Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Camino de Ciudad Juarez

Ángel Morillo (Badajoz)
Redacción
martes, 10 de marzo de 2009, 05:48 h (CET)
Entre las noticias con que nos encontramos cada día cuando abrimos el periódico o encendemos la TV están las referidas a la ciudad mexicana del Estado de Chihuahua, en la frontera con Texas, frente a El Paso y a orillas del Rio Bravo, de 1.300.000 habitantes, aproximadamente, de Ciudad Juarez: No sé cuántos muertos entre bandas rivales del narcotráfico o, lo que es aún peor, no sé cuántas mujeres asesinadas –feminicidios o “las muertas de Juarez”, le llaman allí- y algún que otro niño de 14 años.

El actual Presidente de este País de valientes periodistas, escritores e historiadores inigualables (entre los que está Miguel León Portilla, casado con una prima hermana de un servidor), Felipe Calderón, ha manifestado hace muy poco que, al menos, la mitad de la policía mexicana está corrompida y vive –muy bien- del soborno de las mafias del narcotráfico. En Ciudad Juarez, y en la práctica totalidad de México, se vive el caos de la incompetencia y la corrupción de gobernantes y guardianes del orden que ahora se está tratando de corregir. El primer saldo que arroja el intento son miles de muertos, y nadie sabe cómo acabará todo.

Es una sociedad adoctrinada en el libertinaje desde la revolución que está a punto de cumplir 100 años. Sin justicia (sólo se castigan el 2% de los delitos que se producen en el País). Donde la corrupción y la impunidad se aposentan como forma de hacer política, ya que, el poder absoluto -la dictadura partidista- ha estado durante 71 años (1929-2000) en manos del mismo partido político, El PRI (Partido Revolucionario Institucional), corrupto desde sus entrañas, protector de las clases privilegiadas para que sus corruptelas sean ocultadas y vividores a tope de los bienes materiales que sus latrocinios les procuran en connivencia con las altas jerarquías empresariales y los llamados cártel del narcotráfico. Es decir, un partido político de “machotes mexicanos”.

Y -en palabras de Rogelio Díaz, analista político- “cuando la corrupción se arraiga de esta manera es prácticamente imposible erradicarla, simplemente porque ya está en la mente de todos los mexicanos donde se ve con naturalidad…”; “cuando una persona desde su infancia ve como se vulneran todas la leyes en base al dinero o al poder de una influencia…, deduce que en esta sociedad o debes tener dinero para estar por encima de las Instituciones, o debes estar en las Instituciones para recibir dinero y solapar a quienes la vulneren”.

Así, la principal consecuencia, según Rogelio Díaz, es la inseguridad ciudadana, miles de ejecuciones y asesinatos cada año, secuestros y asaltos con violencia donde se encuentran involucrados agentes de las diferentes policías, y las Instituciones se encuentran infiltradas por la delincuencia organizada solapada por gobernantes que sólo piensan en enriquecerse de forma personal.

Aquí en España, los casos de corrupción y de impunidad están, últimamente, a la orden del día entre los dos grandes Partidos que todo lo dominan. Y pudiera ser que pronto estemos, sino a la altura de México, si acercándonos paulatinamente.

Y en Extremadura, la pobreza –quizás no tan acuciante como en Chihuahua- y el paro en total desbandada hacia lo intolerable, hacen que la región viva situaciones muy preocupantes. Sus gobernantes, tiene uno la sensación, “fomentan” la falta de educación para el dominio de las conciencias y las opiniones y el incivismo para preservar sus status caciquiles. O sea, el pueblo condenado a la miseria intelectual y económica para su fácil sometimiento y esclavista explotación.

En la mayoría de las regiones de los países de la EU se cambia de gobierno con relativa frecuencia y sus moradores caminan hacia el progreso y una sociedad cada vez más justa y equitativa. Aquí, donde el PSOE lleva gobernando casi desde que se inició la andadura democrática, tenemos la renta per cápita más baja de España, la economía regional hundida (los autónomos en los comedores de Cáritas), el PIB como el de hace 25 años, las cuentas de las distintas administraciones (atiborradas de altos Cargos, Asesores, etc.) en números morados, y más y más y más que estoy cansado de “denunciar” y que a la gente –eso es lo verdaderamente peligroso, como en Mexico-, cada día, les parece más propio. Lo que no es óbice, no obstante, para seguir con el despilfarro en publicidad (modo encubierto de comprar voluntades y de llevar a cabo la censura), usar más de 1500 automóviles, comilonas por cualquier motivo, creación de Organismos para imagínense que (además de más Altos Cargos), etc., etc.

Da la impresión de que esta región seguirá siendo gobernada durante muchos años más por los mismos que ahora, y, desde luego, al partido político que los sustenta habrá que añadir la “i” de institucional como la de ese partido mexicano que ha gobernado durante tantísimo tiempo. Con lo que, no hay duda, hemos iniciado el CAMINO DE CIUDAD JUAREZ.

Noticias relacionadas

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris