Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Fútbol
Etiquetas:   LIGA BBVA / JORNADA 33  

El tren de la permanencia pasa por Almería (sab, 20:00)

El Almería y el Numancia se juegan gran parte de su futuro en primera
Redacción
jueves, 23 de abril de 2009, 19:25 h (CET)
Las matemáticas (más concretamente, las estadísticas) juegan un importante papel en el partido del sábado entre Almería y Numancia. De acuerdo con los números y las jornadas que quedan por delante, una derrota soriana certificaría caso definitivamente el descenso de los numantinos a segunda división. Pero es que una derrota local haría que el Almería vuelva a mirar el descenso muy de cerca, y a estas alturas, eso es muy peligroso.

Alineaciones probables
UD Almería: Diego Alves; Bruno, Acasiete, Pellerano, Mané; Soriano, Iriney, Juanma O., Crusat, Uche y Negredo.
CD Numancia de Soria: Juan Pablo; Juanra, Sergio Ortega, Boris, Cisma; Del Pino, Palacios, Dimas, Barkero; Aranda, Brit.
Árbitro: Mateu Lahoz (colegio valenciano)
Datos: Estadio de los Juegos Mediterráneos de Almería. 25 de abril a las 20:00 horas. Retransmitido por Hogar 10.
Antonio Pérez Gómez / Almería

Así pues, ambos conjuntos juegan con la espada de Damocles sobre su cabeza. El Almería necesita imperativamente la victoria, lo que supondría media salvación en el bolsillo. Por ello se han conjurado para obtenerla como sea. Pero es que para los de Pacheta, ganar les supondría seguir con esperanzas de salvación una semana más. En cualquier caso, como ha quedado dicho, una derrota sí que supondría el definitivo principio del fin. Los rojillos, pues, también vendrán a morir.

El Almería, en alerta
En Almería se ha sentido muchísimo la derrota de ayer en La Coruña. Dados los horribles antecedentes del equipo fuera de casa, Hugo hizo una pequeña revolución en tierras gallegas. No es que se jugara mal...pero se perdió bastante bien. Especialmente en una segunda parte para olvidar, en la que se encajó el gol en el minuto 4 de la reanudación y el conjunto rojiblanco se borró. En en Estadio de los Juegos no se entiende el trastorno bipolar que se opera en el equipo cuando sale de la provincia del Indalo, la preocupación es máxima y la tensión para el partido contra el Numancia enorme, porque es evidente que sin los puntos conseguidos en casa, los rojiblancos estarían perdidos.

El Numancia, a quemar el último cartucho
Los castellanos vienen muy tocados. En la capital del Duero se entendía que el pasado partido contra los leones era un punto de inflexión de cara a la salvación. Se perdió en casa contra un rival directo, que además estaba en inferioridad y los sorianos lo tienen muy crudo. Pacheta ha asumido toda la responsabilidad y manda el mensaje de que aún es posible, siempre que se venza en Almería. Nagore, por cierto, ha tenido una actitud muy diferente a la de su míster y se ha descolgado con unas declaraciones explosivas sobre los colegiados.

Noticias relacionadas

El Valencia CF vive una emotiva jornada de celebraciones por su centenario

El 'Matador' Kempes fue el primero en portar la bandera del club

Míchel, destituido como entrenador del Rayo Vallecano

Las siete derrotas consecutivas en las últimas jornadas han sentenciado al vallecano

El Málaga empata en Los Pajaritos y desperdicia la ocasión de acercarse al ascenso directo

El cuadro de López Garai todavía pudo llevarse los tres puntos

El Alavés coquetea con el sueño europeo y el Girona aflige a Butarque

Los 'babazorros' asaltan El Alcoraz (1-3) mientras el Leganés encaja un duro 0-2

"Estamos en un lugar privilegiado en LaLiga y esperemos sostenerlo hasta el final"

Diego Pablo Simeone, entrenador del Atlético de Madrid
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris