores Méndez y Fernández Toxo, de someterse a los deseos del Ejecutivo y evitando la huelga general que, si fuera el que gobernara un partido de derechas ya se habría repetido varias veces; al final, se les va a volver en su contra, cuando los trabajadores les pidan cuentas por su pasividad ante la inoperancia del Gobierno para reactivar el empleo y proporcionarles trabajo.

Por si le faltaran preocupaciones al señor Zapatero, después de haberse tragado que el señor Zarkozy le hubiera tratado de “poco inteligente” cosa que ZP parece que “ha agradecido cordialmente a su colega” como se desprende de sus declaraciones recientes a los medios de comunicación; ahora, la segunda bofetada nos viene del Brasil que, contrariamente a lo que nos quiso hacer tragar ZP, cuando asistió, de prestado, a la reunión del G20 en Londres, respecto a que ya partíamos el “bacalao” en aquel foro; ha querido recordar que España no está ni ha estado nunca en el G20 y que no podrá participar en futuras reuniones “ a menos que no asista en representación de la CE”. El señor Guido Mantega, ministro de Hacienda del Brasil, ha dejado claro que “no se pueden violar las reglas” a lo que añadió: “Sé que numerosos países quieren ingresar ( en el G20) pero hay que tener cuidado porque si no va a perder sus características”. De hecho, EEUU no invitó a España a una reunión ministerial que tuvo lugar el pasado viernes en Washington tras el encuentro del G-7. Por supuesto que ni Moratinos ni ZP abrieron boca para así evitar que los ciudadanos nos diéramos cuenta de cómo han intentado engañarnos, por enésima vez, pretendiendo que los españoles tenemos voz en todos los foros importantes de Europa y América. ¡Ah! Convendría que ZP nos empezara a informar de cuándo el señor Obama nos va a echar una mano para lo de la crisis porque, como se tarde un poco, ¡ya no va a servir de nada! Y es que, señores, al señor Zapatero parece que, de un tiempo a esta parte, ¡le sale la bigotera al revés!

Noticias relacionadas

¿Profecías de Sánchez para el 2040? Antes habrá arruinado España

“No pierda la cabeza, nada ocurre como está previsto, es lo único que nos enseña el futuro al convertirse en pasado.” Daniel Pennac

Menosprecio hacia la vida de algunos

Todos nos merecemos vivir para poder obrar y dejar constancia de lo que uno hace

Lastres y estercolero en la Sesión de Control al Gobierno

​Para el PP, la Sesión de Pleno del Congreso de los Diputados número 156 empezaba lastrada

Rajoy, Sánchez y el mito de Ícaro

“En el pasado, aquellos que locamente buscaron el poder cabalgando a lomo de un tigre acabaron dentro de él” John Fitzgerald Kennedy. 35º presidente de los Estados Unidos

El Satélite Mohammed 6 B levanta vuelo

La nación marroquí sigue su firme camino hacia la modernidad asimilando los avances tecnológicos del mundo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris