Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Con el telar a cuestas  

En torno al arte poético / de Arteaga, ético, estético (I)

Ángel Sáez
Ángel Sáez
jueves, 12 de marzo de 2009, 06:57 h (CET)
“LA VERDADERA AMISTAD”, POR JESÚS ARTEGA ROMERO

Para todas/os mis amigas/os, que siguen creyendo que la verdadera amistad sale del corazón. Con todo mi cariño.


Pedacitos de amistad
son el tiempo que dedico
al que ofrezco mi confianza
por tenerle como amigo;
y ese tiempo regalado
es un tiempo bien vivido,
bien ganado, aprovechado,
que jamás doy por perdido;
pues el tiempo más preciado
lo regalo a mis amigos.

Pedacitos de amistad
son las risas de cariño;
la ternura de un abrazo
de dolores compartidos;
los recuerdos de la escuela
de un pequeño pueblecito;
reflexiones compartidas,
pensamientos repetidos
que reviven resoñando
cuanto yo soñé de niño.

Pedacitos de amistad
son momentos bien vividos
compartiendo cuanto tengo
con los míos, con amigos
y, hasta incluso, con aquellos
que no tengo yo por míos…
En el fondo, son hermanos
con distintos apellidos,
porque un Padre, que es de todos,
hoy nos pide ser sus hijos.

Importante es en la vida
regalar tiempo a un amigo;
porque sólo en la amistad
construida a pedacitos,
levantamos este mundo
que ha quedado malherido
por abusos e injusticias,
casi siempre de los ricos,
en perjuicio de los pobres,
del anciano y de los niños…

Pedacitos de amistad
son silencios compartidos;
son momentos que se alargan
pero quedan muy cortitos;
son palabras que se escuchan,
son palabras que tú has dicho
y que yo las he escuchado;
son las mismas que te digo
porque ambos dos tenemos
el lenguaje repetido.

Pedacitos de amistad
que, con ritmo siempre fijo,
vamos siempre hacia delante
de la mano y bien unidos
procurando que no queden
en la orilla del camino
los cansados y agobiados,
los que, tal vez, algo heridos,
no mantienen la armonía
de un compás preconcebido.

Pedacitos de amistad
nos recuerdan que el amigo
nos ofrece calidad
de su amor comprometido;
mas medir la cantidad
de amistades no es bonito,
porque enturbian los mojones
que señalan mi camino,
alargando las distancias
de la meta a la que miro.


(Continuará luego o mañana.)

Noticias relacionadas

Monumento al abuelo desconocido

Hemos visto abuelos que han sido el fiel guardián de sus nietos, horas y horas del día dedicadas a ellos, sin descanso ni pausa

120 años del arriado de la bandera española en La Habana

La ceremonia que simbolizó la renuncia de España sobre Cuba

Bersuit Vergarabat y el museo de grandes decepciones

Proyectos artísticos como Bersuit Vergarabat ayudan a transitar por este mundo aciago

Los taxistas, Ávalos (Fomento) y el control de los alquileres

“En el mejor de los casos, la consecuencia de fijar un precio máximo a un artículo determinado será provocar su escasez.” Henry Hazlitt

Foro de Davos y globalización

Es positivo que se reúnan muchos jefes de gobierno de todo el mundo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris