Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Opiniones de un paisano   -   Sección:   Opinión

De la euforia del PP

Mario López
Mario López
sábado, 7 de marzo de 2009, 07:48 h (CET)
No salgo de la perplejidad que me causa el inusitado regocijo de los miembros del PP por los resultados cosechados en Galicia, como si indicaran un espectacular vuelco en la intención de voto del electorado y el presagio de la reconquista del poder a nivel nacional. En las primeras elecciones gallegas, allá por 1981, AP ya se hizo con el triunfo, a pesar de no ser –como se demostraría en las elecciones generales de 1982- más que la cuarta formación política del país, tras UCD, PSOE y PCE. De ese modo Fernández Albor se convirtió en el primer presidente de la Xunta. En 1985 Fernández Albor consigue la reelección. En 1989 Manuel Fraga consigue la primera mayoría absoluta de la historia electoral gallega. Resultado que repetirá en las siguientes elecciones de 1993, 1997 y 2001. Sólo en 2005, con un Fraga cuyo perfil se acercaba más al de residente de geriátrico que al de presidente regional, la coalición de izquierdas consiguió vencer por la mínima. No es que los gallegos cambiarán de orientación política sino que vieron a Fraga muy mayor. Esa es la única y cabal explicación. Ahora, con un líder joven, el PP ha recuperado lo que siempre fue y será suyo.

Es perfectamente comprensible que los miembros del PP se hayan mostrado eufóricos tras los comicios gallegos y vascos, a pesar de mantener en Galicia su posición histórica de siempre y sufrir un pequeño descalabro en Euskadi. Pero estando como estaban, acosados por los casos de corrupción y las luchas intestinas, con el liderazgo de Mariano Rajoy haciendo aguas por sus cuatro costados, los resultados obtenidos en las elecciones autonómicas les han sabido a gloria. Gloria que les durará lo que tarden en volver a la realidad.

Noticias relacionadas

La plaga del divorcio

El divorcio se le considera un ejercicio de libertad cuando en realidad es un camino hacia la destrucción moral

Tortura y poder

Está claro que la tortura no puede ser objeto de justificación, ni siquiera la aparentemente civilizada

Absurdo pensar que Casado pueda reflotar al PP para mayo

“Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.” Mahatma Gandhi

¿Está más cerca la República en España?

¿Por qué triunfó la Moción de censura contra Rajoy?

Ábalos, Organización y Fomento

¿Ferrocarril en Extremadura? No me siento responsable
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris